La pizarra de Walter Perazzo: buscar el equilibrio
Walter Perazzo (Foto: www.lanueva.com)

El Torneo de Transición 2014 arrojó dos datos curiosos sobre Olimpo: por un lado, con tan sólo 15 goles a favor, fue uno de los equipos menos eficaces del certamen y, como lo indican las cifras, le costó generar acciones de peligro. Pero por el otro, con 22 tantos recibidos, fue la cuarta valla menos vencida del campeonato, junto con San Lorenzo y Vélez, lo que habla de un buen papel defensivo. Para este 2015, Walter Perazzo deberá encontrar ese equilibrio entre la defensa y el ataque que le permita mejorar el nivel de juego y así poder desarrollar una buena campaña en la próxima competición.

A lo largo de la pretemporada, en los partidos amistosos el entrenador del Aurinegro utilizó el esquema 4-4-2, con dos volantes centrales y dos mediocampistas externos definidos, dejando de lado por el momento el triple 5 que usó años anteriores. Sin embargo, en algunos de esos encuentros de preparación, las circunstancias del propio juego hicieron que el DT cambiara de posición a algunos de sus jugadores y ese 4-4-2 mutará a un 4-2-3-1, con un enganche y dos futbolistas ocupando el puesto de extremos.

Waltergol no se quedó con las ganas y probó a todos los jugadores que quería ver, incluso a algunos de ellos los ubicó en diferentes lugares de la cancha y de esa manera sacar conclusiones de cara al comienzo de la competencia oficial. En la defensa utilizó a Sills, Parnisari y Adrián Martínez en el lateral derecho; al propio Parnisari, Furios, Moiraghi y Herrera como centrales y a Quiroga y Villanueva como marcadores de punta por la izquierda. En el mediocampo colocó a Martínez, Encina y a Joel Acosta en el carril derecho; a Cobo, Blanco, Marcelo Vidal y Colace por el medio y a Mansilla y al Sapito por la banda izquierda. Mientras que en la ofensiva probó con Klusener (1 gol), Royón (2 tantos) y Acosta (1 grito) y, además, en un cotejo ubicó a Porcari de enganche.

Walter Perazzo suele plantear los partidos en función del rival de turno. Por lo que, el 4-4-2 con el que arrancaría el torneo puede ser más defensivo o más ofensivo dependiendo del adversario. Debido a esto, los laterales pueden ser ocupados por futbolistas de más marca y con un buen juego aéreo, como Sills, Parnisari o Quiroga o por jugadores con mayor proyección al ataque, como Adrián Martínez o Villanueva. Lo mismo puede llegar a ocurrir en la mitad del campo, sobre todo por los costados, con la utilización de volantes de más sacrificio como Encina o David Vega, o de mediocampistas con un mayor despliegue y más presencia ofensiva, como Acosta, Amoroso, Mansilla o el Chino Martínez.

Las pruebas amistosas terminaron el fin de semana pasado, con el triunfo por 3-0 sobre Sarmiento de Junín en el Carminatti. En esta última semana de preparación antes del arranque del Campeonato de Primera División, el entrenador de Olimpo podrá afinar los detalles finales de su equipo de cara al debut frente a Boca. Una nueva ilusión Aurinegra se pone en marcha.

VAVEL Logo