Partido picante con empate amargo
Zampedri y Balerdi  / Foto: Goal

Partido picante con empate amargo

Boca y Rosario Central brindaron un buen espectáculo, con idas y vueltas peleando por llegar al gol. El Xeneize impreciso y el Canalla atento, esperando los errores de su rival para salir al contragolpe.

silvi99
Silvina Rodriguez

Duelo duro, picante, con idas y vueltas. Boca sin un juego preciso aún teniendo a Fernando Gago en el mediocampo y la posesión del balón, Rosario Central con poco juego pero con muchos contragolpes. Un clima picante, con muchos amonestados y un expulsado. El Xeneize debía ganar el partido para acercarse a Racing, pero este empate no pega fuerte ya que la mentalidad del Mellizo está enfocada en el partido frente a Palmeiras por Copa Libertadores mientras que la de Central está enfocada en el clásico frente a Newell's por Copa Argentina.

El primer tiempo con la luz del atardecer y con una Bombonera, recibiendo a sus hinchas comenzó con una falta de Emmanuel Mas. El local tuvo dominio de pelota durante los 45 minutos, pero sin tener juego limpio y seguro, con algunos lujos del diez colombiano y buenas recuperaciones de Leonardo Balerdi, que está en la lupa del Barcelona. El juvenil de apenas 19 años fue elegido como la figura del partido por sus grandes apariciones en la defensa junto a Paolo Goltz.

A los siete minutos se dio la jugada más peligrosa, de ese entonces, del equipo de Edgardo Bauza cuando su equipo recuperó y Washington Camacho remató desde afuera del área. La primera amarilla llegó luego de un contraataque de Boca, Darío Benedetto controlaba la jugada y Néstor Ortigoza lo tocó causando la falta. En ese tiro libre a favor del conjunto 'Azul y Oro, en la barrera Sebastian Villa provocó a Leonardo Gil con un empujón, y ambos jugadores fueron amonestados.

11 minutos después en un córner, Mas y Matías Caruzzo recibieron tarjeta por forcejeos en el área de Agustín Rossi mientras se estaba por disputar el tiro de esquina. Casi llegando al final de la primera parte el joven Maximiliano Lovera se fue amonestado luego de darle una fuerte patada a Gino Peruzzi.

El segundo tiempo comenzó con una situación peligrosa a favor del Canalla, luego del tiro libre hecho por Gil, llegó al borde del área chica a la cabeza de Marcelo Ortiz quien no cabeceo bien y  Rossi pudo controlar sin ningún problema.

Ninguno de los dos equipos tuvieron grandes riesgos de sufrir un gol. Boca apretaba mucho pero su rival esperaba paciente el error para salir de contragolpe, en el que en varias oportunidades no pudo resolver en el pase final. Joaquin Pereyra había ingresado a los 25 por Lovera, en apenas minutos fue amonestado y en el final del partido fue expulsado por una falta hacia Sebastián Villa. En el minuto 47  Villa desbordó por el lado derecho, tiró un centro que le pegó a Pérez en la cara y por mala suerte no fue gol, una jugada que podría haber sido la jugada que cambie completamente el partido.

El partido finalizó en empate con las vallas en cero, el juvenil Balerdi fue la figura del partido con muchas recuperaciones y pocos errores defensivos, mientras que a Gago aún se le nota la falta de fútbol al igual que a Benedetto. Ahora Boca deberá prepararse para enfrentar a Palmeiras en La Bombonera por la tan deseada Copa Libertadores el próximo miércoles.

VAVEL Logo