Exrojillos por el mundo: Óscar Arpón
Óscar Arpón, con la camiseta de Osasuna, porfía con Carles Puyol. Fotografía: barcamania.ge.

Óscar Arpón Ochoa (9 de abril de 1975, Calahorra, La Rioja) es uno de esos jugadores que se han ganado la vida como futbolistas gracias a su innegable calidad técnica y muy a pesar de evidenciar una enorme carencia para desarrollar sobre el césped conceptos táctico-defensivos. Debido a este defecto, al riojano se le ha reprochado —casi sistemáticamente— falta de entrega e incluso apatía allí donde ha jugado. Arpón es el clásico futbolista que no encaja del todo en la filosofía futbolística norteña y que no entusiasma en absoluto a sus aficiones. Es probable que este sea uno de los motivos por los que no triunfó en Osasuna, donde ni siquiera llegó a disputar medio centenar de partidos… y sin embargo se le recuerda perfectamente.

A Arpón se le recuerda en Pamplona por el golazo que le hizo al real Madrid en el 2000

Si por algo se recuerda a Arpón en Pamplona es por el golazo que le metió al Real Madrid en diciembre del año 2000, que era el de la vuelta de Osasuna a Primera División tras pasar seis años en Segunda, y que en ese momento adelantaba a los rojillos en el marcador. Aquel día, los a la postre campeones del mundo Roberto Carlos e Iker Casillas tuvieron el privilegio de asistir en primera fila a la obra de arte que Arpón firmó en el área pegada al fondo sur del estadio de El Sadar. El primero contemplo un recorte seco que no supo contrarrestar, y el segundo no pudo mas que observar como la zurda del “14” rojillo enviaba el balón a limpiar las telarañas de la escuadra derecha de su portería. De haber estado viendo el partido por la tele, desde sus sofás, probablemente habrían aplaudido. Una jugada grabada para siempre en la memoria de los aficionados osasunistas.

Criado en la prestigiosa academia blaugrana, el calagurritano llegaría debutar en el primer equipo del FC Barcelona de la mano de Johan Cruyff, aunque apenas disputaría 3 partidos con el primer equipo, y al finalizar la temporada saldría para siempre del club catalán. Antes de recalar en Osasuna, Arpón disputaría 4 temporadas en Primera División, vistiendo la camiseta de tres equipos distintos: Betis (18 partidos y 1 gol), Racing de Santander (56 partidos y 3 goles) y Mallorca (13 partidos y 0 goles).

Llegó a Pamplona para aportar un extra de calidad y la primera temporada la apuesta funcionó

Arpón llegó al club pamplonica en la temporada 1999/2000 para aportar un extra de calidad a un equipo que no andaba muy sobrado de ella, y la apuesta no pudo salir mejor. Al finalizar la temporada el club volvía a la categoría de Oro del fútbol nacional con la incuestionable ayuda del centrocampista criado en Rincón de Soto, que terminó la temporada con un gol en 30 encuentros de liga. Su aportación al equipo se redujo bastante la siguiente temporada (19 partidos y 1 gol) y en el verano de 2001 volvía a hacer las maletas.

Su destino entonces fu el Polideportivo Ejido de Segunda División, donde gozó como nunca antes de la condición de titular indiscutible y realizó la que probablemente sea la mejor temporada de su vida, marcando 9 goles en 40 partidos. Semejante temporada llamó la atención de equipos de mayor tronío, y ese mismo verano ficho por el Recreativo de Huelva de Primera División. En el conjunto onubense tuvo una gran participación (32 partidos) pero vivió el primer descenso de su vida, abandonando para siempre la división de honor del fútbol español.

Arpón firmo la mejor temporda de su vida en el "Poli" Ejido de Segunda División con 9 goles en 40 partidos

Tras una segunda temporada en el Recre, en la que el equipo no anduvo lejos de subir, el ya ex rojillo volvía a cambiar de quipo, esta vez en dirección a la UD Salamanca, donde permanecería tres temporadas entre Segunda y Segunda B, dejando un total de 9 goles en 90 partidos. En el Gimnàstic de Tarragona, entre 2007 y 2009, viviría su última etapa en Segunda, disputando 44 partidos (2 goles) en dos campañas, después de lo cual fichó por el equipo más importante de su tierra, la UD Logroñés, donde permanecería temporada y media (42 partidos y 2 goles) compartiendo vestuario con otro ex rojillo como José Izquierdo. En el mercado invernal de la 2010 / 2011, tras recibir la baja del club rojiblanco, se marchaba a jugar al equipo de su pueblo, el CA River Ebro de Tercera División.

Tras pasar un año disputando el Campeonato Nacional de Liga de Fútbol Indoor con los veteranos de FC Barcelona, compartiendo vestuario con otro ex osasunista como Ezquerro, y obteniendo la licencia de entrenador, en el verano de 2012, Arpón pasaba a formar parte del cuadro técnico del River Ebro. Parece que la tarea de entrenador no se le da del todo mal, ya que hoy en día es el primer entrenador del conjunto riojano, y aunque este año no han empezado especialmente bien, no deberían tener demasiados problemas para mantenerse.

VAVEL Logo