La Ponferradina desmonta al Valladolid
Sobrino se lleva el balón ante la mirada de varios rivales Foto: lfp.es

Imbatible. Así es como podría definirse los últimos partidos de la Ponferradina como local: 3-0 frente al Sabadell, 3-0 frente al Girona y 2-0 frente al Valladolid. El fortín de El Toralín ha vuelto, y puede que en el momento perfecto de la temporada para aupar a una Ponferradina de ensueño a unos Play Off mágicos, que supondrían la guinda perfecta del pastel, que los bercianos llevan cocinando toda la temporada. 

La Ponferradina y su Toralín siguen siendo ese "Teatro de los Sueños" en el que todo es posible

Una Ponferradina que se empeña en ofrecer una comedia en su estadio a su afición, y que alterna con tragedias a domicilio, que empañan la buena marcha de un equipo que como local, poco le importa el rival que tiene enfrente, su entidad, su historia, e incluso su palmarés, prácticamente todos, acaban claudicando ante un conjunto blanquiazul, que con la ayuda de su estadio y su gente, en una unión casi perfecta, demuestra cada dos domingos que, aunque los sueños , sueños son, ellos quieren convertir esos sueños en realidad y llegar a una promoción que supondría un hito histórico para todos, y que vendría a demostrar el buen trabajo que lleva realizando este club desde hace más de una década.

Un derbi igualado

Hoy visitaba el estadio blanquiazul, el Valladolid, el conjunto de la capital de la comunidad, en un derbi regional con bastante más igualdad que en los años atrás, donde los pucelanos visitaban Ponferrada con bastante superioridad, uno conjunto blanquivioleta que soñaba con auparse al liderato de la liga, tras la debacle de sus rivales en el día anterior. Se ponían frente a frente dos de los mejores conjuntos como locales, el mejor, el Valladolid, frente al cuarto mejor, la Deportiva. Pero el que jugaba en casa, era la Deportiva, que buscaban aprovechar las debilidades de un conjunto, que al igual que ellos afloja de manera considerable como visitante, y que encadenaba dos derrotas consecutivas.

El partido comenzaría con la Deportiva lanzada en tromba desde el primer minuto y muy pronto, en el minuto ocho, la balanza empezaría a desnivelarse del lado local. Tras un buen pase de Ramírez, Sobrino realizó un espectacular amago, en el que sin tocar el balón, lo dejo perfecto en las botas de Berrocal, para que escorado, y solo ante Javi Varas batiese al portero pucelano, haciendo el primero de la tarde. A partir de ahí la primera parte, sería prácticamente blanquiazul, y donde los bercianos gozarían de varias claras ocasiones para aumentar la renta. La tuvo Jony en un disparo desde la frontal flojo, que atrapó fácil Varas, posteriormente sería Infante, el mejor de los bercianos en el día de hoy,  tuvo una de las ocasiones más claras con un disparo que se iría fuera por muy poco. 

Dominio local sin fortuna

También Gaztañaga gozaría de una clara ocasión, tras un potente disparo que obligaba a Varas a intervenir para evitar el segundo gol local, mientras la tormenta local se desataba el Valladolid apenas conseguía hilvanar una jugada con peligro, y la única ocasión con peligro de la primera parte, vino en botas de Mojica en una jugada que tuvo que cortar Gaztañaga. Se llegaba al descanso con el gol que dejaba en ventaja a los locales, pero que dejaba un sabor agridulce a los bercianos, ya que las ocasiones y el fútbol mostrados, merecían un botín mejor, mientras el Valladolid suspiraba por el descanso, en busca de una solución.

Inicio fulgurante y la sentencia

La segunda parte vendría a repetir el guión de inicio de la primera, la Ponferradina lanzada en busca de un gol, que supusiera casi el hachazo con el que tumbar al Valladolid y ese gol llegaría de nuevo muy pronto, corría el minuto 52 cuando, tras un buen contragolpe de los blanquiazules, Acorán entraba con el balón en el área y su disparo iba a ser rechazado por Varas, para ser nuevamente recogido por el jugador tinerfeño, que tras perderlo caería en botas de Infante, que tras intentar driblar al defensor, era derribado y el colegiado iba a interpretar la pena máxima. Yuri que había salido, por el lesionado Sobrino, se encargo de ejecutar el lanzamiento, su disparo certero al palo derecho fue imposible para Varas, que a pesar de adivinar el lado y su increíble estirada, el balón acabaría por colarse poniendo un más que merecido dos cero. 

A partir del segundo gol, la Deportiva iba a buscar un gol más y aprovechando, que el Valladolid se echaba arriba en busca de un gol con el que meterse en el partido, iba a gozar de innumerables contras, en las que sin embargo, la suerte no estaría del lado local. Primero Berrocal tras un gran pase de Yuri, que no pudo alcanzar, posteriormente Acorán con un potente disparo, e Infante, de nuevo, iba a gozar de la mejor ocasión en la que tras plantarse frente al portero en la frontal del área, su disparo se iba a ir desviado, en una jugada en la que tenía a Yuri completamente solo. A partir de ahí el Pucela se iría arriba en busca del milagro, y la Ponfe, acomodada por el resultado y el juego, se iba a replegar, esperando el paso de los minutos con el que llevarse la victoria.

Dominio visitante al final sin premio

El conjunto pucelano iba a gozar de varias claras ocasiones con las que recortar el marcador, primero un penalti claro, cometido por Acorán que el colegiado no interpretó así, y posteriormente Hernan Pérez en un disparo lateral, iba a poner en apuros a la zaga local, de nuevo el mismo jugador obligaba a Alan a emplearse a tope para evitar su disparo, enviado a córner. Poco después Peña con un fuerte disparo desde la frontal, que se iba a ir desviado, y por último, una falta lateral que obligaba a Ramírez a despejar fuera, en el área pequeña.

Victoria final que continúa con el sueño

El partido finalizaría con una clara y más que merecida victoria blanquiazul por dos goles a cero, frente a otro rival de entidad, que terminó por claudicar en El Toralín, en ese templo blanquiazul, que está viendo como los más grandes equipos de la categoría, han sido incapaces de puntuar. Tras la victoria, la Ponferradina continúa en la séptima plaza una jornada más, pero a tan solo un punto del Zaragoza, un equipo maño que visitará el campo de los bercianos en poco más de un mes, y por donde pasarán gran parte de las opciones de Play Off de ambos conjuntos.

VAVEL Logo