Joaquín derrumba el muro rojiblanco
Los jugadores béticos celebran el segundo tanto de Joaquín // FOTO: Athletic Club

 En tan solo 20 minutos el Real Betis ya había destrozado la solidez defensiva rojiblanca mostrada, hasta el momento, en el campeonato liguero. 

Aprovechando el buen momento del equipo e individual, Joaquín anotó los tres tantos del Betis en la primera parte convirtiéndose, de ese modo, en el jugador más veterano de LaLiga en conseguir un hat trick. En el otro lado, los leones. Fría entrada al encuentro cuyo castigo supuso un gran problema difícil de solventar.

  • Confianza bética

Los de Rubi se presentaban en este encuentro después de ganar por primera vez, de manera consecutiva, dos encuentros en esta temporada. El equipo llegaba en una buena dinámica después de revertir una situación que llegaba a ser insostenible para el club.

Con la misma confianza que en los dos anteriores choques, el Betís ha ahogado a los leones en los primeros instantes, sin apenas cederle metros en su campo. Una presión que propició errores en los visitantes fruto de la incomodidad constante a la que le sometía el conjunto verdiblanco.

Asimismo, los goles llegaron por los costados tras dos muy buenas acciones de sus laterales, Emerson y Álex Moreno, hombres clave en el planteamiento de Rubi. Su profundidad y llegada le sirvieron a Joaquín para materializar sus ocasiones y anotar los dos primeros goles. El tercero y definitivo, llegaría en una contra que acabaría el portuense tras un pase medido de Loren Morón.

  • Reacción insuficiente

Tras una primera parte gris, donde el Athletic apenas encontraba su sitio en el terreno de juego, el gol de Iñaki Williams, de penalti, al borde del descanso dio esperanzas a los rojiblancos.

Tocaba cambiar el dibujo después de la desastrosa primera mitad. Asimismo, Garitano dio entrada  Unai Núñez en lugar de Íñigo Córdoba. A partir de entoces, el Athletic se organizó y con un esquema de tres centrales permitió a sus dos carrileros, Yuri y Capa tener mayor presencia en campo rival. Al mismo tiempo que el equipo ganó metros en campo rival y adelantó sus lineas de presión con la presencia de sus dos puntas, Williams y Kodro.

Logró recortar distancias Yuri con un fuerte latigazo desde fuera del área, sin embargo, fue insuficiente. Las continuas llegadas en los instantes finales de la segunda parte no encontraron rematador en el área o apenas intimidaron al meta local.

  • Un muro derribado en cuestión de minutos

Si por algo estaba destacando el cuadro rojiblanco con Gaizka Garitano al frente era la defensa, hoy en el Villamarín, los locales encontraron fisuras que tumbaron de golpe y porrazo el muro.

Tras la disputa de 15 jornadas, los leones apenas habían recibido 9 tantos y Unai Simón se perfilaba como el zamora de la competición. Con la derrota de hoy, la condición de menos goleado ha pasado de nuevo para el Atlético de Madrid, con 10 tantos, seguido del Real Madrid con 11.

Sin embargo, la derrota pudo ser aún mayor de no haber sido por Unai Simón que evito el cuarto gol de los béticos en el tramo final del encuentro.

  • Actuación estelar del maestro

Sin duda alguna, la figura clave del encuentro no ha sido otra que Joaquín, el capitán verdiblanco.

Hasta la fecha, el portuense llevaba anotados tres goles, anotando dos en los últimos dos encuentros. Un momento dulce para el bético que hoy ha regalado un buen manjar a sus aficionados en la hora de la comida.

Ahora mismo se sitúa en la tabla de goleadores con seis tantos y el hito de hoy le ha consagrado como el jugador más veterano en logar un hat trick en la historia de nuestra liga con 38 años, superando al mítico Alfredo Di Stéfano. 

VAVEL Logo