Fernando Hierro, el seleccionador por sorpresa

Tras el anuncio de Rubiales, Fernando Hierro, ex-entrenador del Real Oviedo ha sido el elegido para capitanear el barco que pone rumbo hacia nuestro 2º mundial.

Fernando Hierro, el seleccionador por sorpresa
Fernando Hierro, Fuente RFEF

No pintaba bien la mañana en el seno de la expedición española en Krasnodar, se respiraba un ambiente enrarecido, incómodo, tenso... Luis Rubiales se destapó esta mañana con un anuncio ¿sorpresa? con la destitución del seleccionador español, Julen Lopetegui.

Ante tal controversia, Luis Rubiales, con un golpe de autoridad, ha decidido dar el timón del barco a una persona de su confianza, con experiencia en los banquillos, y conocedor de la expedición que competirá en Rusia, Fernando Hierro.

La experiencia más reciente del ahora seleccionador la encontramos tras su paso por el banquillo del Carlos Tartiere, donde estuvo una temporada, situando al equipo en octava posición.

Su paso por Oviedo dejó un sabor agridulce en la afición carbayona, que no quedó demasiado contenta con el juego y caracter mostrado por el conjunto azul, aunque sí que es reconocido por todos el carácter afable e integrador que Hierro tiene. Hizo una gran labor de cohesión, de organización en el club, siendo un digno discípulo de su mentor en el Real Madrid, Carlo Ancelotti.

Se le presenta una reválida a Hierro, con una de las mejores selecciones que se recuerdan, invicta en los dos últimos años y desplegando un atractivo y ordenado fútbol asociativo, lo que bien podría ser una "marca España"

Fernando Hierro comparecerá este miércoles a las 17:30 horas (hora española) en la sede de concentración de la selección en Krasnodar acompañado del presidente de la federación. A continuación dirigirá su primer entrenamiento, el último antes de viajar a Sochi el jueves a las 12:00 horas

"Lo importante es la selección y hacer un buen papel,venimos a ganar un mundial", aseveran los pesos pesados del vestuario, por lo que seguro que Fernando Hierro contará con un apoyo incondicional de los jugadores, que nos llevarán al éxito en el mundial, y al nuevo entrenador a realizar un buen papel.