Movistar Inter aprovecha los errores del Barça para llevarse un partido muy igualado

El conjunto dirigido por Jesús Velasco supo aprovechar sus momentos de superioridad en un encuentro marcado por un error de Aicardo y Paco Sedano que supuso el 2-1 para los interistas cuando quedaban pocos minutos

Movistar Inter aprovecha los errores del Barça para llevarse un partido muy igualado
Elisandro trata de aguantar el balón ante la ayuda defensiva de Sergio Lozano | Foto: @InterMovistar
Movistar Inter
4 2
FC Barcelona Lassa

Ambos conjuntos se volvían a ver las caras este mediodía en el Pabellón Jorge Garbajosa para decidir el segundo partido de la serie, después de que Movistar Inter venciese el primer choque por 4-2 a un Barça que logró llevar el encuentro a la prórroga.

El partido empezó con un Barça mucho más metido, buscando en los primeros instantes la puerta de Jesús Herrero por medio de Dyego y Ferrao, los pilares de este equipo. A pesar de ello, Movistar Inter también quiso hacer acto de presencia en ese inicio del choque, sobre todo por medio de Elisandro, que probó a Paco Sedano desde lejos en varias ocasiones.

Una vez pasó el tramo inicial, ambos conjuntos se centraron en mantener la posesión y en no cometer errores defensivos, manteniendo una gran presión e intensidad en la pista. Fue precisamente esta intensidad la que hizo que el partido llegara a un punto de continuos roces entre los jugadores rivales, y en varias ocasiones los árbitros tuvieron que parar el encuentro para demandar paz. En esta tesitura, a punto estuvo Movistar Inter de conseguir abrir la lata con dos ocasiones muy claras de Pola y Ricardinho prácticamente seguidas, donde se vio la mejor versión de Paco Sedano.

De esta manera, se llegaba a los últimos minutos del primer acto donde iban a comenzar a llegar los goles. Los azulgranas fueron los que se adelantaron primero por medio de Ferrao, que transformó una pena máxima cometida por Pola cuando Movistar Inter tenía el balón. A pesar de esto, en la siguiente jugada el conjunto interista iba a lograr el empate gracias al acierto de Gadeia, que consiguió transformar un doble penalti por el único hueco posible ante la Salida de Paco Sedano cuando restaban 38 segundos para el final del primer tiempo.

Con 1-1 en el marcador ambos equipos se fueron a los vestuarios, dejando así todo abierto para una segunda parte en la que se decidiría todo.

El segundo acto comenzó con ambos conjuntos buscando la portería contraria y una mayor sensación de peligro por parte de Movistar Inter. Gadeia y Daniel pusieron a prueba a un Paco Sedano que realizó buenas intervenciones, mientras que Esquerdinha estuvo cerca de adelantar a los suyos tras una gran pared con Dyego, pero Jesús Herrero consiguió mandar el peligro a córner.

Tras estos minutos, fue el Barça el que comenzó a tomar las riendas del partido. Los de Andreu Plaza comenzaron a generar numerosas ocasiones y a sentirse cómodos en el encuentro. De esta forma, Sergio Lozano y Adolfo comenzaron a cargarse el equipo a las espaldas y a crear peligro con jugadas individuales que cerca estuvieron de significar el 1-2 para su equipo. Sin embargo, el conjunto local nunca le perdió la cara al partido y supo aguantar los momentos de superioridad del rival.

Una vez llegaron los seis últimos minutos, el encuentro comenzó a decantarse a favor de Movistar Inter. A pesar del buen partido que estaba cuajando el conjunto azulgrana, un error inexplicable de Aicardo y Paco Sedano hizo que los de Jesús Velasco se adelantasen en el marcador en el minuto treinta y cuatro. El ala gaditano, asfixiado por la presión de Movistar Inter, condujo el balón hasta su portería tratando de buscar una salida, con tan mala suerte de que él y Sedano acabaron chocando en la misma línea de gol e introduciendo el balón en la portería, provocando así el error de la temporada en un momento clave.

Este gol le hizo mucho daño a los de Andreu Plaza, que se vio obligado a sacar a Dyego como portero jugador a falta de tres minutos para el final con el objetivo de empatar y mandar el partido a la prórroga. Esto sin embargo no funcionó, ya que pocos instantes después Aicardo volvía a cometer un error perdiendo el balón y provocando que Ricardinho marcase desde su propio campo sin oposición. 

Poco después, Pola redondeaba el partido de su equipo con un golazo marca de la casa después de una jugada colectiva increíble, regateando a Paco Sedano para poner el 4-1 y sentenciar aún más el encuentro. Esquerdinha se encargó de maquillar el marcador a falta de cinco segundos para el final recogiendo un balón suelto en el área, y con ese tanto se llegaba al final del partido.

De esta forma, Movistar Inter consigue ponerse con un 2-0 favorable en la serie de la final por el título, obligando de esa manera al Barça a ganar los dos próximos partidos en el Palau para forzar un hipotético quinto partido que se jugaría de nuevo en el Pabellón Jorge Garbajosa.