Orlando City vence a un
Toronto FC sin rumbo
sportsnet.ca

Las canadienses visitaban Orlando con la necesidad de puntuar después de un mal inicio de temporada en donde las cosas no estaba saliendo bien por el momento. El encuentro no sería sencillo para estos desde los primeros minutos, ya que los dos equipos no se guardaron nada y buscaron con persistencia percutir amas porterías con claras intenciones de ser los primeros en adelantarse en el marcador.

Superados los 10 primeros minutos, Orlando City SC encontró un espacio a la espalda de los laterales que supo aprovechar a las mil maravillas. Van der Water aprovechó un espacio que dejó Lawrence para romper la línea y colocar un centro al punto de penal donde apareció Tesho Akindele libre de marca. El delantero solo tuvo que poner la cabeza para mandar la pelota al fondo de la portería y adelantar a los locales en el marcador.

Este gol no rindió las armas de los canadienses que, de la mano de un Soteldo que hasta el momento estaba siendo el futbolista más activo de su equipo, intentó de todas las maneras percutir la portería de su rival. Sin embargo, en la gran mayoría de las acciones el futbolista venezolano se encontraba muy solo ante la falta de apoyos de sus compañeros.

Para poder ver la primera ocasión clara de peligro por parte de Toronto FC hubo que esperar hasta el ecuador de la primera mitad en donde, tras una accidentada acción, la pelota salió rechazada a la frontal del área donde se encontraba Auro Jr. El defensor brasileño disparó a puerta, pero la pelota tocó en un defensor, lo que engañó al guardameta. Sin embargo, una gran capacidad de reacción por parte de Gallese impidió que esta entrase en el fondo de su portería. Unos minutos después, la insistencia canadiense sobre la meta local continuó y Soteldo tuvo la oportunidad de haber igualado la contienda. Una acción individual en la que el pequeño futbolista venezolano consiguió llegar a portería con opciones de anotar, pero primero el guardameta y posteriormente la defensa impidieron que el marcador se moviese.

Tras esta ocasión, Orlando City SC decidió enfriar el partido dándole más pausa a su juego y llevando la iniciativa con mucha circulación y apenas profundidad en sus acciones. Solo algún desplazamiento en largo que intentaba sorprender a la defensa fuer la única manera en la que volvió a verse al equipo local en las inmediaciones del área, aunque sin generar demasiado peligro.

La segunda mitad comenzó con Akindele siendo protagonista al desaprovechar un mano a mano con el porteo en donde inexplicablemente disparo fuera de la portería cuando lo más sencillo parecía haber encontrado el camino del gol. Esta acción perdida no relajó a los locales que continuaron insistiendo sobre la meta de su rival con la intención de conseguir un segundo gol que les permitiese abrir una mayor ventaja en el arcador y colocarlos con claras opciones de llevarse los tres puntos.

Conforme el encuentro fue trascurriendo, este se abrió para ambos lados dando la impresión que cualquiera de ellos podría encontrar el camino del gol. Aunque los canadienses fueron los que más buscaron el camino del gol, tratando de igualar el marcador en contra, los locales lograron llegar de manera esporádica con avisos que obligaron a la defensa rival a trabajar duro. Durante estos minutos de “golpes” de uno a otro lado, la figura de Soteldo continuó siendo la más importante del lado de Toronto FC. Todos los balones y todas las acciones de peligro iniciaban desde la banda izquierda, buscando la verticalidad y la diferenciabilidad del futbolista “vinotinto”.

No obstante, sobre el ecuador de la segunda mitad llegó nuevamente una clara ocasión de anotar para Orlando City SC, quien sino, en los pies de Tesho Akindele. El delantero estadounidense volvió a recibir un balón a la espalda de la defensa y en carrera consiguió presentarse solo ante Bono. En esta ocasión, ante la lentitud para decidirse, el defensa llegó para rebañar la pelota e impedir así la posibilidad de un segundo gol.

Toronto FC continuó buscando el gol. Encerró a su rival en campo propio y convirtió el partido en una batalla con constantes balones al área para que alguno de los atacantes sorprendiese enganchando una pelota y mandándola al fondo de la portería. Sin embargo, la solidez defensiva mostrada por los locales hizo que apenas consiguiesen generarles ocasiones claras de gol. La única oportunidad que estuvo más cerca de igualar el resultado fue cerca del tiempo reglamentario cuando Shaffelburg recogió un rechace en el interior del área, pero en su mano a mano con el portero disparó lejos de la portería.

Los locales no perdieron la cara al partido y durante estos minutos de control canadiense tuvieron varias oportunidades para sorprender al contraataque, pero sin contar el gol marcado en la primera mitad, la pólvora de sus jugadores parecía estar mojada. Aun así, en el tiempo de descuento apareció la figura de un jugador que hasta el momento había estado desaparecido como fue el “Pulpo” Gallese, y con una doble parada impidió que su rival lograse encontrar un punto. Bajo este planteamiento, el partido finalizó con la vitoria por la mínima de Orlando City SC en un encuentro que podría haberse decantado para cualquiera de los dos lados, aunque fueron los locales los que gozaron de las mejores ocasiones.

VAVEL Logo