Guía VAVEL Supercopa de España 2020: un Real Madrid con hambre de títulos

Comienza esta nueva edición de la Supercopa de España, la cual engloba en una sola y pequeña competición a los 4 mejores equipos de la pasada liga, el Real Madrid, el FC Barcelona, el Valencia y el Atlético de Madrid. En primera instancia se disputará un Valencia-Real Madrid cuyo ganador se verá las caras con el que salga victorioso del duelo entre el FC Barcelona y el Atlético de Madrid del próximo jueves.

El Real Madrid es uno de los favoritos para adueñarse con un trofeo que adquiere una mayor importancia por el hecho de poder arrebatársela a sus rivales más directos. Unas rivalidades que comparten entre sí cada uno de los equipos y que avivan la llama y la tensión de unos partidos que se vivirán de una manera muy especial por sus aficionados.

Para que el Real Madrid pueda alzarse con dicho trofeo debe antes pasar por uno de los equipos que más difícil situación suele plantear al conjunto blanco, el Valencia CF. Actual campeón de la Copa del Rey y que pese a ser el rival más sencillo, no debe ser subestimado, o si no, que se lo pregunten al Barcelona. Una rivalidad que trasciende en la historia por la intensa manera en que se suele vivir por parte de los aficionados de Mestalla que aún recuerdan aquella final de Champions perdida en el 2000. En este temporada ya llegó un encuentro que se resolvió en empate dando claras muestras de la ardua tarea que consiste en vencer a su conjunto rival. Una tarea para nada fácil y que será el obstáculo que se interpone en el camino a la final.

Es por ello importante saber  como llega el Real Madrid a esta Supercopa y cuales son sus posibilidades de ganar esta competición:

Buena dinámica

Frente a las malas expectativas que generó este nuevo proyecto madridista a las manos de Zinedine Zidane, el equipo ha sabido recomponerse de un año de transición en todos los aspectos catastróficos, que hacía tener a los aficionados las esperanzas puestas en una próxima temporada que pronto llegaría. Llegó el verano y un mercado de fichajes movido para un Madrid que fichó mucho y pronto, con el fin de cerrar una plantilla y poner en movimiento la nueva maquinaria. Una plantilla más completa con fichajes top para hacerla más competitiva.

En una pretemporada ya iniciada salieron a la luz los primeros defectos en materia defensiva y ofensiva, siendo de una mayor preocupación la primera, ya que esta supuso unas derrotas aplastantes por una fragilidad que el técnico francés trataba de paliar.

Fue el tiempo el que acabó dándole la razón a un técnico que con trabajo dio las claves en un 11 que es en la actualidad el más sólido de la liga española. Siendo el problema de goles lo que inquieta a una afición que confía en Benzema y poco más, el Real Madrid genera buen fútbol que debe materializarse. Aun así esto no deja de significar que es junto al FC Barcelona, el equipo más en forma de La Liga española.

Foto vía Instagram @realmadrid
Foto vía Instagram @realmadrid

Análisis táctico

Bien mencionado antes, tras una etapa de dudas que se fueron generando en la cabeza de Zinedine Zidane a lo largo de la pretemporada, la fragilidad defensiva hizo que el técnico francés adoptase formaciones como un 3-5-2 que no convenció. La vuelta al clásico 4-3-3 seguía planteando una incertidumbre acerca de cuales deberían ser los 11 jugadores titulares de Zidane. Acostumbrado a un medio del campo que dio mucho antes pero que en la actualidad hace mucho que ya no rendía, la salida de un Modric al que le empiezan a pesar sus 34 años, dio entrada a un Fede Valverde con ganas de comerse el mundo. Ya con un 11 casi predeterminado, siguen surgiendo rotaciones por la falta de un equipo titular fijo.

El equipo de Zidane es fuerte atrás desde una defensa en un buen momento a un portero que lo para todo. La permanencia de un Casemiro imprescindible que aporta equilibrio, hace que los laterales queden más liberados y sean más participes en jugadas de ataque, a su vez Toni Kroos, menos exigido en materia defensiva, queda relegado a una organización de juego que corre de su cuenta, siendo el motor que regula como juega el equipo. La inclusión de un Fede Valverde muy implicado en esa presión asfixiante que pretende provocar la salida del balón contrario de una manera controlada. Un equipo en donde Benzema es quien maneja los hilos del ataque y los extremos bien pegaos a la banda piden asociarse con un francés que abarca toda la parcela ofensiva con su movilidad. El Real Madrid además de fuerte colectivamente, es comprometido y no quiere ceder un balón que siempre querrán ellos para controlar en todo momento una situación de partido a favor de ellos.

Foto vía Instagram @realmadrid
Foto vía Instagram @realmadrid

Jugadores más en forma

Un equipo que brilla colectivamente pero del cual hay que sacar ciertos nombres que destacan por encima del resto:

Criticado por la prensa como el culpable de los goles encajados, y una mentalidad ganadora del belga que hizo caso omiso a unas críticas de las que supo desenvolverse actuando sobre el campo y trabajando duramente cada día. Sin duda esta siendo una de las razones por las que el Real Madrid está ganando partidos y encajando tan pocos goles.

Con paradas meritorias el belga es una jornada más uno de los arqueros más en forma de lo que va de Liga, y una de las claves de este Real Madrid tan rígido en defensa.

El "kaiser" del pase alemán ha retomado su buen estado de forma tras una anterior campaña nefasta. Clave de la generación del juego masridista, es el que comanda y da las pautas al ritmo del juego que el quiere implantar. “Se juega a lo que Toni quiere”.

  • Fede Valverde

Uno de los descubrimientos del año y que ha revolucionado el centro del campo volviéndolo más arduo de penetrar que antes de su inclusión en el 11 titular. En un estado de forma sensacional y con tan solo 21 años, es a día de hoy una de las mayores ilusiones de un madridismo que ve en el un grandísimo futuro y un excepcional presente.

  • Benzema (baja de última hora)

El francés tras la salida de cristiano está siendo la máxima estrella a esperas de un Hazard que antes de su lesión parecía haberse encontrado a si mismo. Máximo goleador del equipo y hombre más importante tanto en la creación de los goles como en su propia finalización.

Palmarés en la Supercopa

El Real Madrid suele ser uno de los equipos que junto al FC Barcelona más asiste a estas competiciones. Una competición que de no ser por las rivalidades entre grandes clubes no serían consideradas tan importantes como otros trofeos nacionales.

Es por ello que la RFEF haya implantado un nuevo modelo de competición que hace que estas competiciones sean de nuevo escaparate para el fútbol internacional y además añadir más importancia al título.

En su palmarés son 10 Supercopas de España con las que cuenta el club madrileño y que nos han dejado momentos para el recuerdo.

 

Supercopa de España 2018, una final para el recuerdo

La Supercopa de España entonces era celebrada en verano y aquella final nos traía un clásico en fechas tempraneras que nos dejaría imágenes para las prosperidad. Fue esa final a doble partido uno de los encuentros más apasionantes de la historia de los clásicos y dos de los partidos en que mejor Madrid se ha podido apreciar.

Un primer partido bañado en polémica tras el penalti fingido de Luis Suárez y la injusta expulsión de un Cristiano que no fingió una caída en la que si hubo un contacto. Un portugués que ya recibió una amarilla tras quitarse la camiseta tras un golazo apenas entró en el terreno de juego. Un gol que nos dejó una imagen para el recuerdo por la celebración de Ronaldo a modo de respuesta por lo que hizo Messi en el Bernabéu.

Un encuentro que se saldó en victoria madridista tras un golazo de Asensio que repitió testarazo en casa en el partido de vuelta. Uno de los partidos que en la memoria madridista quedará grabado para la eternidad.

Foto vía Instagram
Foto vía Instagram
VAVEL Logo