En busca de un milagro

La derrota frente a Vélez dejó al 'Bicho' complicadísimo de cara al descenso. Todavía no ganó en el torneo y está a dos puntos de Sarmiento y a cuatro de Temperley.

En busca de un milagro
Raul Sanzotti acumula cuatro empates y tres derrotas como DT.  Foto: Pasión Paternal

Nada es imposible, dice la frase en la remera del DT. Por supuesto. Como cabeza de grupo no tiene que negociar ese mensaje de confianza y de fe. Sensaciones que eran visibles en los hinchas de Argentinos, una vez que Raúl Sanzotti asumió en el cargo. Sin embargo, las fechas pasan y el Bicho está último en la tabla de los promedios, donde no le puede acortar ventaja a sus competidores.

La situación del conjunto de La Paternal es preocupante por donde se la mire. Es el único equipo de la Primera División que todavía no pudo ganar en lo que va del año, es el menos goleador y tiene la segunda valla más vencida.

Desde que Sanzotti se hizo cargo del plantel profesional, el equipo demostró algo distinto a lo realizado en la primera etapa del torneo bajo las órdenes de Carlos Mayor. Más ambición, un fútbol más ofensivo y menos goles recibidos podrían ser unas de las novedades que el actual DT le brindó al equipo en un principio. Pero todo quedó allí.

El ex arquero probó con nuevos esquemas y protagonistas priorizando el juego por los costados. Con uno o dos delanteros. Con y sin enganche. Sin Matías Martínez ni Kevin Mac Allister. Con Patricio Matricardi y Joaquín Laso. Con Federico Insúa y sin él. Con Emilio Zelaya y Luciano Cabral, y sin ellos. Con Lucas Cano y Brian Romero, y sin ellos. En definitiva, los resultados no son los esperados y queda poco margen de error.

El Bicho todavía no gano en el campeonato. Convirtió 7 goles y le hicieron 24 en  12 fechas.

Si bien Argentinos está a sólo dos puntos -de 12 que quedan en juego- de alcanzar a Sarmiento en los promedios, la preocupante falta de gol y de victorias implican que sea una tarea muy difícil para Cristian Ledesma y compañía. Por este motivo, el Bicho no depende de sí mismo ya que, por ejemplo, debería ganar y que el conjunto de Junín pierda para poder salir del fondo. Sin embargo, los de La Paternal no pueden darse el lujo de esperar un resultado en otra cancha, ya que están obligados a conseguir los tres puntos sin importar qué pase con sus rivales.

Lo que queda

El fixture de los más complicados  Fotomontaje: Ramiro Maranzana

Argentinos Juniors tiene a priori el fixture más dificil. Recibe a Boca Juniors, que posiblemente juegue con un equipo alternativo por su apretado calendario; y a Lanús, el mejor equipo de la Zona 1, que a esa altura podría estar definiendo su primer puesto. Además, debe viajar dos veces a Santa Fe. En la fecha 14 para enfrentar a Unión y en la 16 a Atlético Rafaela, que nunca perdió contra el Bicho en condición de local.

Temperley tampoco tiene un calendario accesible. Es local frente a Atlético Tucumán, un rival complicado que está haciendo una de las mejores campañas de su historia, y frente a Newell’s, que hasta ahora no consiguió la victoria como visitante. El Gasolero debe visitar a San Martín de San Juan y al siempre difícil Racing en el Cilindro de Avellaneda.

Por último, Sarmiento quizás tenga el fixture más fácil en comparación. Si bien el Verde no ganó fuera de casa, enfrentará como visitante a Banfield, que todavía no sumó tres puntos como local, y a Olimpo en la difícil Bahía Blanca. En Junín recibirá a Patronato, de irregular campeonato y que puede sumarse a la lucha por el descenso, y a Tigre.

El conjunto de La Paternal desea revertir esta triste situación. Los fantasmas que supieron atacar con contundencia en 2014 se sienten cada vez más cerca. El barco de Argentinos debe sortear obstáculos difíciles. El barco de Argentinos, que está bastante golpeado, espera un milagro para no hundirse en la segunda categoría.