Cara a cara: Marco Ruben vs Santiago Silva
Foto: Central VAVEL

Cara a cara: Marco Ruben vs Santiago Silva

Central y Gimnasia se enfrentarán este jueves en la gran final de la Copa Argentina, en un partido donde los delanteros cumplirán un rol clave, ya que tendrán seguramente más de una chance de abrir el marcador para darle  el tan ansiado título a sus respectivos equipos.  Por lo  tanto, desde VAVEL analizamos las cartas goleadoras de ambos equipos.

fedemarcucci
Federico Marcucci

Este próximo Jueves, desde las 21:10, en la ciudad de Mendoza se estará jugando una nueva final de la Copa Argentina. En este caso, se enfrentarán Rosario Central y Gimnasia y Esgrima de La Plata, dos equipos que no vienen demasiado bien en la Superliga y que buscan cerrar el año con un título en este certamen.

Está de más destacar lo que se jugarán estos equipos. Por un lado, los canallas, que jugarán su cuarta final en los últimos cinco años, buscarán cortar una racha de 23 años sin lograr ser campeón. Por otro, el "Lobo", quién quiere lograr el primer título de su historia. Claro está que este jueves habrá un nuevo campeón, ya que ninguno de los dos equipos logró alguna vez quedarse con la Copa Argentina en todas las ediciones que disputaron.

Analizando cómo llega cada uno, el equipo de Bauza viene de dejar en el camino a Temperley por penales en semifinales, mientras que el conjunto de Pedro Troglio eliminó a River el pasado jueves también desde los 12 pasos luego de haber empatado 2 a 2 en los 90 minutos.

Pensando más en el partido, gran papel cumplirán los delanteros de ambos equipos, quienes tendrán seguramente varias chances para lograr abrir el marcador, y en el caso de lograrlo, podrían darle un histórico triunfo a sus respectivos equipos. Tanto Central como Gimnasia cuentan con una carta de gol fundamental;  dos jugadores con mucha experiencia, jerarquía y sobre todo muy queridos en sus respectivas instituciones. Repasemos los amuletos de ambos equipos:

Marco Ruben

Marco Gastón Ruben nació un 26/10/1986 en la localidad de Capitán Bermúdez, Santa Fe, aunque pasó gran parte de su infancia y adolescencia en la ciudad de Fray Luis Beltrán, también perteneciente a la provincia de Santa Fe.

Ruben realizó todas las inferiores en Rosario Central, equipo dónde se inició posteriormente como profesional. Marco debutó en primera en el Torneo Apertura 2004 en la fecha 3 frente a Quilmes de la mano de Ángel Tulio Zof. En aquel torneo, Ruben marcó su primer gol con la camiseta "Canalla" frente a Racing Club en aquella victoria 2 a 0 de su equipo frente a "La Academia".

Con el pasar del tiempo, Ruben comenzó a ganarse de a poco el puesto como titular y también el cariño de su gente, a través de goles muy recordados como aquel en la goleada frente a Newells por 4 a 1 en Arroyito.

Ya en el 2006, un Ruben con 20 años se convertía en el goleador de su equipo con 15 tantos, llegando a jugar incluso Copa Libertadores de América, donde también convirtió.

Tras muy buenos rendimientos en el conjunto rosarino, Marco fue vendido a River Plate, junto  a Juan Marcelo Ojeda y Cristian Villagra. Sin embargo, sus actuaciones no estuvieron para nada similares a lo realizado en Central.

Luego, tuvo pasos por el Recreativo de Huelva, Villarreal, Dinamo de Kiev, Evian de Francia y Tigres de México, dónde tampoco logró hacer mucho pie (sobre todo en los últimos 3 equipos mencionados).

También, Ruben tuvo un paso por la Selección Argentina. Marco fue convocado para un amistoso con la Sub-23 ante Guatemala que se llevó a cabo en Los Ángeles en febrero de 2008 en preparación para los Juegos Olímpicos de ese año. En ese entonces, Ruben marcó el último gol de la victoria por 5 a 0. 

Luego, tuvo su debut en la Selección Mayor, dirigida en ese entonces por Sergio Batista.  El 5 de junio de 2011 estuvo presente en un amistoso frente a Polonia, en el que marcó el gol argentino (derrota 2 a 1).

Terminado su paso por el exterior, tras la llegada de Eduardo Coudet a Rosario Central, Ruben decide regresar también al conjunto auriazul, en busca de lograr encontrarse con su mejor rendimiento y volver a jugar al equipo de sus amores.

En su primera temporada tras su regreso al fútbol argentino y a Rosario Central, Ruben fue una pieza clave de aquel equipo canalla que logró llegar a la final de la Copa Argentina en el año 2015 y ser tercero en el campeonato argentino. Marco fue el goleador de su equipo en aquel entonces, realizando 24 goles en 35 partidos (promedio 0,68).

Luego, en 2016, Ruben tuvo la posibilidad de volver a jugar la Copa Libertadores, donde Central quedó eliminado en cuartos de final frente a Atlético Nacional de Medellín. Además, el delantero volvió a tener la chance de ser campeón con su equipo, pero Central cayó nuevamente en la final de la Copa Argentina, esta vez frente a River Plate.

Durante el 2017, el rendimiento de Ruben disminuyó. Algunas lesiones sufridas y diferentes problemas personales llevaron al delantero a bajar su promedio de gol. Sin embargo, Ruben logró marcar un gol frente a Newells en el clásico, en aquella victoria 3 a 1 y también fue partícipe del equipo que llega a semifinales de Copa Argentina.

Ahora en 2018, la historia ha sido casi similar. Lesiones nuevamente y algunos problemas personales han llevado a la involución del rendimiento de Marco. Al día de hoy, Ruben lleva marcado únicamente 2 goles en lo que va del año: uno frente a Estudiantes en el empate 1 a 1 en el Gigante por la Superliga 2017/2018 y el otro en la Copa Argentina en la victoria 6-0 frente a Juventud Antoniana de Salta. 

Santiago Silva

Santiago Martín Silva nació 9/12/1980 en la ciudad de Montevideo, Uruguay. El "Tanque", como así lo apodan, cuenta con una trayectoria muy grande en su carrera.

Silva debutó en Centro Español, luego pasó a River Plate (U) y Defensor Sporting. En 2002, pasa a jugar en Corinthians, dónde permaneció una sola temporada. Luego, regresa a su país natal para jugar en Nacional y posteriormente regresar a River.

En 2004, el uruguayo da el salto hacia la Bundesliga para jugar en el FC Energie Cottbus, de la tercera división de su país. Allí, estuvo muy poco tiempo ya que fue cedido a préstamo. Posteriormente, fue transferido al Beira Mar, de la liga portuguesa, club en dónde anotó 14 goles en 30 partidos.

Tras su paso por Europa, Silva desembarca en el fútbol argentino para jugar en Newells Old Boys. Allí, el "Tanque" disputó 14 partidos de las cuales solo jugó 12 como titular, anotando 4 goles. Además, el uruguayo estuvo presente en aquel clásico recordado por los hinchas de Central en donde los canallas eliminaron a los leprosos en la Copa Sudamericana. En aquel entonces, Silva tuvo una chance muy clara en la última del partido, lo que hubiera significado el pase de su equipo a la siguiente ronda del torneo, pero finalmente ese remate fue contenido por el arquero Juan Marcelo Ojeda.

Tras su paso por "La Lepra", Silva se va del club rojinegro en condición de libre para pasar a Gimnasia de La Plata, dónde jugó 33 partidos y anotó 14 tantos. En aquel entonces, el DT del "Lobo" era Pedro Troglio. En 2008, Silva deja Gimnasia para convertirse en nuevo jugador de Vélez Sarsfield. Sin embargo, tras flojos rendimientos en el "Fortín", Silva deja el club para sumarse a Banfield.

Ya en el "Taladro", el uruguayo demostró aquí un gran nivel, marcando 14 goles en 41 partidos. En ese entonces, Silva formó una buena dupla con Sebastían "Papelito" Fernández, quién también fue clave en aquel equipo campeón del Torneo Apertura 2009 de la mano de Julio Falcioni.

Luego, Silva regresa en 2010 a Vélez, donde fue goleador del torneo en aquel entonces y luego campeón del Clausura 2011. Ya en 2012, el uruguayo se convirtió en jugador de la Fiorentina, club donde permaneció tan solo una temporada.

Luego, Silva tuvo pasos por Boca (fue campeón de la Copa Argentina del año 2012), Lanús (campeón de la Copa Sudamericana 2013), Arsenal, Banfield, Universidad Católica de Chile y Talleres.

Tras dejar al club cordobés, el "Tanque" regresa a Gimnasia para tener su tercer ciclo en el "Lobo". En su nueva etapa en el club, Silva se convirtió en un pilar fundamental del equipo de Troglio. El uruguayo fue quien marcó el gol del empate el pasado jueves en la semifinal frente a River, donde luego su equipo terminó accediendo a la final por penales.

Además de contar con una trayectoria y experiencia muy grande, Silva cuenta con el récord de ser el futbolista uruguayo con mayor cantidad de goles en la historia del fútbol argentino. Logró esta marca personal el pasado  26 de febrero de 2018 con Talleres frente a Argentinos Juniors.  En aquel entonces, llegó a los 138 tantos, superando los 137 marcados por Enzo Francescoli.

En conclusión, ambos equipos cuentan con 2 pilares fundamentales en ataque, los cuales cumplirán un rol clave en el partido de este jueves, ya que algún gol suyo anotado podría darle la posibilidad a sus equipos de conseguir un título y, de ser así, será seguramente muy recordado por sus hinchas. ¿Podrá Silva tomarse revancha tras lo sucedido en la Sudamericana del año 2005 y poder marcarle a Central y así darle un título al "Lobo"? ¿O será Ruben quién termine siendo el héroe de la jornada y le de el tan ansiado título al equipo de sus amores? Eso está aún por verse.

VAVEL Logo