El Madrid se queda sin final tras los zarpazos de un león llamado Raúl García (1-2)
Raúl García celebra uno de los tantos que anotó en la noche de hoy | Twitter Oficial del Athletic Club de Bilbao

Real Madrid y Athletic Club de Bilbao se veían las caras en el estadio de La Rosaleda para disputar la segunda semifinal de la Supercopa de España 2021. Merengues y leones tenían en su mano la oportunidad de conseguir el pase a la final para enfrentarse al FC Barcelona, que consiguió ayer su billete tras derrotar a la Real Sociedad en la tanda de penaltis. Riqui Puig fue el encargado de transformar el último penalti de la noche después de un auténtico partidazo de fútbol entre dos equipos que demostraron saber muy bien al fútbol. 

El Real Madrid llegaba al partido tras haber cosechado un empate en el estadio de El Sadar, en el partido correspondiente a la decimoctava jornada de LaLiga ante Osasuna. El equipo bilbaíno, por su parte, no consiguió sacar ni un solo punto en la cita que enfrentó a los rojiblancos ante los blaugranas. Un 2-3, con doblete de Leo Messi, dejó a Marcelino sin la victoria en el debut como entrenador del Athletic

  • Zidane salía con todo a la caza de los leones

El técnico del Real Madrid no quería dar lugar a sorpresas y sacó el once de gala sobre el césped malagueño. De este modo, Zidane desplegaba sobre el verde un 4-3-3 con: Courtois; Lucas Vázquez, Varane, Ramos, Mendy; Casemiro, Kroos, Modric; Hazard, Asensio y Benzema.

Marcelino, por su parte, saltaba al césped de La Rosaleda con un 4-4-2 y con algunas novedades respecto al plantel del anterior entrenador, Gaizka GaritanoUnai Simón; Capa, Núñez, Íñigo Martínez, Balenziaga; De Marcos, Dani García, Vencedor, Muniain; Raúl García y Williams.

Parece que Marcelino sigue contando con Unai Núñez en el centro de la defensa a pesar de la vuelta tras lesión de Yeray Álvarez y con Raúl García, suplente habitual esta temporada con Garitano, en la punta de ataque junto a Iñaki Williams.

  • Dos errores de Lucas, dos goles

El partido comenzaba a la altura de una semifinal de Supercopa. Los dos equipos tanteaban con la pelota con continuos ataques a ambas porterías y Luka Modric probaba por primera vez a Unai Simón con un disparo con el exterior de la bota muy flojito que acababa manso en los guantes del portero vasco. Le costaba al equipo de Zidane implantar su juego porque los de Marcelino estaban muy bien plantados en el campo y presionando la salida de balón del conjunto blanco. Aun así, Hazard lo intentaba en el minuto 10 con un disparo desde fuera del área cuya trayectoria tuvo que corregir el guardameta del Athletic mandando el cuero a saque de esquina. 

No obstante, en la primera llegada del Athletic iba a llegar el primer gol del partido. Lucas Vázquez perdía la pelota en la salida de balón y Dani García metía un pase interior a Iñaki Williams que la dejaba pasar para plantar a Raúl García solo ante T. Courtois. El 22 del Athletic colocaba el cuerpo de manera fenomenal y batía por bajo al belga que poco puedo hacer en su salida a tapar del disparo. El  partido se iba a poner 0-1 y cuesta arriba para los merengues.

Los blancos seguían intentándolo con continuas llegadas al área de los leones: primero en el minuto 26 con un disparo de Marco Asensio que no cogió el efecto deseado para hacer sufrir a U. Simón y cuatro minutos más tarde, también lo iba a intentar el mallorquín metiendo la puntera de su bota izquierda tras un centro de Lucas por la banda derecha que pasó muy cerca del palo. También el gallego, momentos más tarde, iba a provocar el penalti a favor del Athletic: agarraba de manera clamorosa a Íñigo y Martínez Munuera decretaba pena máxima. Raúl García era el encargado de transformar el lanzamiento desde los once metros engañando por completo al arquero madridista y colocando el 0-2 en el marcador. En el minuto 42, Toni Kroos sacaba un disparo desde la frontal del área par intentar batir al portero del Athletic, pero la pelota acabó en las manos del guardameta. La primera parte del encuentro iba a acabar con el resultado de 0-2 y un Real Madrid perdido ante un gran planteamiento del Athletic Club. Los de Zidane se iban al descanso sabiendo que tenían que esforzarse al máximo si querían estar en la gran final de la Cartuja.

Una de las imágenes de la primera parte: Benzema pelea la pelota con Ander Capa | Foto: Twitter Oficial del Real Madrid
Una de las imágenes de la primera parte: Benzema pelea la pelota con Ander Capa | Foto: Twitter Oficial del Real Madrid
  • Reacción sin recompensa final

El segundo tiempo comenzaba con la entrada de Nacho Fernández al campo, que sustituía al lesionado Rafael Varane. El Madrid activaba la maquinaria rápidamente porque tenía mucho trabajo por delante para intentar darle la vuelta al marcador. Sin embargo, la primera ocasión clara del segundo acto iba a estar en la cabeza de Iker Muniain: un centro de Óscar de Marcos iba a finalizar en saque de puerta después de que el extremo del Athletic rematara con la cabeza totalmente solo. También Marco Asensio iba a probar suerte con un disparo en el minuto 56 que iba a salir por encima del larguero. No iba a ser la única del mallorquín en la segunda parte: después de una jugada muy elaborada, el extremo recibía un pase de Eden Hazard y lo estrellaba en el palo derecho de la portería bilbaína escupiendo la pelota sin permitir que esta sobrepasara la línea de gol. El Madrid aceleraba y lo intentaba una y otra vez.

Pasada la media hora de partido, el equipo merengue iba encerrando a los leones en su propio campo, pero el Athletic se defendía con uñas y dientes. Zidane buscaba la forma de anotar el primer gol y movía el banquillo: abandonaban el terreno de juego Eden Hazard y Toni Kroos y entraban Vinicius Jr. y Fede Valverde. Tras estas sustituciones, rozando el minuto 70 de encuentro, iba a reventar el larguero de la portería del Athletic Club el mejor del Madrid, Marco Asensio. Un disparo seco desde fuera del área iba a rebotar en el palo horizontal de Unai Simón.

A falta de 15 minutos para el final, Benzema iba a recortar distancias (1-2) después de que el VAR revisase su posición tras recibir un pase de Casemiro. El francés remataba la pelota delante del portero del Athletic sin que este pudiese hacer nada ante el delantero. El Madrid apretaba el marcador a muy pocos minutos de la finalización del encuentro. Jugadas más tardes al gol del Madrid, T. Courtois iba a firmar una espectacular parada sacando una mano cuando Villalibre le encaró solo para marcar. El delantero del Athletic se la picó, pero el guardameta belga supo reaccionar a tiempo. En el 82, Karim Benzema iba a poner la tablas en el marcador, pero solo momentáneamente porque el VAR anulaba el tanto después de que el 9 del Madrid estuviera en fuera de juego. Había firmado un gol precioso, pero sí es cierto que el francés se adelantó a la zaga bilbaína.

Los minutos pasaban y el partido iba llegando a su fin. Sergio Ramos lo intentaba rematando un centro de F. Mendy y la pelota se marchaba rozando el palo izquierdo. No obstante, la jugada quedaba anulada por falta en el salto del capitán del Real Madrid. Ya después de esta ocasión el Real Madrid no tuvo ninguna ocasión clara excepto el último disparo a puerta del lateral francés que se marchó muy arriba. El planteamiento de Marcelino venció al de Zinedine Zidane y los leones lograron en la noche de hoy el pase a la final de la Supercopa de Europa en La Cartuja. Se verán las caras con el FC Barcelona.

Fuente: Twitter del Athletic Club de Bilbao
Fuente: Twitter del Athletic Club de Bilbao
VAVEL Logo