Leyenda Philadelphia Eagles: Vince Papale
Foto: Philadelphia Eagles

No busquéis su nombre en las listas de máximo número de yardas recibidas, ni tratéis de averiguar si figura en el Hall of Fame, ni siquiera veréis su número 83 colgando del Lincoln Financial Field, no se trata de ese tipo de leyenda.

Lo que consiguió Vince Papale fue mucho más allá de simples números sobre el papel o de actuaciones memorables dentro del terreno de juego, su legado consiste en cómo consiguió dotar de fe a una generación de americanos, que en plena guerra de Vietnam, necesitaban algo a lo que agarrarse.

Nacido en Chester (Pennsylvania) en 1946, Papale fue un fiel seguidor de los Eagles desde su infancia. Destacó desde el instituto tanto en fútbol americano como en atletismo. Tanto fue así que cuando dio el salto a la universidad, se decantó por la Philadelphia´s Saint Joseph´s University, que no contaba con un programa de fútbol americano. Fue una estrella universitaria, ganando grandes premios en atletismo, pero una vez terminó sus estudios, comenzó una vida normal como profesor de instituto y entrenador del equipo de fútbol americano del mismo. 

Pese a conseguir asentarse dentro de una vida apacible, la llamada del deporte continuaba ahí para Vince, por lo que decidió apuntarse a las pruebas de los Philadelphia Bell, equipo de la ya desaparecida World Football League. Cuando llegó ese momento Papale ya tenía 28 años, por lo que tuvo que mentir sobre su edad para que le admitieran en el proceso de selección. Consiguió entonces su primer éxito, pasó los cortes y se convirtió en WR del equipo y jugó allí dos temporadas.

Pero entonces, una oportunidad más grande aún se abrió ante él. Por primera vez en la historia, un equipo profesional de fútbol americano abría una inscripción para que cualquier interesado se apuntara para realizar pruebas con el equipo, oportunidad que Vince, fanático hasta el punto de tener durante 10 temporadas el abono para ver jugar a su equipo, no podía dejar pasar.

Fue ahí donde comienza su leyenda, y desde donde parte también la película de 2006 "Invencible", protagonizada por Mark Wahlberg y que narra esa etapa de la vida del jugador. Papale consiguió avanzar dentro de todas las etapas de selección hasta que finalmente pasó de ser un profesor suplente a jugador profesional de la NFL de la noche a la mañana.

De la mano del entrenador Vermeil, Vince Papale se convirtió en el único rookie de la historia mayor de 30 años y que además no contaba con ninguna experiencia universitaria. Ahí radicaba toda la magia entorno al receptor de los Eagles, todos los aficionados se vieron reflejados en él, vieron como el sueño de cualquiera se podía cumplir si de verdad se lucha por él. Vince sin embargo, no sólo luchó por él, sino que además contó con las aptitudes necesarias para mantenerse tres temporadas en la plantilla, e incluso ser elegido como capitán de los equipos especiales.

Vince Papale, una leyenda para toda la ciudad de Philadelphia (aún hoy conserva el sobrenombre de "Rocky") y para cualquier aficionado al fútbol americano que se acueste soñando en convertirse algún día en jugador profesional.

VAVEL Logo