El sueño continúa, ¡Cecchinato en semifinales!

El italiano logró dar el golpe este martes al vencer al campeón de 2016, Novak Djokovic por 6-3, 7-6, 1-6 y 7-6 y hacerse con un debut en la semifinal del Grand Slam en Roland Garros.

El sueño continúa, ¡Cecchinato en semifinales!
Primer italiano en semifinales de Roland Garros desde 1978, donde fue Corrado Barazzutti. Foto: Prensa Roland Garros

La gran sorpresa de Roland Garros sigue su marcha. El italiano Marco Cecchinato, que llegó a París como 72° del ranking y ya se aseguró ser al menos 27° desde el lunes próximo, eliminó en cuartos de final a Novak Djokovic en cuatro sets, y tras un histórico tie-break (13-11) en la última manga. Es el primer italiano en semifinales de Roland Garros en 40 años, desde que Corrado Barazzutti lo logró en 1978.

A puro drop shot el italiano se plantó frente a frente con el serbio sin sentirse intimidado por el 12 veces campeón de Grand Slam. Los problemas físicos complicaron el rendimiento de Djokovic en el comienzo. Con el primer set 5 a 2 a favor de Cecchinato, el serbio tuvo que ser atendido por un dolor en su hombro derecho. Fue un partido raro el de Nole. Después de perder el primer set por 6-3, Djokovic contó con dos sets points en el segundo con el juego 6-5. Sin embargo, el italiano lo remontó y forzó el tie-break, donde aprovechó los errores del serbio y se impuso por 7-4.

El ex número 1 del mundo, actualmente en el puesto 22, reaccionó en el tercero, que comenzó con un intercambio de quiebres hasta que el serbio se afianzó para ganarlo por 6-1, aunque en ese momento reaparecieron los inconvenientes físicos para Djokovic, ahora en el gemelo derecho.

El panorama no comenzó bien para Cecchinato en el cuarto, por problemas ajenos al juego. El italiano recibió una advertencia y le descontaron un punto por dejar la cancha sin permiso. A raíz de eso, Djokovic se llevó el primer game en cero. Un quiebre rápido de Nole le permitió sacar ventaja rápidamente e ilusionarse con llevar el partido al quinto set. Incluso sacó con el set 5-3 a su favor. Pero entonces el italiano reaccionó: sumó dos games consecutivos y tuvo un break point.

Ya no hubo quiebres y llegaron entonces a un tie-break mágico que generó los que probablemente hayan sido los momentos más emotivos del torneo. Con Nole inspirado para salvar un match point en el 5-6 y pasar adelante con otro tiro mágico. Pero no pudo aprovechar ese set point, ni otro con una pelota baja en mitad de cancha, en el que reclamó que le hablaron desde el público. Y al final, el italiano consumó la sorpresa con el 13-11 y se metió en las semifinales del torneo.

Las estadísticas no jugaban a favor de Djokovic. Siete veces había arrancado 0-2 en sets en Roland Garros y solo una vez lo había remontado. Se trataba de un triunfo en octavos de final sobre el italiano Andreas Seppi en 2012, año en el que perdió la final con Nadal.

Cecchinato enfrentará ahora en semifinales a Dominic Thiem, quien se llevó por delante al alemán Alexander Zverev, por triple 6-4, en venganza de la final que perdió el austríaco un mes atrás en Madrid.