Antetokounmpo acaba con la remontada y la buena racha de los Thunder
Antetokounmpo realizando el mate decisivo ante Westbrook | Foto: nba.com/bucks

Partidazo de grandes superestrellas entre Giannis Antetokounmpo y Russell Westbrook. Los Milwaukee Bucks visitaban la cancha de los Oklahoma City Thunder, que llegaban a esta madrugada como el mejor equipo del momento gracias a sus seis victorias consecutivas. Pero esta vez iban a tener que afrontar el encuentro sin Paul George, baja por unos problemas en la rodilla.

Mientras, los pupilos de Jason Kidd están atravesando un mes de diciembre muy irregular. Aun así, iban a saltar a la cancha mucho más entonados que su rival, y eso que venían de ganar en la noche anterior a los Minnesota Timberwolves, rival directo de OKC.

Los primeros doce minutos fueron un abuso por parte de la franquicia de Wisconsin. Con los Thunder cortocicuitados en ataque, no tuvieron mayores problemas para cerrar el primer cuarto con una ventaja de +20 (18-38). Todos estaban entonados, pero especialmente Khris Middleton y The Greek Freak.

Middleton, con 20 puntos, fue el mejor escudero de Giannis | Foto: nba.com/bucks vía Getty Images
Middleton, con 20 puntos, fue el mejor escudero de Giannis | Foto: nba.com/bucks vía Getty Images

Pero ganar en el Chesapeake Energy Arena no es cosa fácil, y el segundo parcial evidenció esta condición. Aunque les costó, los de Billy Donovan empezaron a encontrar soluciones mediante Russell Westbrook. El base volvió a lucir su versión más MVP y, aparte de anotar, encontró a secundarios como Jerami Grant o Raymond Felton en un día donde no acabó de conectar con Adams y Melo.

No fue una remontada exprés, yéndose al descanso todavía muy por debajo en el marcador (44-58). No eran capaces de frenar la ofensiva de los Bucks a pesar de ser una de las mejores defensas de la liga. Tal vez, en ese aspecto de cerrar el aro, se estaba notando la ausencia de todo un especialista como Paul George.

Finalmente, tras la reanudación, se produjo la gran reacción. Remando como podían con el hero-ball de Westbrook, en OKC empezaron a creer en la remontada. El ataque no acababa de funcionar como en otros partidos recientes, pero el nivel atrás volvía a ser el habitual dejando a los Bucks en 15 puntos en el tercer cuarto.

Westbrook apenas encontró apoyos en sus compañeros | Foto: nba.com/bucks vía Getty Images
Westbrook apenas encontró apoyos en sus compañeros | Foto: nba.com/bucks vía Getty Images

De esta manera, se plantaron en los 12 últimos minutos con un apretado 67-73. Había duelo: Westbrook contra los Bucks. A lo largo del periodo decisivo se prolongó la tendencia del anterior parcial, pero los Thunder no iban a conseguir ponerse por delante en ningún momento.

A falta de 1:06, tras un triple de Andre Roberson y un tiro libre de Steven Adams, la cosa quedó en un 90-93 que prometía un final de infarto. Entonces, tras varias secuencias de errores, Eric Bledsoe iba a anotar lo que parecía la canasta decisiva a falta de 19 segundos (90-95).

Pero esto es OKC y es el hogar de una bestia llamada Westbrook. Rápidamente, el MVP se colgó del aro y hubo falta posterior sobre Bledsoe, que no pudo con la presión y erró los dos tiros libres con diez segundos por jugarse.

Bledsoe no tuvo su mejor noche y erró en el momento menos indicado | Foto: nba.com/bucks vía Getty Images
Bledsoe no tuvo su mejor noche y erró en el momento menos indicado | Foto: nba.com/bucks vía Getty Images

Billy Donovan pidió tiempo muerto y decidió jugársela con su hombre más entonado. Restaban 4'7 segundos cuando el balón iba a entrar por el aro gracias a un triplazo de Westbrook, que ponía en pie a todo el pabellón (95-95).

Pero tras esto se produjo la desgracia local. El balón fue a parar a manos del peor cliente, Giannis Antetokounmpo, que a falta de 0'9 segundos iba a hacer un mate en el que, de paso, posterizó a Russell Westbrook dejando claro quien se llevaba el duelo entre las dos superestrellas.

Aunque parecía haberse acabado, esta última jugada fue muy protestada por los Thunder. En la acción que acaba en la canasta ganadora, el '34' de los Bucks pisa claramente la línea de fondo. Una acción que no se revisó y que, además, sucedió delante de las narices de uno de los árbitros. En OKC tenían motivos de sobra para protestar.

No obstante, las protestas no sirvieron para cambiar el resultado final. Habían luchado contra todo, pero los 40 puntos, 14 rebotes y nueve asistencias de Westbrook no fueron suficientes para prolongar la buena racha.

MVP del partido: aunque con mucha polémica, él fue quien resolvió el partido para los suyos. Giannis Antetokounmpo sigue demostrando que es especial y volvió a ser el mejor de unos Bucks que ya se sitúan en la cuarta posición del Este. Sus números: 23 puntos, 12 rebotes, seis asistencias, un robo y un tapón.

VAVEL Logo