El oviedismo, indignado con los fallos arbitrales

La afición del Real Oviedo siente que no ha sido tratada de manera justa por los colegiados en los tres últimos desplazamientos del conjunto carbayón.

El oviedismo, indignado con los fallos arbitrales
Imagen: La Liga

Si bien es cierto que el Real Oviedo sumó su primera derrota tras diez jornadas imbatido ante el Cádiz, en los tres últimos partidos fuera de casa solo se han logrado dos empates y una derrota. Esta situación ha dejado al conjunto carbayón como cuarto en la clasificación de la Liga 1|2|3 y a tres puntos de los puestos de ascenso directo que conforman actualmente el Huesca y el propio Cádiz, equipo al que había empatado a puntos el equipo de la capital asturiana pero que vuelve a verse por debajo tras la victoria gaditana por 2-1 en la pasada jornada. 

Clave en el resultado de ése encuentro fue la actuación arbitral de Pulido Santana, quien expulsó en el minuto 30 de partido a David Rocha, hecho que condicionó el resto del choque para el Real Oviedo. La protesta azul viene por el hecho de que el lance se produjo en un balón dividido, al que tanto Rocha como Carpio llegan a la vez (de hecho el futbolista carbayón toca el balón y no al rival), aunque tras quedarse enganchada la pierna del jugador gaditano, la entrada parece más fuerte y Pulido Santana expulsa a Rocha. Esta situación no hizo que los jugadores dirigidos por Juan Antonio Anquela se echasen atrás e incluso se adelantaron con un gol de Miguel Linares, aunque fueron incapaces de aguantar todo el segundo tiempo en inferioridad y terminaron por perder el encuentro tras los tantos de Perea y Servando, escapándose así una oportunidad de oro de asaltar la parte alta de la tabla. 

Este fallo se una al penalti no indicado a Miguel Linares en Reus en el anterior partido fuera de casa, en el que se le indica fuera de juego al ariete del Oviedo, cuando en las repeticiones se muestra claramente cómo el delantero azul se encontraba en posición reglamentaria y recibe una patada en el área. Por último, el partido ante el Rayo Vallecano también estuvo cargado de polémica, con el penalti que Pérez Pallas indicó en contra del conjunto asturiano tras una supuesta mano de Christian Fernández en el área, de la que acabó semi inconsciente tendido en el terreno de juego y con un fuerte impacto en el rostro, dejando ver que fue ahí donde golpeó el esférico de Trejo y no en la mano como así indicó el colegiado del encuentro. 

Reaparecen los fantasmas de temporadas pasadas, en las que ya se vivieron situaciones parecidas en los momentos más importantes del año, como el inverosímil penalti que el mismo Pérez Pallas pitó ante el CD Tenerife y que provoco que se disiparan muchas de las opciones de los asturianos de hacerse con la tercera plaza de la Liga 1|2|3 y que podía haber significado un mejor final para los intereses de los azules.​ 

Christian Fernández recibe un pelotazo en la cara por el que se le indica penalti
Christian Fernández recibe un pelotazo en la cara por el que se le indica penalti | Imagen: La Liga 1|2|3