Un entrenador que no se olvida

La Selección Argentina este martes enfrentará en su segundo amistoso de esta gira a Jamaica y se encontrará con un entrenador que supo neutralizarla: el ex conductor de Islandia, Heimir Hallgrimsson. En ese primer partido del seleccionado albiceleste en el Mundial de Rusia de 2018, el sistema táctico que implementó el técnico fue lapidario ya que le cortó el circuito futbolístico. La escuadra comandada por Jorge Sampaoli no pudo crear buenas jugadas de riesgo. Solamente a través de la pelota parada y una ráfaga. Por su parte, el equipo islandés le perdió el respeto al conjunto liderado por Lionel Messi adentro del campo de juego y le provocó algunos dolores de cabeza.

La falta de ideas ante un esquema ordenado fue un indicio que el compromiso no iba a ser fácil. Solamente la categoría y el talento de un futbolista como el Kun Sergio Agüero podían abrir el compromiso. En la clara oportunidad que tuvo, el ex delantero de Manchester City explotó todo su ingenio y en una maniobra  dejó sin respuestas a la defensa rival y convirtió el primer tanto del encuentro.

El elenco islandés no dejó que se prolongue el festejo argentino porque aprovechó  un rebote del arquero Caballero y no perdonó. Alfred Finnbogason estableció el 1 a 1 y el desconcierto inundó el terreno de juego. La Selección Argentina no manejó la pelota con serenidad y eso dificultó la elaboración de las llegadas. Por ello Islandia se sintió cómoda y apeló a su juego. Solamente al combinado albiceleste  le faltó más profundidad y mayor conexión entre todos sus atacantes.

En el complemento, los  jugadores de Hallgrimsson repitieron su formula y con voluntad volvieron a molestar el fondo argentino. Los dirigidos por Sampaoli no ofrecían una propuesta clara y la única oportunidad que se deseaba era una acción solitaria de uno de sus talentos. A los 17 minutos de ese tramo, el público argentino se frotó las manos cuando el seleccionado tuvo la chance de ejecutar un penal. Son obstante el arquero Hannes Halldórsson voló magistralmente y  le ganó el duelo al genial número diez rosarino.

La escuadra albiceleste con más empeño que ideas fue en búsqueda del triunfo pero en su confusión abusó de los remates largos y así se agigantó la figura del portero Halldórsson. Nublado en su horizonte el equipo orientado por Sampaoli perdió dos puntos de oro y su paso por la Copa del Mundo fue una verdadera odisea.

VAVEL Logo