Argentinos Juniors: Torneo Inicial 2013
El cuerpo técnico del Bicho confía en la salvación. (Fuente: ArgentinosJuniors.com)

Otra ardua temporada se avecina para el Bicho que nuevamente peleará por no descender a la segunda categoría del fútbol argentino. Comenzará con un promedio de 1,131, donde se le suman dos malas campañas que apenas recogen 86 puntos. De arranque, sólo estará por encima de Rosario Central, Gimnasia de La Plata y Olimpo de Bahía Blanca, los tres equipos ascendidos, y tendrá una lucha extenuante, de unidad a unidad con Godoy Cruz, Atlético Rafaela, All Boys, Tigre y Estudiantes. Para ello cuenta con un especialista: Ricardo Caruso Lombardi. El polémico entrenador ha salvado a diferentes escuadras en situaciones comprometidas: Newell's, Racing, San Lorenzo, entre otros. La primera fecha debutará ante Godoy Cruz en Mendoza.

Concluido el Torneo Final 2013 (donde se posicionó 18º), el plantel de Argentinos Juniors se desmanteló completamente, lo cual hizo que el DT pida entre 14 y 15 refuerzos en el receso. El equipo se nutre por jugadores formados en la cantera del club, llamado "El Semillero del Mundo". Las idas más resonantes fueron las de Pablo Hernández, cerebro del equipo en la temporada pasada, no renovó su contrato y seguirá su carrera en el fútbol chileno, Alejandro Capurro continuará en Huracán y de Matías Martínez al que se finalizó el préstamo. Además, durante el certamen se provocaron controversiales salidas de jugadores de remombre como Aníbal Matellán, Ariel Garcé, Diego Placente y Leonel Núñez (partió al fútbol de Malasia).

La pretemporada del Bicho comenzó el 4 de julio y se realizó en el predio de la UTA en la localidad de Moreno. Bajo las ordenes del profesor Luis Nucara, el plantel se focalizó en la preparación física en jornadas de doble y triple turno por tres semanas. En los entrenamientos se dieron las presencias de Ciro Rius que retornó de su préstamo en Godoy Cruz, Hernán Salazar regresó de Lamadrid y Daniel Franco que hizo lo propio desde Almagro y serán tenidos en cuenta por el cuerpo técnico. Argentinos jugó amistosos ante Deportivo Español (igualó 0 a 0), Tristán Suárez (ganó 2 a 0 con tantos de Barraza y Freire) y el 26 de julio está pautado un amistoso ante Sarmiento de Junín.

El presente económico del club no es pudiente para la contratación de grandes figuras por lo cual se apuesta a desarrollar las divisiones inferiores. A pesar de esta pauta, Caruso Lombardi se destaca por descubrir futbolistas de poca popularidad en el ascenso argentino. El entrenador también ha de realizar pruebas de jugadores libres, lo que hace la simple contratación de los mismos. De esta manera llegaron José Luis Palomino, Leonardo Sánchez, Cristian Maidana, Sergio Vittor y Osvaldo Miranda, sin contratos en sus clubes. Además, el Bicho incorporó a préstamo a los uruguayos Bruno Barreto y Matías Mirabaje, Hernán Boyero, Enrique Triverio y Matías Ibáñez. Al cierre de esta edición se negociaban los pases de Jorge Pereyra Díaz, Leonardo Borzani, Nicolás Olmedo, entre otros, además de la búsqueda de dos delanteros y un lateral derecho.

Rodrigo Gómez y Gaspar Iñíguez son las grandes promesas que esperanzan en La Paternal. Droopy Gómez es categoría 93 (al igual que Franco flores, Lucas Rodríguez y Santiago Nagüel) fue la última aparición en el Torneo Final 2013, cumpliendo con buenas actuaciones, lo que hicieron que River se fije en él. Iñíguez tiene 14 partidos en Primera y con 19 años recién cumplidos, es la gran apuesta para ser quien se adueñe de la mitad de la cancha del Bicho, aunque ante una buena oferta del fútbol europero emigraría. En su edad de novena división Argentinos rechazó una oferta del Barcelona de España que pretendía sumarlo a sus arcas.

Para la nueva temporada la intención será evidente: obtener la mayor suma de puntos para conseguir la salvación. Amén de esta iniciativa, las ilusiones de dar la sorpresa y hacer un gran torneo irán de la mano. El objetivo será alcanzar un total de 30 unidades con la idea de llegar al Torneo Final con otros aires y escapar de los recién ascendidos que dividirán por un período.

Plantilla

Arqueros

Nereo Fernández; Sebastián Giovini; Pablo Migliore; Luis Ojeda

Defensores
Mariano Almandoz; Diego Barisone; Julio Barraza; Pablo Bárzola; Nicolás Batista; Franco Flores; Nicolás Freire; Juan Lemos; José Luis Palomino; Lucas Rodríguez; Leonardo Sánchez; Miguel Torrén

Mediocampistas
Lucas Asconape; Bruno Barreto; Rodrigo Gómez, Gaspar Iñíguez; Reinaldo Lenis; Cristian Maidana; Matías Mirabaje; Santiago Nagüel; Nicolás Olmedo; Juan Ramírez; Ciro Rius; Fabio Vázquez, Sergio Vittor

Delanteros
Leandro Barrera; Raúl Becerra; Hernán Boyero, Osvaldo Miranda; Lautaro Rinaldi; Enrique Triverio

Altas

Bruno Barreto (Douglas Haig), José Luis Palomino (San Lorenzo), Leonardo Sánchez (Instituto), Enrique Triverio (Juventud Antoniana), Diego Barisone (Unión), Osvaldo Miranda (Ferro), Cristian Maidana (Atlante, MÉX), Raúl Becerra (Nueva Chicago), Ciro Rius (regresó de Godoy Cruz), Sergio Vittor (Gimnasia JJ), Hernán Boyero (Blooming, BOL), Nicolás Olmedo (Barcelona, ECU), Pablo Migliore.

Bajas

Ariel Garcé, Aníbal Matellán, Diego Placente, Alejandro Capurro (Huracán), Matías Laba (Toronto FC, EEUU), Matías Martínez (Lanús), José Fernández (Sporting Cristal, PER), Leonel Núñez (Johor, MAL), Juan Anangonó (Chicago Fire, EEUU), Marcos Figueroa (Atlético Rafaela), Arturo Mendoza (Almagro), Pablo Hernández (O'Higgins, CHI), Mariano Guerreiro (Brown de Adrogué), Leandro Caruso.

Interesan: Sergio Escudero (Coritiba, BRA), Jorge Pereyra Díaz (Ferro), Emanuel Perea (All Boys), Leonardo Borzani (libre), Martín Wagner (Tampines Rovers, SING), Jonathan Santana (Independiente), Rodrigo Battaglia, Braian Lluy (Libre).

Equipo Técnico

Entrenador: Ricardo Caruso Lombardi

Ayudante de campo: Horacio Montemurro

Preparadores físicos: Luis Nucara; Jorge Fernández; Guillermo Lamborizio

Entrenador de arqueros: Juan Chumba

Médicos: José Artese; Eduardo Cammareri

Kinesiólogos: Fernando Alegre; Raúl Gismondi

Utileros:Carlos Canzoniere; Cristian Pérez

Club

Fundación: 15 de agosto de 1904

Presidente: Luis Segura

Estadio: Diego Armando Maradona (25.000 personas)

Palmarés: 3 Primera Divisón Argentina (Metropolitano 1984, Nacional 1985 y Clausura 2010); 1 Libertadores de América (1985), 1 Copa Interamericana (1985)

Sistema de Juego

A priori, la táctica que utilizará Caruso Lombardi es el 4-4-2. El propósito del entrenador será armar el equipo de atrás para adelante. La principal premisa es afianzar al equipo defensivamente con centrales fuertes en el juego aéreo y un doble cinco más recuperador que gestor de juego. El objetivo de ser combativo y emprendedor desprende en la fricción y el agobiamiento al equipo contrario. El ataque estará guiado en las bandas y los desequilibrios de los extremos. Los puntas serán mixtos: uno como referencia de área y otro que desnivele por su velocidad. También existe la posibilidad de un 4-2-3-1, quitando un delantero para consolidar un enganche, o un 4-5-1 con dos extremos bien explícitos y tres centrocampistas centrales.

Es una incógnita quién custodiará la valla del Bicho. Nereo Fernández finalizó de titular en el certamente pasado, aunque ahora tiene competencia ya que llegó Pablo Migliore, quien rescindió su contrato con el Dinamo Zagreb y estará a las ordenes de Caruso. Luis Ojeda perdió terreno y no es considerado por el cuerpo técnico.

El DT se ha inclinado por cuatro defensores con altura para cumplir con la pelota parada tanto defensiva como ofensivamente. Los zagueron efecutarán un rol bien definido: acoplarse y crearse "chichones" en sus frentes. Diego Barisone y José Luis Palomino son los indicados para efectuar esa concepción del entrenador, aunque se confía mucho en el juvenil Franco Flores. En cuanto a los laterales, su proyección dependerá de cómo se de el cotejo, la función empleada es la de frenar el envite rival y partir de contragolpe. Como se vio en el Torneo Final, Barraza (por la banda derecha) y Freire (por la izquierda) se destacan mayormente en la marca que por la decisión de ir al ataque. Ambos poseen buen cabezazo y son opción para el balón detenido. Pablo Bárzola es el lateral más relegado, ya que en un principio no sería tenido en consideración por Caruso y además no lo utilizaría en el carril diestro, donde se siente más cómodo.

El mediocampo estará dividido en las tareas de recuperación, reestablecerse en la posesión y distribuir. Gaspar Iñíguez ejecuta las tres aptitudes: es un mediocentro con garra, manejo y pase. Su acompañante ideal sería Nicolás Olmedo (Vittor puede ser la alternativa), volante ex jugador de Godoy Cruz que estaría cerca de acordar su llegada. Ambos se acoplarían en defensa y ataque y congeniarían con creces. La ausencia de mediocampistas centrales preocupa a Caruso aunque el uruguayo Bruno Barreto puede desempeñarse en cualquier posición de la línea. Por los costados estaría la explosión de Argentinos. Desligado de defender, Rodrigo Gómez puede ser conductor partiendo de la banda derecha (Nagüel es su reemplazante natural) y por izquierda se disputarán el puesto Matías Mirabaje (con más foco en el ataque), Cristian Maidana (podría ser enganche) y el juvenil Lucas Rodríguez (carrilero con ida y vuelta).

La ofensiva es el gran déficit de la temporada anterior: Argentinos apenas consiguió marcar 13 goles en el Torneo Final. Caruso prefiere jugar con un delantero potente, alto, que sea referencia de área. Osvaldo Miranda y Hernán Boyero acoplan los requisitos. El DT que todavía espera la llegada de dos puntas, sumó al plantel profesional a Lautaro Rinaldi, atacante de 19 años quien realizó una gran temporada en la reserva. El segundo delantero nacerá de la competencia entre Keko Villalva y Enrique Triverio, que llegó por pedido expreso del entrenador. Ambos sobresalen por su velocidad y su habilidad para el pique corto. El sueño de Caruso Lombardi es contar con Jorge Pereyra Díaz, actualmente en Lanús.

Once Tipo

VAVEL Logo