El caso Negredo
Negredo durante la presentación / Image: Carla Cortés

1 de septiembre de 2014. Álvaro Negredo aterriza en la capital del Turia para jugar como cedido en el Valencia. Es el fichaje más esperado, la culminación a un proyecto multimillonario que debe devolver al equipo 'ché' a la élite del fútbol español y continental. La afición responde y arropa el fichaje. Mestalla se engalona para la presentación, es un "galáctico". Nadie duda de la calidad de Negredo y al cesión incluye una cláusula de compra obligatoria por 30 millones al verano siguiente.

Negredo no responde a las expectativas en su primera temporada en Mestalla

Un mes después del confeti, Negredo no arranca. Las molestias que arrastraba de su época del Manchester City le lastran y no permiten su vuelta. Cuando ya regresa, no termina de ser el jugador que fue y en Valencia se empieza a dudar de si volverá a ser ese 'nueve' que maravilló en La Liga y en su inicio en la Premier. El que más duda es Nuno Espírito Santo, que tras una primera temporada discreta el Valencia con 7 goles en 32 partidos, tiene claro que no quiere al futbolista en la plantilla.

Con este panorama arranca la temporada 15/16, la segunda de Negredo en el Valencia. Para sorpresa de propios y extraños, el aritete de Vallecas se torna decisivo en la previa de la Champions League que le vale el pase al equipo a la máxima competición continental, será el último gran servicio del tiburón. Poco a poco la situación entre el técnico luso y el ariete se recrudece. Negredo acaba en la grada.

Un calvario en la grada

Hasta ocho partidos pasó el fichaje más esperado del nuevo proyecto del Valencia fuera de la convocatoria. El divorcio entre la afición de Mestalla y Nuno Espírito Santo se acentuó con la decisión del técnico y la grada no dudó en ponerse de parte del jugador. Nuno estaba cavando su propia tumba y tras una derrota en el Ramón Sánchez Pizjuán decía adiós a uno de los banquillos más exigente de primera división.

"Necesitaba sentirme futbolista"

Su sucesor iba a ser Gary Neville. Desde el primer momento el ex 'red devil' dejó claro que contaba con todos sus futbolistas y el jugador ya trabaja para ganarse un hueco en el once del Valencia. Todo se resume en una frase que dijo el propio Negredo al finalizar un partido de Copa del Rey: "Necesitaba sentirme futbolista".

VAVEL Logo