Un golazo de Di María hunde a Uruguay
Foto: CONMEBOL

Por la jornada N°13 de las Eliminatorias, Argentina venció 1-0 a Uruguay y se acerca al próximo Mundial. Un gran gol de Di María puso cifras definitorias para los argentinos que continúan en un excelente momento futbolístico.

Los Charrúas, de pésimo momento, formó con un 4-1-4-1. Óscar Tabárez, que pudo ser despedido en octubre, reforzó el centro del campo con cinco mediocampistas y Suárez actuó en solitario en la punta del ataque.

La Albiceleste, cerca de afirmar su pasaje a Catar, utilizó su clásico 4-3-3Lionel Scaloni sorprendió y dejó a Lionel Messi en el banco de suplentes. El futbolista del PSG viene arrastrando una molestia en la rodilla por lo que el entrenador prefirió no arriesgarlo desde el inicio y que Paulo Dybala ocupara su lugar.

El Estadio Campeón del Siglo albergó el Derbi Rioplatense. Ubicado en Montevideo, cuenta con una capacidad de 40.000 espectadores. Las autoridades uruguayas decidieron que el encuentro se disputase con el 75% de aforo (35.000 personas).

El estadio de Peñarol tomando color en la previa / Foto: AUF
  • Los Charrúas sucumbieron ante la eficacia argentina en la primera parte

Uruguay comenzó con un mayor ímpetu tratando de encerrar a su rival que no encontraba la forma de esquivar la zona de peligro. La presión local tendría sus efectos y generarían una buena ocasión. Nández supo aprovechar un error defensivo, pero el Dibu Martínez salió rápido para achicar. 

Lentamente, Argentina comenzaría a posicionarse en el terreno de juego. A los 7 minutos, la visita abriría el marcador. Dybala recuperó el balón en la salida uruguaya y se lo cedió a Di María que se acomodó en el área para ejecutar un gran disparo, imposible de atajar para Muslera.

En su primer partido como capitán, el rosarino logró convertir / Foto: CONMEBOL

El interesante arranque de los anfitriones se iría dilucidando con el pasar de los minutos. El partido se abría y debía concentrarse para no dejar espacios que le permitieran al contrario sentenciar el duelo. Luis Suárez contaría con dos oportunidades para igualar mediante un tiro libre desviado y un tiro que golpeó la red del arco.

Los visitantes mantenían una posesión larga para no sufrir inconvenientes que modificasen el resultado. No obstante, la defensa se mantenía firme, el combinado lograba plasmar su idea de juego y se plantaba cada vez más en campo rival. Los locales tenían dificultad para combinar y no encontraban la manera de inquietar al arquero del Aston Villa.

Suárez reaparecería en el ataque y tendría una doble oportunidad. Su primer lanzamiento daría en el poste aunque luego no supo aprovechar el rebote por lo que el balón se marchó lejos de la portería. Uruguay volvía a crecer y los argentinos lo sentían en el último tramo. Una floja salida del equipo de Scaloni, le dio la oportunidad a Vecino para igualar, pero el Dibu Martínez respondió con seguridad.

  • La fricción caracterizó al complemento

Los uruguayos empezarían presionando la salida contraria. Suárez volvería a contar con una chance, sin embargo, le faltó mucha velocidad y Romero le ganó el duelo. Luego Piquerez, de flojo comienzo, se metería en el área entre el desorden argentino para empatar aunque el disparo no estuvo preciso.

Como era costumbre, Argentina entraba dormido a la segunda mitad y debía sufrir los continuos embastes. Scaloni metía mano en el equipo en busca de soluciones, no obstante, decidía que Messi no ingresara. Con las modificaciones, el combinado visitante reaccionaría. El Papu Gómez probaría suerte, pero su lanzamiento se marchó lejos de la portería.

La velocidad de Nández preocupó a la zaga visitante / Foto: CONMEBOL

La Albiceleste ralentizaba el juego y buscaba que le cometieran infracciones para que el tiempo transcurriese con mayor rapidez. Corría detrás del balón el combinado de Tabárez y les costaba llegar a la presión. La visita se decidía al contraataque para sentenciar el partido.

Tras un despiste del anfitrión, Lo Celso salió a toda velocidad y le dejó servido el gol a Joaquín Correasin embargo, Bentancur se cruzó en el momento justo. El jugador del Inter tendría una nueva ocasión, pero Muslera estuvo atento. Con 15 minutos por jugar, ingresaría Messi al campo de cara al próximo encuentro frente a Brasil.

Los locales se iban quedando sin resto físico sobre el final. Su rival era consciente de eso y apostaba a la velocidad de sus atacantes ingresados. A los 85 minutos, Álvarez, de cabeza, tuvo el empate para los uruguayos, no obstante, el balón se fue apenas por arriba del travesaño. Más tarde, tendría otra ocasión que se le escapó al portero y la pelota no entró de milagro.

Argentina logró una nueva victoria y extiende su invicto a 26 partidos sin conocer la derrota. En la próxima jornada enfrentará a Brasil en busca de clasificar matemáticamente su clasificación a Catar. Uruguay suma su tercera derrota consecutiva y queda en la sexta posición por lo que no estaría avanzando al Mundial.

VAVEL Logo