Verstappen resurge y Mercedes se derrite
Verstappen celebrando la victoria con sus mecánicos (Fuente: F1)

Después de un frenético Gran Premio de Gran Bretaña, era el turno del Gran Premio 70 Aniversario de la F1. Aunque se repitiera circuito como esta siendo costumbre este año, la carrera fue muy emocionante e impredecible gracias a las altas temperaturas y al uso de unos neumáticos más blandos que los de la semana pasada.

Salida del GP 70 Aniversario (Fuente: F1)
Salida del GP 70 Aniversario (Fuente: F1)

Todo comenzó con una salida marcada por el trompo que sufrió el alemán Sebastian Vettel en la curva uno que casi termina con la carrera de Carlos Sainz ya que casi se lo lleva puesto y por la salida de Max Verstappen, que consiguió adelantar a Nico  Hülkenberg saliendo con el neumático duro.

Trompo de Vettel (Fuente: F1)
Trompo de Vettel (Fuente: F1)

Lo interesante llegó cuando en la vuelta siete, Alex Albon y Pierre Gasly entraron a cambiar neumáticos ya que, con esa entrada, ‘abrieron la ventana’ de paradas en la zona media y a consecuencia de eso empezó a alborotarse la carrera en la zona media, mientras que en cabeza de carrera las cosas estaban más agitadas aún ya que Vertsappen con un neumático más duro al de los Mercedes, conseguía aguantarles el ritmo e incluso presionarles para que sus neumáticos se degradasen antes.

Una vez los Mercedes pararon pudimos asistir al recital de Max Verstappen que, aunque nos tenga acostumbrados a ser un piloto muy agresivo, nos demostró que también sabe conducir con suavidad para no destruir sus neumáticos. Esa gestión le permitió empujar cunado ambos Mercedes hicieron la parada y salir por delante de ambos. A partir de ahí, vimos como salía a relucir la única debilidad del Mercedes, se comían los neumáticos y los sobrecalentaban provocando las famosas ampollas denominadas ‘blisters’.

Bottas sufriendo Blisters en sus neumáticos (Fuente: F1)
Bottas sufriendo Blisters en sus neumáticos (Fuente: F1)

En la zona media que una vez más destacar el carrerón hizo el monegasco Charles Leclerc, que junto a Esteban Ocon y Kimi Raikonnen consiguió hacer tan solo una parada en boxes y llevarse un cuarto puesto con un Ferrari que no está para muchos trotes.

Leclerc volando bajo en Silverstone (Fuente: F1)
Leclerc volando bajo en Silverstone (Fuente: F1)

También decir que una vez más McLaren falló en boxes y comprometió la carrera del madrileño Carlos Sainz, que terminó en decimotercera posición muy frustrado ya que otra vez volvió a tener mala suerte.

VAVEL Logo