Yámilson Rivera, el irreparable jugador indisciplinado
(Foto: Especial)

Yámilson Rivera, el irreparable jugador indisciplinado

‘El Diablito’ está a punto de causar baja en el Club León por indisciplina y bajo rendimiento, a petición de Juan Antonio Pizzi. Pero esta no es la primera ocasión en la carrera de Rivera que le sucede esto. Antes, en América de Cali también pasó por lo mismo en dos ocasiones.

EzequielGasca17
Ezequiel Gasca

El futuro del colombiano Yámilson Rivera, dentro del fútbol, está cada vez más incierto. Ya casi es un hecho que abandonará las filas del Club León, cosa que para él, no es ningún problema, al contrario de la directiva, que tiene que venderlo de manera definitiva para poder dar de alta a un nuevo jugador extranjero ante la FMF.

La salida del jugador cafetalero de la Fiera sería principalmente ocasionada por temas de indisciplina, aunada al bajón de rendimiento que se pudo notar principalmente en el juego ante Tigres, de la fecha 2, en donde mostró poco y nada de fútbol.

El problema con Rivera es quizá alarmante, tanto que ocasionó una no convocatoria al duelo contra Morelia de la jornada 3 y a la petición de Juan Antonio Pizzi de relegarlo del equipo y darlo de baja, en lo cual, la directiva esmeralda ya trabaja para traer a un nuevo jugador del extranjero; se habla de Rodrigo Mora, actualmente en River Plate y que también está en la lista de los deseos de Pizzi.

En este caso, lo que resalta en el tema es la indisciplina, una cuestión que no es cosa nueva para el futbolista, mucho menos algo que desconozca, puesto que ya cuenta con algunos antecedentes de este tipo, los cuales te presentamos a continuación.

La historia del desastre en el fútbol de Yámilson comenzó en el año de 2012, cuando corría el mes de febrero; el jugador se vio involucrado en un accidente automovilístico, que él mismo provocó al matar a un ciclista, luego de atropellarlo cuando conducía un Mazda de color negro.

Rivera ya había hecho una y algunos meses después hizo otra cuando militaba en el América de Cali, que entonces se encontraba en segunda división. Resulta que en aquella ocasión, mientras sus compañeros se encontraban en concentración en el hotel, él se encontraba fuera del mismo grupo, luego de haberse escapado repentinamente.

En dicha ocasión, su entonces equipo se encontraba reunido preparándose para una serie definitiva por el ascenso contra el Alianza Pretolera.

Tras la ‘desenmascarada’ que le dio su cuerpo técnico, el atleta argumentó que su salida fue por motivos personales, que por cierto, nunca explicó; aunque tampoco se sabe si llegó alcoholizado o no.

El año siguiente (2013) no se le escapó a Yámilson para ‘hacer de las suyas’. En el tercer caso de indisciplina con el equipo americano, Rivera había protagonizado un pleito en medio del entrenamiento, el cual, tras el disturbio abandonó repentinamente sin importarle ni siquiera, las indicaciones de su entrenador; esto a media semana.

Algunos días después de la bronca con su compañero, a Yámilson se le vio inmiscuido en una situación comprometedora, al pillarlo en una discoteca junto a su compañero Jaime Córdoba, en un día en el que tenía que estar concentrado junto al resto del plantel.

Por un tiempo el futbolista se calmó, medianamente, luego de rumorarse fuertemente su salida a Millonarios y también, la gran forma física que pudo tomar, la cual, lo llevó a convertirse en el máximo referente de su escuadra.

Pero, tras un buen periodo de buenos periodos y también buenos comportamientos, el colombiano regresó a las ‘andadas’ en febrero de 2014, cuando por segunda vez en su carrera ocasionó un accidente de coches, al estamparse con un autobús escolar y provocando lesiones en ocho menores de edad que iban en el vehículo.

Tras ese incidente, al jugador se le realizaron pruebas del alcoholemia, o bien, alcoholímetro; estas dieron resultado positivo, es decir, el volante ofensivo se encontraba en estado de ebriedad, presentando un grado dos en la evaluación.

Todos estos antecedentes han provocado que Rivera esté ‘mal recomendado’ en Sudamérica, sobre todo en su país y se sabe ahora que León le busca acomodo ahí, pero que lo único que encuentra es el rechazo, principalmente en Medellín; o al menos, es lo que se dice.

No se sabe realmente si la salida de Rivera de los Esmeraldas es por temas de disciplina o por bajo rendimiento, que seguramente así es; lo que sí se sabe, es que Yámilson es un jugador indisciplinado que al parecer, no tiene reparación, según los medios de información de su país.

VAVEL Logo