Valencia anota 22 triples y vence a Delteco GBC
Doornekamp fue el mejor de Valencia con 17 puntos y 5 T3 | Foto: ACB Photo

Valencia Basket batió el récord de triples anotados en un partido de la liga Endesa que ellos mismos regentaban desde 2016. Un total de 22 conversiones de tres puntos para superar el anterior registro, que estaba en 21. Curiosamente, ambas cifras se han alcanzado contra el mismo rival, Gipuzkoa Basket, que parece haberse convertido en la víctima favorita del conjunto valenciano. Aaron Doornekamp y Rafa Martínez han sido los mejores del choque con cinco triples cada uno para un total de 17 y 15 puntos, respectivamente. 

En cuanto a Delteco GBCKenny Chery ha sido el mejor del partido, ha acabado con 20 puntos, pero no ha estado bien acompañado, pues el único jugador donostiarra que supera la decena de puntos, además del base americano, es Jordan Swing, que ha enfilado los vestuarios con 13 tantos en su haber. Los vascos no supieron aprovechar las innumerables bajas de Valencia Basket, que a las ausencias de Antoine Diot, Guillem Vives y Tibor Pleiss, tuvieron que sumar la baja de Fernando San Emeterio, que estará fuera de las pistas las próximas tres semanas debido a una rotura fibrilar en el sóleo izquierdo. 

Los vascos han bajado mucho su producción baloncestística en las últimas jornadas. A comienzo de temporada, Delteco GBC fue la gran sorpresa de la competición, pues con una plantilla muy modesta logró colocarse en media tabla tras haber ascendido la campaña anterior. La disminución de victorias y de juego por parte de los donostiarras, en parte, es debido a que Henk Norel, que comenzó el curso muy enchufado, ha sufrido una serie de problemas físicos que han percutido en su estado de forma, tanto física como anímica, y Gipuzkoa Basket ha perdido un referente ofensivo muy importante. 

Siete de nueve para empezar

Necesitó poco Valencia para conseguir la primera ventaja clara del partido, pero no fue del todo mérito del conjunto de Txus Vidorreta, sino que fue demérito de Delteco GBC, que parecía no haberse percatado de que el partido había comenzado. Doornekamp, Rafa Martínez y Bojan Dubljevic enchufaron sendos triples ante la pasiva y, casi, inexistente defensa guipozcoana. 

Con siete de nueve en tiros de tres en los primeros compases del choque, Valencia Basket se marchó en el electrónico con mucha facilidad. Del conjunto de Porfi Fisac, el único que parecía querer responder a la tormenta naranja era Kenny Chery, que anotó todos los puntos de los donostiarras en los primeros diez minutos del partido. (10-31)

Dominio valenciano

Delteco GBC trató de volver al partido por todos los medios, pero con un Valencia Basket lanzado y tras el desastroso cuarto que se había marcado el equipo de San Sebastián, es muy difícil lograr un buen rendimiento y recortar las distancias. Pese a los ocho puntos consecutivos de Jordan Swing, GBC no conseguía acercarse en el marcador.

Los de Txus Vidorreta no pararon de acribillar a los vascos desde el perímetro, pero los ataques comenzaron a ser algo más equilibrados en cuanto a los lanzamientos de dos puntos y de tres. (31-55)

Delteco GBC despierta

Tras el paso por los vestuarios, el partido cambió ligeramente. Porfi Fisac consiguió que su equipo se olvidase del marcador y saliese a competir el partido y a tratar de aproximarse a Valencia BasketKenny Chery fue muy importante en este periodo, pues siguió enchufado, pero la aportación de jugadores como Henk Norel y Michael Fakuade dio otro color a los ataques donostiarras y llegaron a ponerse a 11 puntos de los valencianos. 

Pese a todo esto, Gipuzkoa Basket sólo pudo acercarse hasta los 16 puntos para afrontar los últimos diez minutos. En parte, fue debido a que los del Turia no bajaron demasiado su producción y siguieron muy acertados desde el perímetro. (54-70)

Sin sorpresas

El último periodo volvió a ser para los valencianos, que acabaron batiendo el récord en triples anotados y no dejaron que Delteco GBC se acercara en el marcador. Los vascos llegaron a ponerse a nueve puntos de diferencia, pero Valencia Basket volvió a poner toda la carne en el asador y no permitió que los locales celebrasen lo que hubiese sido una remontada histórica.  

VAVEL Logo