Islanders y Kraken siguen progresando en sus respectivas arenas 
Proyección interior Climate Pledge Arena en Seattle | sportsnet

La temporada actual va avanzando a un ritmo frenético, con un calendario reducido al orden del día, los diferentes equipos difícilmente descansan dos noches consecutivas provocando una sensación de rapidez entre los fans. 

Dos franquicias afrontan estos primeros compases de la temporada de forma muy diferente, pero con un mismo objetivo de cara al próximo mes de octubre: el estreno de su nuevo hogar. Se trata de los New York Islanders y Seattle Kraken, los primeros construyendo de la nada un pabellón digno de la ciudad de Nueva York (y alrededores), mientras los segundos dándole una segunda oportunidad al antiguo Key arena. 

Los Isles se encuentran inmersos en una fantástica racha positiva, liderando la complicada división del Este, sorprendiendo de nuevo por su excelente rendimiento tal y como hicieron en los pasados playoffs, momento en que se plantaron en la final de Conferencia, perdiendo con el eventual campeón, los Tampa Bay Lightning. Por su parte, el Kraken sigue poniendo 'piezas' humanas en su afán de crear una estructura digna de la NHL, el mítico Ron Francis será su primer General Manager, mientras la plaza de entrenador aún sigue vacante. Los jugadores serán escogidos en el próximo draft de expansión, tal y como todas las nuevas franquicias hacen unos pocos meses antes de entrar a la liga de forma palpable. 

UBS Arena / NY Islanders

Después de años, incluso décadas, luchando por una casa a la altura de los logros de la franquicia (cuatro Stanley cups), los de Uniondale lograrían imponerse a otros proyectos para la construcción en los terrenos de Belmont Park, aquí se alzará el UBS Arena, nombre comercial del flamante nuevo pabellón de los Islanders.

Repasando un poco la historia reciente en relación a la búsqueda de la nueva casa, los Isleños trataron de dejar atrás el vetusto Nassau Memorial Coliseum presentando por manos de su antiguo dueño, Charles Wang, un megaproyecto que no superaría un referéndum popular, más adelante se mudarían al recién estrenado Barclays Center (hogar de los Nets de la NBA), allí se encontrarían una infinidad de problemas de todo tipo además de ser una arena no pensada para el hockey en su vertiente profesional. De nuevo virarían su mirada hacia Nassau, al remodelado Coliseum (ahora renombrado como NYCB Live: Home of the Nassau Veterans Memorial Coliseum) el cuál de nuevo lo llamarían hogar, aunque la reducción del aforamiento alejaría la posibilidad de jugar allí permanentemente. Aquí sería el momento en que se conseguiría asegurar la construcción de la nueva pista: el UBS Arena.

Imagen actual del exterior del UBS Arena con la gran Manzana en el horizonte / UBSarena.com
Imagen actual del exterior del UBS Arena con la gran Manzana en el horizonte / UBSarena.com

El pabellón en cuestión se encuentra cerca del Coliseum, algo que los fans al equipo sin ninguna han agradecido. La arena podrá albergar hasta 17.113 espectadores, cifra superior a los del antiguo Nassau Coliseum (16.234), el Barclays Center (15.795) y el NYCB Live (13.900). El coste presupuestado fue de $1'5 billones, una cifra alta que incluirá varios proyectos alrededor de la arena como también de revitalización de la zona. 

Interior del UBS Arena durante el pasado mes de enero / UBSarena.com
Interior del UBS Arena durante el pasado mes de enero / UBSarena.com

Aún faltan unos meses para su inauguración pero el ritmo de construcción sigue las pautas establecidas, el exterior va cogiendo la forma clásica tal y como se diseñó, mientras que el interior ya deja entrever los diferentes niveles de butacas (aún sin instalar) y lo que sería la pista de hielo.

Climate Pledge Arena / Seattle Kraken

Tras años de especulaciones acerca de que ciudad se llevaría la franquicia nº32 de la NHL, finalmente sería la ciudad esmeralda la que se vería recompensada sus esfuerzos. Todo nuevo equipo necesita un lugar donde disputar sus encuentros, este asunto quedaría resuelto con la aprobación por parte de las autoridades municipales de la reconstrucción/rehabilitación del famoso Key arena, pista inaugurada en 1962 y recordada por los aficionados al deporte, como el hogar de los Super Sonics de la NBA. 

Dicha rehabilitación podría considerarse como una construcción nueva debido a que solamente se conservará el techo del pabellón, todo lo demás será revivido de la nada. Los encuentros de hockey tendrán una capacidad de 17.100 espectadores, cifra similar a la del antes mencionada UBS Arena de los Isles. Aunque sin temor a equivocarse, la cualidad más destacada del Climate Pledge Arena (así ha sido renombrado) será su sostenibilidad, algo que seguramente será un punto de partida y ejemplo para muchas nuevas arenas que se irán construyendo en un futuro. 

Con un coste de $950 millones, se espera que este terminado para junio de 2021. 

El interior del Climate Pledge Arena unas pocas semanas atrás / Kraken.com
El interior del Climate Pledge Arena unas pocas semanas atrás / Kraken.com
Vista del Skyline de Seattle con el Climate Pledge Arena iluminado en la parte inferior derecha
Vista del Skyline de Seattle con el Climate Pledge Arena iluminado en la parte inferior derecha / Kraken.com
VAVEL Logo