Remontada a base de golazos

El conjunto de Juande Ramos estrenó su casillero de victorias ante un Eibar que realizó una primera mitad para enmarcar.

Remontada a base de golazos
Foto: Carlos Martínez. VAVEL.
Málaga CF
2 1
SD Eibar
Málaga CF: Kameni, Rosales, Koné, Llorente, Juankar (Miguel Torres, min. 32), Camacho, Kuzmanovic (Pablo, min. 82), Chory, Juanpi, Sandro, Charles (En-Nesyri, min. 67).
SD Eibar: Riesgo, Arbilla (Capa, min. 81), Lejeune, Dos Santos, Juncá, Escalante, Fran Rico, Inui, Adrián, Jota (Pedro León, min. 67), Nano (Sergi Enrich, min. 64).
MARCADOR: 0-1, min. 42, Nano; 1-1, min. 44, Sandro; 2-1, min.76, En-Nesyri.
ÁRBITRO: Iglesias Villanueva (comité gallego) ha amonestado a Lejeune (min. 29), Fran Rico (min. 39), Sandro (min. 56), Camacho (min. 66), Escalante (min. 89) y Mauro (90+2).
INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la quinta jornada de la Liga Santander 2016/17, celebrado en el Estadio La Rosaleda ante 19.318 aficionados.

Nueva jornada, distinto rival y mismos errores en el Málaga, pero esta vez con un final totalmente diferente para los de Juande Ramos. Un zarpazo de Sandro para igualar el partido y una obra de arte del joven En-Nesyri dejan los tres puntos en casa para huir del farolillo rojo del descenso, que se acercaba demasiado.

Primera parte de superioridad armera

El Eibar llegaba a La Rosaleda tras un gran inicio liguero y después de conseguir un valioso punto ante el Sevilla con dos jugadores menos. Esa confianza en sí mismos les iba a hacer más peligrosos. Y así fue. El conjunto blanquiazul comenzó el partido, como es ya costumbre en lo que va de Liga, dormido, muy impreciso y cediendo el balón al rival. Poco que destacar en la faceta ofensiva de los locales, excepto alguna internada por la izquierda del Chory Castro o algún pase interior de Kuzmanovic al más puro estilo Laudrup. José Luis Mendilibar dejó en el banquillo a titulares como Pedro León, Bebé, Capa o Enrich. Sin embargo, pudo sacar un once con el que dominar completamente la primera mitad. Jota Peleteiro, Adrián, Fran Rico, Inui y el goleador Nano se encargaron de acechar a una defensa con la novedad de Juankar, que a la media hora de juego salía lesionado por Miguel Torres debido a un fuerte golpe en la rodilla.

La afición malaguista aguantaba el tirón y continuaba animando, lo cual no era sencillo por el mal juego desplegado por su equipo, hasta que, a cinco minutos del final de la primera parte, un blando Koné, que realizó un buen partido, permitió a Inui centrar al área y Nano, entre una defensa mal ordenada, pudo rematar hasta dos veces para adelantar al conjunto vasco antes del descanso. Nada podía hacer Kameni ante la poca contundencia de su defensa. 

El Málaga consiguió igualar el partido en su primer disparo a puerta

El pesimismo invadió las gradas de martiricos, pero el fútbol tiene estas cosas y en el minuto 44 un centro con la derecha del Chory Castro, un gran control orientado de Sandro y un misil del mismo igualaban antes del descanso el resultado que, sin duda, fue lo mejor de los primeros 45 minutos.

Gran segunda parte de los malacitanos

Tras el descanso se vio al equipo que los aicionados quieren ver en La Rosaleda. Con intensidad, dominando el partido, seguro atrás y encerrando al rival en su área. El equipo llegaba más, sobre todo en las botas de un Sandro muy motivado tras el gol, que lo intentaba con más corazón que cabeza y que recibió una tarjeta en el área rival por simular penalti. Pasados veinte minutos de juego llegó el cambio que revolucionaría el partido: salió Charles y entró el marroquí En-Nesyri.

Tercer jugador más joven en la historia del club en anotar en liga

Seis minutos le bastaron para crearse la primera ocasión tras un despiste en la defensa armera. A los dos minutos, una obra de arte entre Juanpi y Camacho la finalizaría la joven promesa de 19 años con un disparo precioso, digno de un jugador de talla mundial.

El Eibar empujaba en busca del empate tras haber dado entrada a Enrich, Capa y Pedro León, que con buenas jugadas por la banda derecha estuvo a punto de igualar el marcador, pero se encontró con Koné, que con el paso de los partidos se va asentando en el equipo. Juande daría su merecido descanso a Kuzmanovic tras su gran partido y daba entrada a Fornals con la intención de aguantar el balón y dejar pasar los minutos, tal y como ocurrió.

De este modo, el Málaga suma su primera victoria de la temporada y se coloca duodécimo en la clasificación con cinco puntos. En la próxima jornada visitarán el Benito Villamarín en busca de una nueva victoria que le afiance en la mitad de la tabla.