El Real Madrid consigue en Eibar su primera victoria a domicilio
El Real Madrid gana su sexta jornada liguera (3-1), la primera victoria fuera de casa | Foto: Real Madrid

Pocos días después de haber conseguido un contundente triunfo ante el Deportivo Abanca, el Real Madrid de David Aznar tenía ganas de más. También el Eibar, su rival en esta sexta jornada liguera. Ambos conjuntos buscaban su tercera victoria en la Liga Iberdrola, competición en la que, antes del choque, estaban igualadas a puntos (siete). El complejo deportivo Unbe ha sido testigo de un encuentro en el tanto locales como visitantes han puesto todo empeño en romper ese empate estadístico. No obstante, la balanza finalmente cayó a favor del cuadro blanco, que se llevaba su tercera victoria consecutiva de vuelta a Madrid. 

Un 'quiero y no puedo' constante

Lejos queda ya ese 1-4 frente al Barcelona que escocía en el primer encuentro oficial del Real Madrid. Las de la capital llegaban a su sexta cita liguera en busca de la tercera victoria de la temporada, la tercera consecutiva; ese triunfo que les permitiera fijar la mirada en los primeros puestos de la tabla. Ese objetivo se materializó gracias un Real Madrid que supo aprovechar sus oportunidades y a un Eibar que, a pesar de dejar buenas sensaciones, no pudo culminar las suyas.

Bien es cierto que comenzó dominando el equipo local, que apenas dejó respirar al conjunto madridista. Más de una vez llegaron las armeras a zona peligrosa, teniendo Misa Rodríguez que solventar los intentos de gol de jugadoras como Arola Aparicio y María Llompart. No fue tarea fácil, pero la guardameta canaria estuvo a la altura de las circunstancias. Tras algún que otro acercamiento más, el Real Madrid reaccionó e hizo lo propio. Entre Olga Carmona y Jakobsson intentaron algo, sin éxito. También Jessica Martínez, que contra el Deportivo Abanca estuvo muy activa ofensivamente, probó suerte. No hubo manera y el marcador se quedó a cero para cuando el descanso llegó. 

Asllani se corona en Eibar

Aquello que no pudo culminarse en la primera mitad, sí sucedió en la segunda. Y lo cierto es que el primer tanto no se hizo de rogar. Una mano de Esti Aizpurua tras un centro de Kenti Robles fue castigado con la pena máxima para las locales. Kosovare Asllani fue la encargada de transformar el penalti y, como viene siendo costumbre, no falló. Esta acción se repetiría solo ocho minutos después y tuvo como protagonista también a la sueca. A esos dos tantos se suman cuatro más que ha marcado la delantera en lo que va de temporada. Seis tantos marcados en cuatro encuentros consecutivos que la sitúan máxima goleadora indiscutible de la competición. 

En apenas unos minutos el rumbo del partido había cambiado por completo, pero consiguieron las locales reducir momentáneamente esa ventaja blanca. Con esa intención de luchar el partido hasta el final, Thembi Kgatlana logró hacer diana en la portería de Misa en el 65. Disfrutaron de ese pequeño triunfo hasta el minuto 78, en el que Marta Cardona aprovechó el rechace de un intento anterior y marcó el gol que sentenciaba el partido. 

Continuó intentándolo el Eibar, sin resultados. El Real Madrid conseguía su propósito: encadenaba su tercera victoria y sumaba tres puntos que sitúan al equipo quinto en la tabla. Pero el tiempo corre, y tanto unas como otras tienen jornada intersemanal: las armeras contra el Sevilla y las madridistas ante el Granadilla. Continúa, así, un mes marcado por citas ligueras cada pocos días. 

VAVEL Logo