Las peleas ensucian la imagen de la NFL
Mike Evans sancionado con un partido | Foto: NFL

Como en todos los deportes de contacto, en unos más que otros, siempre se producen acciones esporádicas de violencia, causadas por acciones de juego sucio o agresiones. El papel de juzgar, condenar y evitar que se repitan estas acciones recae en la propia NFL. La forma de juzgar y condenar este tipo de acciones, ha quedado en entredicho esta semana, al  ver el criterio de la NFL al sancionar algunas de estas acciones, mientras que otras de igual gravedad quedaban impunes de sanción. 

Si realmente la NFL pretende erradicar este tipo de comportamientos deberá llevar a cabo un análisis igualitario entre todas las acciones conflictivas y la imposición de sanciones más duras a los jugadores involucrados.

Mike Evans vs Marshon Lattimore

Durante el encuentro disputado entre Tampa Bay Buccaneers y New Orleans Saints, tuvo lugar una acción violenta que vio su origen en el momento en el que el quarterback de Tampa Bay, Jameis Winston provocó al jugador de New Orleans Marshon Lattimore, el cual respondió con un leve empujón. Fue en ese momento cuando el receptor de Tampa Bay, Mike Evans, decidió propinar un contundente y desmesurado empujón por la espalda a Lattimore, lo que originó una pequeña tangana entre ambos equipos y el gran enfado del entrenador de New Orleans, Sean Payton.

Mike Evans no fue expulsado del partido, pero posteriormente, la NFL ha decidido aplicarle una sanción de un partido por dicha acción de violencia. Tampa Bay, que ya venía de una situación complicada, ve como esta se ve agravada, enfrentándose la próxima semana ante los New York Jets sin su quarterback principal J. Winston por lesión y sin su receptor estrella M. Evans.

 

A. J. Green vs Jalen Ramsey

En el partido que disputaban Cincinnati Bengals y Jacksonville Jaguars, se produjo la agresión más llamativa de toda la jornada, teniendo como protagonistas al receptor de los Bengals, A.J Green y al cornerback de los Jaguars, Jalen Ramsey, que ya venían teniendo pequeños roces durante el encuentro. El origen de dicha pelea tuvo lugar en el momento en el que, el jugador de los Jaguars, propinó un empujón que desestabilizó al receptor de Bengals, Green terminó de perder los papeles y respondió bloqueando al defensa de Jaguars por el cuello con una llave por la espalda, tras arrojarlo al terreno de juego, comenzó a propinarle una serie de puñetazos. Posteriormente la acción originó la tangana entre ambos equipos.

En este caso, ambos jugadores fueron expulsados del terreno de juego, terminando para ambos el partido, pero a diferencia del caso anterior de Evans, la NFL, ha decidido no aplicar sanción alguna a ningún jugador, por lo que ambos equipos podrán contar con ellos para sus próximos partidos.

Cardinals vs 49ers

El encuentro entre los Arizona Cardinals y San Francisco 49ers dejó una pelea entre ambos equipos, después de que el quarterback de los 49ers, recibiera un golpe sucio en el momento que estaba realizando un slide para finalizar la jugada. La plantilla de San Francisco entendió dicha acción como violencia innecesaria hacia su quarterback, por lo que terminó generándose la pelea entre ambos equipos.

Todo ello finalizo con la expulsión del partido de Haason Reddick y Frostee Rucker para los Cardinals y la de Carlos Hyde para los 49ers, ninguno de ellos ha recibido sanción alguna por la NFL.

Otros antecedentes

Odell Beckham Jr vs Josh Norman

Uno de los casos de violencia más famosos en los últimos años, es  la sucesión de continuos encontronazos entre el receptor estrella de los New York Giants, Odell Beckham Jr, y el actual cornerback de Washington Redskins, Josh Norman. La rivalidad entre ambos viene desde que Norman vestía los colores de los Carolina Panthers.

Uno de los capítulos más destacables entre ambos jugadores es el dio lugar en el año 2015, durante el encuentro que enfrentaba a Carolina Panthers contra New York Giants.

Ambos jugadores permanecieron ausentes del partido, llevando un encuentro cara a cara privado, en el que cada down parecía un round de combate. Ambos dieron una vergonzosa imagen que dio la vuelta al mundo y que todavía hoy es recordada.

La NFL mostró su pésima eficacia a la hora de castigar este tipo de acciones al aplicar solamente la sanción a uno de ambos jugadores, Odell Beckham Jr fue sancionado sin jugar y cobrar durante solamente un partido.

Super Bowl XLIX

Otra pelea entre dos equipos que muchos recordaran, es la ocasionada en los segundos finales de la Super Bowl XLIX, que enfrento a Seattle Seahawks y New England Patriots. La pelea entre ambos equipos tuvo su centro de atención en Bruce Irvin, el cual lanzó un puñetazo a nada más y nada menos que el ala cerrada de Patriots, Rob Gronkowski.

La acción solamente se saldó con la expulsión de Irvin, la cual fue insignificante en comparación a perder una Super Bowl.

MEDIA: 5VOTES: 1
VAVEL Logo