Un Barça sin nada que perder condena al Khimki a la octava plaza
El FC Barcelona Lassa despide la Euroliga con un triunfo | Fotografía: Tomás Rubia (VAVEL.com)

El FC Barcelona Lassa ha cerrado definitivamente su participación en esta temporada de Euroliga con una victoria delante de su afición ante el Khimki ruso por 86-82. El encuentro, marcado por el gran acierto exterior de los dos conjuntos (17 triples los locales y 12 los visitantes) se ha decidido en un final apretado en el que el Barça ha salido victorioso. Por parte del conjunto de Svetislav Pesic hay que destacar la labor del capitán Juan Carlos Navarro con 17 puntos, del base Thomas Heurtel con 14 puntos, 5 rebotes y 17 de valoración, y de Petteri Koponen con 12 puntos para 14 de valoración. En el combinado visitante ha destacado especialmente el ala-pívot norteamericano Anthony Gill, que con 21 puntos, 5 rebotes, 4 asistencias y 23 de valoración, se ha erigido como el mejor jugador del encuentro.

El Barça empieza marcando las diferencias

Las primeras ventajas del encuentro las conseguía el club azulgrana, que gracias a un gran acierto desde el exterior y a un Thomas Heurtel muy acertado, se alejaba en el marcador por 19-8 a falta de 4 minutos para finalizar el primer período.  Los culés conseguían mantener este gran acierto hasta el final del primer cuarto, que les hacía afrontar el segundo cuarto con una cierta ventaja respecto a los rusos (31-18 al final del primer parcial).

Potente arranque azulgrana con respuesta rusa

El FC Barcelona Lassa estaba disfrutando y haciendo disfrutar al público del Palau con su juego. Con dos triples de Koponen y una canasta de Oriola, el conjunto dirigido por Svetislav Pesic le endosaba un parcial de 8-2 en poco menos de 2 minutos al Khimki, lo que obligaba a Bartzokas a pedir tiempo muerto (39-21). A partir de ahí, el encuentro dio un giro de 180 grados: un Khimki que iba lanzado hacia la remontada y comandado por Charles Jenkins y un gran Anthony Gill provocaba que el segundo período se decantase para los hombres de Bartzokas, que se iban al descanso con un 54-45 desfavorable (con triple de Koponen sobre la bocina), pero con esperanzas y motivación para afrontar la segunda mitad.

Partido abierto para afrontar el último período

A la vuelta de los vestuarios, el marcador varió poco. Tanto Barça, que aunque no se jugaba nada quería despedir la temporada con una alegría, como Khimki, que se jugaba no quedar octavo en la tabla, salieron de los vestidores con la mira puesta en ganar.  En un tercer cuarto donde el pívot del Khimki Malcolm Thomas fue amo y señor de la pintura, y en el que el Barça seguía encontrándose cómodo desde más allá del triple, el marcador se mantuvo prácticamente igual al final de este, con un 72-66 a favor de los azulgranas de cara al cuarto definitivo.

El Khimki lo intenta pero el Barça resiste

El inicio de este último y definitivo cuarto estuvo marcado por el intento del Barça de rematar el partido definitivamente. El conjunto culé salió disparado en el último cuarto, y eso le ayudó a conseguir una renta de 14 puntos a falta de 5 minutos para finalizar el encuentro (84-70). Pero, cuando parecía que el partido estaba decantado para los de Svetislav Pesic, aparecía un combativo Khimki que no quería perder el partido sin luchar. El equipo ruso reaccionaba y pasaba de 86-73 en el marcador a un 86-82, con la última posesión en su poder. Finalmente, en esta posesión el mejor jugador del encuentro, Anthony Gill, falló un triple que habría acercado a su equipo a uno, y ahí se dio por finalizado el duelo.

El FC Barcelona Lassa termina la Euroliga haciendo disfrutar a un Palau que se ha quedado con un sabor amargo al saber que el equipo actual les hubiera hecho pelear por una plaza entre los ocho primeros. Por parte de los visitantes, el Khimki, ha perdido la oportunidad de ponerse séptimo en Euroliga tras la derrota de Baskonia ante Anadolu Efes, y le tocará enfrentarse en playoffs al coco de la competición y su compatriota, el CSKA de Moscú.

VAVEL Logo