La historia de la camiseta de la selección española
Imágenes: RFEF / Fotomontaje: Javier Jábega

La Eurocopa 2020 está a la vuelta de la esquina. La fase de clasificación culminará el próximo 19 de noviembre. Varias selecciones ya han asegurado su plaza para el torneo continental y, como ocurre siempre que va a iniciarse una competición internacional, es tiempo de presentación de las nuevas equipaciones

La Selección Española presentó el pasado 12 de noviembre su indumentaria para el próximo Campeonato de Europa. Con un diseño innovador, la camiseta a cuadros no ha podido escapar de las críticas. Y es que en tiempos recientes 'La Roja' no suele ser del gusto de todos. El diseño para el Mundial de Rusia 2018, con una franja que generaba confusión por la posible apreciación de los colores de la República, también estuvo en el punto de mira. Pero, ¿cómo ha sido la camiseta de España a lo largo de la historia? 

La sencillez por bandera

Aunque las dos últimas indumentarias de la Selección Española han destacado por su diseño novedoso y atrevido, la larga vida de 'La Roja', cerca de su centenario, siempre se ha caracterizado por su sencillez. Desde su primer ejemplar, que se remonta a 1920, la camiseta de España apenas ha sufrido variaciones más allá de las modas en las equipaciones de fútbol de cada época.

La Selección Española en los Juegos Olímpicos de Amberes 1920. Foto: RFEF
La Selección Española en los Juegos Olímpicos de Amberes 1920. Foto: RFEF

De hecho, el cuello de la camiseta ha sido el elemento más significativo de modificación entre un diseño y otro. Cerrado, con cordones o tipo polo, ha rotado a lo largo del tiempo. Otro elemento distintivo entre los diseños ha sido el dibujo de los hombros desde la incorporación del patrocinio de marcas de ropa deportiva. El primero fue Adidas en 1981, después Le Coq Sportif entre 1983 y 1991, y desde ese mismo año la firma alemana volvió a la camiseta de España para restablecer un vínculo que continúa hasta hoy

Una camiseta 'politizada'

La sencillez no ha sido la única amiga inseparable de la camiseta de la Selección Española a lo largo de la historia. Los diferentes sistemas políticos estatales instaurados en España durante el siglo XX se han visto reflejados en la camiseta del combinado nacional. Objeto de propaganda, 'La Roja' incluso abandonó su color entre 1936 y 1947. Durante la Guerra Civil y los primeros años del franquismo, el rojo se convirtió en blanco primero y en azul después para evitar cualquier relación de la camiseta con el bando republicano

La Selección Española en 1941, en los primeros años del franquismo. Foto: RFEF
La Selección Española en 1941, en los primeros años del franquismo. Foto: RFEF

Otro punto notorio de distinción entre las equipaciones por motivos políticos ha sido el escudo cosido sobre la camiseta. Debido a los múltiples cambios en el sistema político de la nación, diferentes escudos han pasado por el pecho de los jugadores que han representado a España durante su historia. Desde el emblema de la Falange hasta el escudo federativo sin corona durante la República, pasando por el águila de San Juan y por el escudo de la Monarquía actual.

Para el cajón del olvido

Los casi 100 años de 'La Roja' han dado más penas que glorias para la Selección Española. El combinado nacional, a pesar de los éxitos en los últimos años, ha sufrido sendos varapalos a lo largo de su historia. Curiosamente, los dos más duros que se recuerdan se sitúan en tiempos recientes. 

En el año 2002, durante el Mundial de Corea del Sur y Japón, España sufrió en cuartos de final contra la anfitriona uno de los mayores robos de la historia del fútbol. Dos goles fueron anulados injustamente en contra del equipo formado por los Morientes, Hierro y Luis Enrique, y la agresividad de los coreanos no fue sancionada por el árbitro Al Ghandour. En 2015, 13 años más tarde se descubrió que el partido había sido amañado por Jack Warner, exvicepresidente de la FIFA. 

Más reciente permanece el duro estreno de la Selección Española en el Mundial de Brasil 2014. Con el peso del vigente campeón sobre los hombros, una 'Roja' vestida de blanca fue destrozada por una 'Oranje' de color azul. A pesar del gol inicial de Xabi Alonso desde el punto de penalti, Holanda consiguió tomarse la venganza cuatro años después con un asombroso 1-5.

Van Persie sentenció ante la atenta mirada de Sergio Ramos y Gerard Piqué. Foto: AP
Van Persie sentenció ante la atenta mirada de Sergio Ramos y Gerard Piqué. Foto: AP

Esa camiseta nunca volvió a ser utilizada... y nunca tendría que haber existido. La FIFA exigió para el campeonato del mundo que todas las selecciones tuvieran una equipación de tono oscuro y otra de tono claro. España había presentado su clásica roja y una segunda negra, por lo que no cumplía con los requisitos de la organización. Finalmente, Adidas se vio en la obligación de improvisar una camiseta blanca que resultó en desastre

El cambio más especial

A pesar de las décadas de historia de la camiseta de la Selección Española y sus éxitos, en 2010 llegó su variación más significativa. El mítico gol de Andrés Iniesta contra Holanda en la final del Mundial de Sudáfrica incorporó a 'La Roja' su elemento más especial: la estrella.

Andrés Iniesta levanta la Copa del Mundo 2010 en Sudáfrica. Foto: AFP
Andrés Iniesta levanta la Copa del Mundo 2010 en Sudáfrica. Foto: AFP

Desde aquel 12 de julio en Johannesburgo, España puede presumir de una insignia que acredita su inclusión en el privilegiado club de las ocho selecciones campeonas del mundo. Dará igual si hay monarquía o república, cuadros con distintos tonos de rojo o rayas, hombros azules o amarillos, la estrella nunca desaparecerá de la camiseta de la Selección Española. 

MEDIA: 4.9VOTES: 152
VAVEL Logo