Exclusiva. Dani Rivas: "Quiero volver a disfrutar sobre la moto"

Dani Rivas, piloto del Campeonato de España de Velocidad (CEV) en la categoría de Moto2 atendió en exclusiva a VAVEL.com el pasado fin de semana en el circuito de Navarra. Hablamos con él sobre su trayectoria en el motociclismo, a la vez que analizamos el sabor agridulce de su comienzo de temporada. Si se cae, se levanta rápido. Así es Dani Rivas.

Exclusiva. Dani Rivas: "Quiero volver a disfrutar sobre la moto"
Dani Rivas sobre su Kalex del TSR Galicia School Team de Moto2.

La crisis de patrocinadores le afecta directamente. En la última carrera, en Navarra, se rompió el peroné y el astrágalo. A pesar de todo, Dani Rivas (Moaña, 1988) es de los que no se rinden. Ha decidido no tirar la toalla. Aunque, recién operado, le quedan dos meses de recuperación, quiere volver a subirse a su Moto2 del TSR Galicia School Team.

En la primera prueba del Campeonato de España de Velocidad (CEV) en Jerez demostró a todos, y a sí mismo, que puede ir rápido. Con su victoria bajo la tormenta en el trazado gaditano montando neumáticos de seco, asombró a todos los que forman parte, de una manera u otra, de la fábrica de pilotos que es el CEV. En cambio, su épico triunfo no trajo de la mano a los patrocinadores necesarios para costear la temporada. “Lo dejo”, anunció Rivas. Su perfil de Facebook echaba humo. “No sabía que hay tanta gente apoyándome”, reconoce.

Finalmente, los problemas de esponsorización que perseguían al gallego desde hace años se pararon temporalmente. Dani Rivas estaría en la segunda prueba del CEV, en el recién estrenado circuito de Navarra. Allí, después de los entrenamientos cronometrados del sábado, Dani Rivas atendió en exclusiva a VAVEL.com. Un breve repaso a su intenso palmarés nos conduce al presente. Un presente que vuelve a tambalearse tras su caída en la carrera de Navarra. Su peroné y su astrágalo rotos a falta de cuatro vueltas para el final de la prueba demuestran que Dani Rivas no se conforma. Siempre quiere más. Siempre va, como él dice, “a full”.

Un poco de historia

Repasamos con Dani Rivas su trayectoria en el mundo de las dos ruedas. Desde sus comienzos hasta la pasada temporada, cuando una lesión en el escafoides le mantuvo apartado de la competición en el CEV un buen tiempo.

Pregunta. Tu historia con las motos es atípica. Cuando eras un niño no corrías en moto. Preferías la bicicleta.

Respuesta. Es cierto. Con la moto llevo desde los 15 años. Antes corría en bici. Quedé subcampeón de España en bici de montaña e hice segundo en una carrera del campeonato de Europa. Después de eso, mi padre y un señor que tiene un taller me apuntaron a la copa MoviStar. De más de trescientos inscritos, nos cogieron a veintidós chavales. Ahí empezó el lío con las motos.

P. Siendo rápido con la bici, ¿porqué decidiste cambiarla por las motos?

R. Correr en moto era diferente, era nuevo y me gustaba. La moto me aportaba algo que la no me transmitía. Lo pasaba bien.

P. En la copa MoviStar a la que te apuntó tu padre en 2004 conseguiste el décimo puesto.

R. Sí, era el primer año que cogía una moto. Había gente con bastante experiencia. Rodamos rápido. Con la bici iba bien pero en la siguiente temporada, en 2005, decidimos continuar con las motos e hicimos el campeonato de Europa de Superstock. Eran motos de 600cc, iguales, derivadas de serie. Seguimos trabajando y vimos que íbamos bien.

"El CEV es un campeonato difícil. Al ser solo siete carreras, si fallas en alguna es complicado remontar"

P. Precisamente en el europeo de Stock Extreme fuiste el mejor español, siendo séptimo.

R. Sí, conseguí ser el mejor piloto español terminando séptimo. Estuvo bien porqué también había nivel y le ganamos a bastante gente buena.

P. Y después de eso decides volver a casa, volviendo al CEV con BQR en la categoría de SuperSport.

R. La primera temporada del CEV, en 2006, me rompí el fémur y estuve todo el año parado. Terminé decimosexto porque solo hice un par de carreras. La temporada siguiente, en 2007, conseguí hacer buenas carreras. Terminé quinto en Albacete, por ejemplo. Además, ese año ganamos las 24 horas de Montmeló.

P. ¿Ganar una de las pruebas más prestigiosas de resistencia fue un punto de inflexión?

R. Sí, llegamos a las 24 horas con una buena moto. Montamos un buen equipo, con Russell Gómez y David Tomás, nuestro técnico. Con Russell ahora compito en la pista, pero hemos sido compañeros y hemos ganado juntos. Guardo un buen recuerdo.

P. El año siguiente, en 2008, fue uno de los mejores para ti.

R. Sí, en 2008 se produjo un boom. Estuve segundo todo el año pero llegamos a la primera prueba de Albacete y se rompió el motor, y en la segunda me caí. En el campeonato de Europa conseguimos ser terceros a pesar de todo. Fue, para mí, el año de consolidación. Con dos carreras sin puntuar, el cuarto puesto en la clasificación general fue un buen resultado. El CEV es un campeonato difícil. Al ser solo siete carreras, si fallas en alguna es complicado poder remontar. En 2009, al año siguiente, estrené la Moto2 del equipo BQR. Era una moto totalmente nueva y al principio estábamos solos, sin saber cuáles eran los tiempos y las referencias.

"Fuimos un banco de pruebas para las Moto2. Ahora que lo pienso, ya me he subido en cuatro o cinco", comenta Rivas entre risas

P. Eres uno de los principales desarrolladores de la Moto2, entonces.

R. Sí. Ya me he subido en cuatro o cinco, ahora que lo pienso (ríe). Fui uno de los primeros en desarrollarlas, pero no me siento identificado cuando veo, por ejemplo, que es una categoría consolidada en el Mundial. Me sentía más identificado cuando la Moto2 de BQR estaba en pista. Ahora ya no tanto. Pero eso no quita que fuimos un banco de pruebas importante para las Moto2.

P. Y, ¿qué puedes contarnos de 2010 y de la temporada pasada?

R. El 2010 fue un año bueno pero a mitad de temporada empezamos con problemas en la moto. Aunque pinchamos un poco, fue un año constante y pudimos rodar rápido. La temporada pasada peleamos desde el principio por carreras con la BMW del equipo Motorrad. En la segunda carrera me rompí el escafoides y esa lesión me mantuvo parado durante algún tiempo. Al haber perdido el campeonato, cuando me recuperé decidí ayudar a desarrollar la Arianne.

La lucha continúa

Después de casi una década sin bajarse de la moto, Dani Rivas mantiene la misma ilusión que al comienzo. Su presente está vinculado al equipo TSR Galicia School de moto2.

Sobre su Kalex, Rivas llegó a la primera prueba del CEV y consiguió la victoria y el liderato del campeonato.

P. Con un proyecto nuevo, llegas a Jerez, consigues la pole y ganas en una carrera para recordar.

R. Sí, fue una carrera rara. Era mi primera victoria en el CEV pero llevo muchos años y he acumulado mucha experiencia. Al bajarme de la moto no pensé que hubiera hecho algo extraordinario. Asimilé bien la carrera que hice. Pero ganar la primera carrera con el equipo nuevo fue una experiencia muy buena.

P. Dicen que influyó lo de ser gallego y estar acostumbrado a la lluvia...

R. ¡Como no sea por ir con la scooter por la calle! (ríe). Ahora en serio, es imposible que influya porque por el norte no tenemos circuitos de velocidad. Por eso es una buena noticia el estreno del 

circuito de Navarra. Es un circuito bonito, difícil y muy técnico. Poner la moto a punto es complicado, porque la pista tiene zonas rápidas y zonas lentas y debemos buscar un equilibrio entre las dos partes.

"Cuando me bajé de la moto después de ganar en Jerez no pensé que hubiera hecho algo extraordinario"

P. Parece ser que los patrocinadores no vieron tu brillante carrera en Jerez.

R. Los problemas de patrocinio venían de hace tiempo. No es una cosa que surgiera a raíz de la carrera de Jerez. Lo que sí es cierto es que eso fue la gota que colmó el vaso. Tenemos una buena moto, un buen equipo, trabajamos bien, tenemos un piloto que está delante, hacemos la pole, ganamos la carrera y no sale nada. Es como para planteárselo. Pensé que si no salía así, nunca iba a salir.

Lo cierto es que había llegado un punto en que estaba haciendo más de lo que debería: buscando dinero aquí y allá, molestando a todos, entrenando por mi cuenta, viajando...Al final es un cúmulo de cosas que no vale la pena.

P. Cuando saltó la noticia de tu retirada por falta de apoyo económico, comentaste que ya no te divertías sobre la moto.

R. Llegó un punto que en lugar de divertirme, lo pasaba mal. Estaba en tantas cosas que no hacía ninguna bien. Incluso estando encima de la moto, pensaba que no podía caerme porque

no había dinero para repararlo. Al no pasarlo bien, no arriesgaba encima de la moto y no conseguía ir rápido.

P. ¿Qué probabilidad real existe para terminar toda la temporada?

R. Vamos a terminar toda la temporada. Con poco dinero, pero la terminaremos. Tenemos que conseguir patrocinio igualmente, pero no puede ser un “ahora me subo y ahora no me subo”. También es cierto que, deportivamente, me lo planteo como carrera a carrera. Voy a intentar divertirme y el resultado será el que sea, pero quiero volver a disfrutar sobre la moto. 

"En lugar de divertirme, lo pasaba mal. Incluso encima de la moto pensaba que no podía caerme porque no había dinero para repararlo"

P. ¿Qué les pasa a los patrocinadores gallegos?

R. No sé. Como empresa los entiendo porque patrocinan proyectos grandes y se pueden expandir a nivel mundial. Probablemente, si yo fuera empresario haría lo mismo. Además, siempre he defendido que cada uno, con su dinero, puede hacer lo que quiera. Pero también creo que nos merecíamos una ayuda pequeña, por todos estos años y porque tenemos un proyecto bueno y no vendemos humo.

P. ¿Esperabas tanta repercusión?

R. Saltó la noticia de que lo dejaba y ahora tenemos contactos con varios patrocinadores. Lo curioso es que yo, simplemente, expliqué mi situación. En ningún momento busqué la repercusión que se le ha dado. Expliqué los motivos por los que me bajaba de la moto en mi perfil de Facebook para contárselo a mis amigos y no contaba con el revuelo que ha levantado.

Dani Rivas atendió a Vavel.com, en exclusiva, después de las dos sesiones de entrenamientos cronometrados de la segunda prueba del CEV en Navarra el pasado sábado. Su carrera del domingo no fue como la de Jerez. Partiendo desde la undécima posición, Rivas consiguió contactar con el grupo que luchaba por la quinta posición. Cuando faltaban pocas vueltas para la conclusión de la prueba, el piloto gallego se fue al suelo. “Lo han trasladado al hospital para descartar posibles lesiones”, comunicaron desde su equipo. Unas horas más tarde, la rotura del peroné y el astrágalo del piloto ya era una realidad. Recién operado, Dani Rivas ya piensa en volver a subirse a la moto. “En dos meses estaré de nuevo a full”.