Klay Thompson, la recta
final de un calvario
Fuente: NBA

Más de dos años han pasado desde la última vez que tuvimos la oportunidad de ver a Klay Thompson jugando al baloncesto al más alto nivel. Fue durante un partido de las Finales de la NBA en 2019 cuando Klay sufrió una rotura del ligamento cruzado anterior. Tras un año alejado de las canchas, parecía que regresaría para la temporada 2020-2021. Nada más lejos de la realidad. En noviembre de 2020, Thompson tuvo que lidiar con una rotura del tendón de Aquiles, lo que prolongaría su ausencia para otra campaña más. Sin duda, dos de las lesiones más graves que pueden afectar a un deportista.

Todo eso queda ahora atrás. El cinco veces All-Star ya ha regresado al trabajo en grupo. En un comunicado de la franquicia de San Francisco, confesó que se sentía emocionado por poder volver a ejercitarse con sus compañeros, jugar de nuevo al baloncesto y dejar atrás la complicada situación que le ha tocado vivir.

La semana pasada, Klay recibió la autorización del equipo médico para empezar a trabajar en el 5 contra 5, sin ninguna incidencia negativa hasta el momento en relación a los problemas físicos. Tuvo la ocasión de atender a los medios de comunicación tras el entrenamiento. El jugador recibió preguntas acerca de cómo se sentía y cuáles serían sus objetivos de cara a su regreso. Estas fueron sus palabras:

Es difícil expresar con palabras lo agradecido que estoy por volver a jugar al baloncesto. Me siento como yo mismo. Me siento genial. Estoy haciendo tiros y estoy practicando mucho en defensa. La parte más complicada en este proceso es simplemente simular un partido y ese acondicionamiento que conlleva ser un gran jugador de la NBA. Es difícil, y definitivamente es algo que lleva tiempo”.

“Lo único que quiero es ganar de nuevo, quiero ganar el cuarto anillo. El no poder competir durante estos dos últimos años… Tengo la sensación de que tengo mucha energía acumulada y tengo que demostrar que sigo siendo uno de los mejores. No a nadie, sino a mí mismo. Tenemos un gran equipo: un MVP de las Finales, un dos veces MVP, un DPOY... Somos campeones. Tenemos ese núcleo, gente joven y jugadores que asumen su rol y saben lo que tienen que hacer. Solo quiero ganar otro campeonato”.

  • ¿Hay una fecha exacta para el retorno?

Aunque no hay un día concreto marcado en el calendario para su vuelta a las canchas, los rumores apuntan a que podría reaparecer durante la semana de Navidad. Esto decía Steve Kerr al respecto:

"No tenemos una fecha fijada. Lo que tenemos es un número de semanas por delante donde vamos a jugar y seguir dejándolo practicar con la mayor frecuencia posible para que desarrolle esa resistencia. Creo que dentro de unas semanas lo haremos finalmente y podremos obtener una fecha objetivo, pero no tenemos una en este momento".

Con esto deja claro que no van a precipitarse. Por suerte para el entrenador, su regreso no corre prisa. Los de la bahía son líderes de la Conferencia Oeste y encabezan la clasificación de la liga. Por lo tanto, Thompson puede terminar su recuperación con calma. Tras casi dos años y medio, esperar un poco más no resulta tan dramático.