Los leones rugieron y mordieron
Jugadores del Athletic Club celebran un gol ante el betis Foto: LaLiga

Llegaba el Athletic a este partido con serias dudas sobre su juego y con Gaizka Garitano señalado tras la última derrota ante el Valladolid. El Betis por su parte venía del aplastante 5-2 ante el F.C Barcelona y de recibir dos y tes goles en anteriores partidos frente a Atlético de Madrid y Real Sociedad respectivamente.

EL conjunto vasco comenzó el partido con mucha fuerza, teniendo dos buenas ocasiones en los minutos 3 y 6 con disparos de Alex Berenguer y Vesga uno detenido por Bravo, guardameta del Betis y otro que se marcharía desviado. Pero en el minuto 8 llegaría el primer mazazo bilbaíno, cuando un pase fuerte de Villalibre al punto de penalti sería rechazado por Víctor Ruiz, central del Betis, que cometería un error garrafal y anotaría el primer gol del Athletic Club en propia meta.

A partir del gol el partido cambió, el Bilbao dejó de ser tan agresivo al ataque y retrasó líneas, dándole la posesión a los andaluces y esperando para salir a la contra. De uno de estos contragolpes encontró una gran ocasión Iñaki Williams. Cuando tras un gran pase de Villalibre intentó definir cruzando el balón, pero salió flojo y Bravo no tuvo muchos problemas en detener ese tiro. El Betis manejaba la posesión, pero no era capaz de crear peligro, una buena internada por banda izquierda de Alex Moreno y un disparo desde la frontal de Joaquín en el minuto 31 fueron las únicas ocasiones del conjunto andaluz.

El conjunto vasco tenía el partido donde lo quería, y en el minuto 34 conseguiría encarrilarlo más aún cuando Iñaki driblaría al defensa y pondría un gran centro, villalibre remataría y Bravo realizaría una gran parada, pero el rechace fue aprovechado por el más listo, Ander Capa que con Bravo tendido solo tuvo que rematar a placer con la cabeza para colocar el segundo gol en el marcador. Este gol fue todo un mazazo para los béticos que fueron arrollados en el fin de la primera parte, con constantes llegadas vascas. Hombres como Alex Berenguer o Villalibre hicieron estragos constantes en la defensa andaluza que estaba claramente superada y ya solo pensaba en el descanso.

Tras el paso por vestuarios, el guion no cambió, el conjunto de Garitano seguía desbocado creando ocasión de gol tras ocasión de gol. La tuvo en el 56 otra vez villalibre, el mejor del partido sin duda, llevando a cabo una actuación espectacular y dándole la razón a Gaizka a la hora de apostar por él, dos minutos después el capitán Muniain marcaría el tercer gol del partido, tras una gran combinación entre el y Villalibre que pondría un centro tenso al punto de penalti, Iker remató y Bravo rechazo pero el capitán bilbaíno se lanzó en plancha y remató anotando el tercer gol del Bilbao en el partido. Tras este tercer duro golpe el Betis no supo reaccionar, Pellegrini metió en el partido a Borja Iglesias, Loren Morón y Andrés Cuadrado para buscar nuevas ideas en ataque, pero el conjunto bilbaíno estaba muy bien plantado en defensa.

Para terminar de firmar el desastre bético en el minuto 67 Alex Berenguer remataría fuerte un gran centro de Yuri desde la izquierda, anotando el cuarto gol. La actitud defensiva del Betis en este gol fue la descripción de todo su partido, dejando dos hombres solos en en punto de penalti sin nadie que ayudara defensivamente. Ya con el 4-0 en el marcador los bilbaínos bajaron revoluciones, pensando en el siguiente partido frente al Getafe, los béticos, que ya habían bajado los brazos hace tiempo tocaron el balón hasta que el árbitro señaló el final del partido.

Los vascos se colocan en octavo lugar mientras que los andaluces bajan hasta la duodécima posición, habiéndose convertido tras este partido en el equipo más goleado de toda la primera división española con 20 goles en 10 partido.

VAVEL Logo