Europeo Polonia 2016. Grupo A, jornada 1: los favoritos sufren pero ganan
Foto: Uros Hocevar.

Las selecciones de Polonia y Francia, bronce y oro en el último Mundial de Catar, no tuvieron un comienzo de Europeo nada plácido. Los dos equipos sufrieron más de lo que suponían en su imaginario, pero supieron apretar los dientes y decidir los partidos a su favor en los últimos minutos. Las derrotadas fueron Serbia y Macedonia, pero dieron una gran imagen y su lucha por la tercera posición del grupo pinta espectacular.

   Francia    30 23 Macedonia

El balonmano está creciendo en Macedonia, es una de las plazas europeas donde más fuerte está siendo la apuesta, adonde llegan más figuras extranjeras y eso, indirectamente, influye en el nivel deportivo de los jugadores locales. Su selección nacional cada vez es más fuerte y va más allá de una gran estrella. Si además cuenta en el equipo con un jugador de la calidad de Kiril Lazarov, se convierte en un rival peligroso.

La campeona olímpica, europea y mundial Francia ha sufrido sobremanera ante los nueve goles del cañonero del Barça y el resto del equipo macedonio, que ha conseguido llevar el partido empatado hasta los últimos diez minutos. Ante el desacierto ofensivo de Nikola Karabatic, el combinado galo ha encontrado la solución en el pivote, sobre todo con la aportación de Cedric Sorhaindo, autor de seis goles.

Una acción de pillo de Abalo pareció acabar con la moral macedonia

El comienzo del encuentro ha dado un aviso a los de Claude Onesta, ha quedado claro que Macedonia no iba a dar su brazo a torcer fácilmente. Tanto es así que ha mandado en el marcador durante gran parte del primer tiempo. Un espectacular doble 'flight' finalizado por Kiril Lazarov ponía el 6-8 en el marcador. El equipo 'bleu' logró darle la vuelta gracias al juego de pivote y logró dos tantos de ventaja, pero a Lazarov le acompañaban los extremos Georgievski y Manaskov en la faceta goleadora y el tridente macedonio logró mandar el partido al descanso con empate.

La lucha de Sorhaindo en los seis metros fue decisiva. Foto: Uros Hocevar.
La lucha de Sorhaindo en los seis metros fue decisiva. Foto: Uros Hocevar.

En el segundo tiempo el partido no cambió y Francia no conseguía romperlo. El momento culminante llegó en el minuto 52. Con empate a 22 en el marcador Kentin Mahé logró un gol que daba ventaja a Francia y en el saque de centro un pícaro Luc Abalo lograba robar el balón y anotar plácidamente. Sólo eran dos goles de ventaja, pero el golpe moral pareció hundir a Macedonia, que ya no supo reponerse y encajó un parcial final de 8-1. Sembrando alguna duda, pero Francia lograba empezar la defensa del título con victoria.

Polonia 29 28  Serbia 

En el segundo partido de la jornada la incertidumbre fue aún mayor, pues todo pudo pasar en los últimos segundos. Polonia nunca fue capaz de imponer su teórica superioridad y fue un gran duelo de lanzadores. Polonia agradeció poder contar con su gran referencia Michal Jurecki, que parece haber olvidado sus problemas de las últimas semanas y contribuyó al triunfo del anfitrión con siete dianas. Además, estuvo bien acompañado por los cañoneros Bielecki, Lijewski y Szyba, que anotaron nueve goles entre los tres. Serbia, que esta vez no cuenta con la pareja de grandes brazos que forman Ilic y Vujin, encontró la alternativa en otros dos grandes lanzadores, Petar Nenadic y Nemanja Zelenovic, que consiguieron siete y cuatro goles, respectivamente.

Siempre fue igualado el partido, hasta el punto que la máxima diferencia fue de tres goles y duró algo más de un minuto. Polonia comenzó haciendo girar todo su juego alrededor de Michal Jurecki, quien cuando no anotaba daba el pase de gol a sus compañeros. Serbia respondía gracias a un inspirado Nenadic, que consiguió seis de los ocho primeros tantos de su equipo. Después Zelenovic le tomó el relevo y los balcánicos lograron dos tantos de ventaja. La portería serbia funcionaba en la figura de Stanic, al menos más que la dupla Szmal-Wyszomirski al otro lado de la cancha. Con ventaja mínima de la selección Serbia terminaba el primer tiempo.

Michal Jurecki tiró del carro de Polonia

En la segunda mitad Polonia, pese a comenzar con dos jugadores menos, logró darle la vuelta al marcador; un parcial de 5-0 le dio una pequeña renta. Nenadic se mostraba mucho más desacertado y su equipo lo pagaba. Pero llegó la reacción serbia y tras unos minutos por detrás en el luminoso los de Dejan Peric se ponían de nuevo en ventaja con gol de Ivan Nikcevic. El capitán Michal Jurecki volvió a tirar del carro polaco y bajo su tutela el equipo anfitrión logró una nueva diferencia de dos goles a cinco minutos del final.

Nikcevic estuvo perfecto en los siete metros, hasta el decisivo del último minuto. Foto: Uros Hocevar.
Nikcevic estuvo perfecto en los siete metros, hasta el decisivo del último minuto. Foto: Uros Hocevar.

Los siete metros fueron protagonistas y sobre todo un nombre, el de Ivan Nikcevic. El extremo consiguió el 29-28 al anotar su quinto gol de pena máxima y ya en el último minuto tuvo una nueva opción desde esa distancia, pero esta vez apareció la figura de un portero superclase, Slawomir Szmal, que paró en el momento justo el tiro decisivo.

Clasificación Grupo A
Posición Equipo PJ PG PE PP GF GC DIF. PTS.
1 Francia 1 1 0 0 30 23 7 2
2 Polonia 1 1 0 0 29 28 1 2
3 Serbia 1 0 0 1 28 29 -1 0
4 Macedonia 1 0 0 1 23 30 -7 0
VAVEL Logo