La pequeña revolución del Real Zaragoza

La pequeña revolución del Real Zaragoza

El Real Zaragoza afronta un mercado invernal que le tiene que servir para revertir la situación actual. Analizamos que es lo que más necesita.

juansanchezgarnica98

El mercado invernal sirve únicamente para dos propósitos: el primero de ellos es reforzarse con jugadores con hambre y que den un soplo de aire fresco al equipo en el tramo más importante de la temporada y segundo, es el momento de enmendar los errores cometidos en el pasado. En el Real Zaragoza, desafortunadamente, en los últimos años se ha dado más el segundo caso.

Ahora mismo el once se encuentra bajo mínimos en casi todas las posiciones con lesiones en todas las lineas y con bajo nivel ofrecido por los titulares. Es lógico entonces que el Zaragoza acuda al mercado invernal con la idea clara de lavar la cara al equipo. La plantilla por la que Lalo Arantegui daba la cara hace unas semanas y decía que no la cambiaría por ninguna de las de la categoría no ha dado los resultados que se esperaban de ella. Esto hace que el director deportivo tenga que comerse sus palabras y buscar refuerzos para una plantilla decaída. Pero ¿Que es lo  que necesita el Zaragoza?

DEFENSA

Con la llegada de Alberto Guitián se pueden dar por cubiertos al menos dos de los puestos en los que el equipo necesitaba un refuerzo, la defensa y la posición de mediocentro defensivo, puesto que seguramente veamos en los próximos partidos al zaguero cántabro en la posición del lesionado Eguaras. Ahora eso sí habrá que estar atento a lo que decide la dirección deportiva en la posición de los centrales, bien que se busque a otro central o bien que se apueste por algún jugador de la cantera.

DELANTERA

Tampoco estaría de más fichar a un delantero centro si Toquero finalmente confirma su retirada en navidades, a pesar de que no es lo más urgente, un delantero con unas características diferentes a Gual, Pombo y Álvaro, capaz de fijar a los defensas y de aprovecharse de los constantes movimientos de los demás jugadores de ataque. Este fichaje si se acometiese finalmente creo que habría que buscarlo en segunda división B, puesto que es el mercado donde el Zaragoza puede tener más opciones de conseguir al jugador y como se ha demostrado con jugadores como Enric Gallego o Borja Iglesias nivel en la categoría de bronce hay.

MEDIOCENTRO

En el medio del campo no creo que haya que hacer ninguna incorporación más, puesto que todos los jugadores tienen al menos un recambio. Y con la recuperación de Papu en enero de los problemas físicos que lleva arrastrando desde verano la marcha de Buff, si finalmente se marcha, no tendría porque estar supeditada al fichaje de otro mediapunta.

También han estado sonando en los últimos meses jugadores que a priori son jugadores puros de banda y que teniendo en cuenta el rombo con el que se supone quiere jugar Lalo es absurdo incluir. En las dos últimas temporadas se han fichado dos jugadores puros de banda como Oyarzun y Aguirre, el primero no jugó lo suficiente e incluso Natxo lo llego a colocar en la posición de lateral salió en verano y ahora en el Numancia esta siendo uno de los jugadores revelación. El segundo va por el mismo camino de convertirse en un jugador desaprovechado en una posición que en el dibujo que ha configurado Lalo no existe. A mi parecer sería más lógico buscar jugadores que en vez de ser extremos que pudiesen jugar de laterales, buscar laterales que pudiesen jugar de extremos en momentos puntuales para así favorecer la idea que se quiere llevar a cabo desde la dirección deportiva.

El Real Zaragoza necesita el parón invernal como agua de mayo, para aclararse las ideas y marcarse un objetivo para el final de temporada, y para cumplir dicho objetivo desde la dirección se deberá acertar desde el primer hasta el último fichaje que se realice y no cometer los mismos errores que se han cometido en verano.

VAVEL Logo