La Roja busca su primer Copa América
Todo Chile festeja un gol de su selección. (Foto: El Gráfico)

Al hablar de fútbol latinoamericano, Chile es una referencia obligatoria. Su liga se encuentra entre las mejores del continente y cuenta con un público muy seguidor. Además, este deporte es el más practicado en el país trasandino.

Teniendo en cuenta estas características, cuesta comprender cómo el pueblo chileno nunca pudo festejar ni una Copa América. Participó en 36 ocasiones pero nunca logró quedarse con el máximo galardón: su mejor posición fue un subcampeonato, puesto que ocupó en cuatro oportunidades.

Siendo el país organizador, la selección chilena juega con un factor que puede ser utilizado a su favor o en su contra: la ansiedad de la gente. El conjunto dirigido por Sampaoli demostró a lo largo de esta edición de la competencia que la responsabilidad no le pesa. Por eso, en su séptima vez como local, el factor 'público' será una ayuda con la que contará 'La Roja'.

Además de haber sabido cómo sobrellevar las emociones de la gente, el combinado del técnico argentino tuvo que reponerse varios golpes sufridos a lo largo de esta Copa América. El primero llegó con el accidente que tuvo Arturo Vidal, quien estuvo detenido por unas horas. El segundo conflicto que debió superar este plantel fue la sanción que recibió Gonzalo Jara por su provocación a Edinson Cavani. Ayudado por el apoyo de su público, el plantel supo atravesar esas desgracias y hoy se encuentra enfocado en ganar la final para entrar en la historia grande de su país.

Contando con la mejor generación de futbolistas chilenos de todos los tiempos, sumado al apoyo de su público, Chile buscará obtener su primer título. Están listos para hacer historia.

Los cuatro Subcampeonatos de Chile 

Primeros dos: Todos contra todos, 1955 y 1956.

El Campeonato Sudamericano de 1955 tiene varias coincidencias con esta Copa América 2015: el partido decisivo lo disputaron el local y Argentina, en el Estadio Nacional. Aquel partido es uno de los peores recuerdos futbolísticos para el pueblo chileno porque el último partido se vió envuelto en una tragedia. 

Con Enrique Hormazábal como mejor jugador del torneo y abanderado de La Roja, el local y Argentina llegaban al último encuentro igualados en puntos. Frente a más de 65.000 personas, la Albiceleste consiguió un agónico triunfo por 1 a 0 y se quedó con el trofeo.

En la previa de aquella ‘final’, seis personas murieron aplastadas en las rejas por estampidas de gente que buscaba desesperadamente una entrada para poder ver a Chile campeón.

En el Campeonato Sudamericano del año siguiente La Roja llegaría nuevamente al segundo puesto, aunque en este caso lo compartiría con Argentina y Brasil. Aquel torneo se lo adjudicó el local, Uruguay. Cabe destacar que nuevamente el goleador del certamen fue el chileno Enrique Hormazábal con cuatro tantos.

Las dos finales: 1979 y 1987.

La torneo disputado en 1979 no tenía sede fija, pero sí contaba con un formato más moderno: zona de grupos y eliminación directa. Chile llegó a la final. Luego de ganar su zona y de superar a Perú en semifinales, La Roja debía disputar la última serie ante Paraguay. La ida fue 3 a 0 para el conjunto albirrojo en Asunción. La vuelta, terminó 1 a 0 en favor de los chilenos. El último partido se disputó en el José Amalfitani (Estadio de  Vélez Sarsfield) y culminó con una igualdad en 0. Con un global que lo favorecía (3-1), Paraguay se quedó con la copa.

La selección chilena debió esperar 28 años para volver a disputar una final y la última vez que tuvo la posibilidad de ser campeón data en 1987. Nuevamente, La Roja ganó su grupo y dejó atrás a Colombia en semifinales para enfrentarse a Uruguay en el duelo decisivo. En el Monumental de Nuñez, un gol de Pablo Bengoechea le daría la copa a la Celeste.

VAVEL Logo