Steve Kerr sobre la derrota en Indiana: "Estoy avergonzado"
Steve Kerr esperaba mucho más de sus pupilos | Foto: zimbio.com

Hagan lo que hagan, los de Oakland van a finalizar como segundos clasificados de la Conferencia Oeste. Esta condición parece estar afectando a la plantilla en las últimas fechas, mostrando tal vez cierta dejadez en algunos partidos, como el disputado ante los Pacers.

Los Warriors perdieron de manera contundente (126-106) ante el primer equipo que les hace un sweep (ganar todos los enfrentamientos directos) desde que Steve Kerr se sienta en el banquillo. Sin embargo, el hecho de perder no fue lo que cabreó al head coach, sino cómo llegó la derrota.

A su parecer, sus chicos no tuvieron una buena actitud: "Es difícil ganar un partido NBA si no te esfuerzas en absoluto". Según el veterano David West, Kerr les reunió en el vestuario durante dos minutos para darles una charla sobre ésto. Aun así, Kevin Durant no compartía la opinión de su entrenador, aunque aseguró entenderla.

Pero para Kerr esto no es un episodio más. Los playoffs están a la vuelta de la esquina y quiere que el equipo llegue a pleno rendimiento, sin relajación alguna. No había excusas: "Estoy avergonzado. Sé que este juego no significa nada para la clasificación, pero los playoffs empiezan la próxima semana. Ha sido un esfuerzo vergonzoso. Un esfuerzo patético", afirmó visiblemente enfadado y decepcionado.

Ante la pregunta de si sus jugadores estaban aburridos por lo intrascendente del partido para la clasificación, el técnico señalo que "tal vez". Además, Shaun Livingston también compareció ante los medios y apoyó a su entrenador. Según el base pueden tener días malos en el juego, pero nunca en cuestiones de esfuerzo o intensidad.

Aparte, Livingston resaltó: "Ellos [los Pacers] jugaron baloncesto de playoffs, nosotros no", mostrándose así de autocrítico. Y es que en Indiana siguen luchando por conseguir factor cancha para la primera ronda, un objetivo que sin duda les motivó para barrer al actual campeón.

El más destacado entre los pupilos de Nate McMillan fue Bojan Bogdanovic. El alero croata anotó 28 puntos con una gran serie de tiro: 11/13 en tiros de campo con un casi perfecto 6/7 en triples. Mientras, en los Warriors el mejor volvió a ser Kevin Durant, aunque para conseguir sus 27 tantos necesitó 23 lanzamientos a canasta.

VAVEL Logo