El primer año
de Hazard en el Real Madrid
Hazard ha sufrido de lesiones esta temporada. Foto: EFE

"La peor temporada de mi carrera profesional". Así de rotundo se ha mostrado Eden Hazard tras conseguir su primer título con el Real Madrid, LaLiga Santander. El futbolista belga no ha  tenido, sin duda, el protagonismo esperado y las lesiones que ha venido encadenando han influido totalmente en su irregularidad a lo largo de la temporada.

El 7 de junio de 2019, se anunció la contratación de Hazard por el Real Madrid, para las próximas cinco temporadas. Pese a las expectativas de su fichaje, una lesión en la pretemporada que le apartó un mes de la actividad, marcó su irregular inicio con el club. Hizo su debut el 14 de septiembre, tras sustituir a Casemiro, en la victoria por 3-2 frente al Levante,​ y fue poco a poco sumando minutos tras su recuperación hasta disputar 13 partidos en los que anotó un gol y dio tres asistencias, siendo solo 5 partidos jugados de manera completa. Tras dicha sucesión pareció recuperar el nivel de temporadas anteriores hasta ser finalmente referencia del ataque del equipo. Su buen momento se vio truncado en el partido de Champions League frente al PSG disputado el 26 de noviembre en Madrid, cuando su compañero en la selección y rival en el partido Thomas Meunier realizó una fuerte e innecesaria entrada a Hazard que le microfracturó del tobillo derecho.

Hazard celebrando. Foto: EFE
Hazard celebrando. Foto: EFE

Tras un nuevo período de inactividad de más de dos meses, regresó el 16 de febrero frente al Celta de Vigo, partido que finalizó 2-2 y en el que el belga dio una asistencia y sorprendió por su gran estado de forma. Sin embargo a la jornada siguiente frente al Levante en un lance del juego se retiró del partido con molestias y tras un reconocimiento médico se le diagnosticó una fisura en el peroné distal derecho.​ El tiempo estimado de baja tras una necesaria operación fue de dos a tres meses, por lo que su primera temporada se daba por terminada. Pero al belga le vino bien el parón por causa del coronavirus; y pudo estar presente en la mayoría de los 11 partidos que jugaron desde junio.

Pero Hazard no quedó contento y fue muy duro y critico consigo mismo: "Mi primer año ha sido malo". "Colectivamente hemos ganado la Liga, el Madrid vuelve a ser campeón, pero yo no puedo estar satisfecho con mi participación. Y lo reconozco”.  

Las lesiones han sido su principal problema. Solo ha podido disputar 21 partidos oficiales en su primera temporada como merengue, anotando tan solo un gol y marcando cuatro asistencias, una cifra escasa para la importancia que debía tener en el terreno de juego.

Todavía queda la Champions League en Agosto, en donde no se sabe si el Madrid puede quedar eliminado en su primer partido, o avanzar a cuartos de final y pelear por la orejona número 14. Hazard quiere revancha, y desde ya, quiere comenzar a lucirse y ser el mismo que llevó a ganar trofeos al Chelsea.

VAVEL Logo