Rayo Majadahonda- Rápido de Bouzas: final en el  Cerro del Espino
Fotografía: rayomajadahonda.es

Una final más en esta especie de tourmalet que está viviendo el Rayo Majadahonda en la recta final de la temporada, con un objetivo claro: la defensa del liderato. Esta semana se enfrenta a un rival que en caso de vencerlo, le dejaría muy tocadas sus aspiraciones de playoff, el Rápido de Bouzas.

El Cerro del Espino es inexpugnable

Tras la dolorosa derrota de la semana pasada frente al Celta "B" por 3-0 , a los chicos de Antonio Iriondo solo les queda sobreponerse. Si algo nos está quedando claro estas últimas jornadas con los majariegos, es que su punto fuerte y el por qué son uno de los equipos más regulares de toda la Segunda División B reside en su fortín, el Cerro del Espino: son el segundo mejor equipo como local del grupo, por detrás del Talavera, y no pierden como locales desde el 17 de septiembre, cuando el Fabril les venció 0-1.

Al actual líder solo le quedan tres partidos por jugar en casa, y tan solo uno de ellos es frente a un rival directo, como es el caso frente al Rápido de Bouzas. Este encuentro y una determinante visita a Fuenlabrada son los únicos encuentros entre equipos de la zona noble a los que se enfrentará, el resto, equipos que se están jugando la salvación.

Ante el determinante encuentro que se avecina, el club está movilizando a su afición para que acuda en masa al estadio este domingo, en un partido que de alcanzar la victoria supondría dar un gran paso adelante para asegurar los playoffs, ya que los gallegos pasarían a estar a 8 puntos.

Actualmente, el perseguidor más cercano que tiene y, a priori, el más peligroso, es el Fabril, que está a dos puntos de los majariegos pero eso sí, con un calendario más complicado, ya que esta semana recibirá al siempre molesto Unión Adarve y tendrá que enfrentarse a rivales  directos como son los casos de los filiales del Atlético de Madrid y Celta de Vigo.

El Rayo tendrá las sensibles bajas de De Frutos y Carlitos para el siguiente partido debido a la expulsión que recibieron la jornada anterior.

Los gallegos, a gastar las últimas balas

Logren clasificarse o no para playoffs, la temporada del Rápido de Bouzas habrá sido de 10. Pasar de ascender a la categoría de bronce a luchar por los puestos de promoción de ascenso no lo puede hacer cualquiera. A pesar de que el calendario no acompañe, dado que visitan al líder esta jornada y pronto visitarán al Talavera, el mejor local, los de Borja Jiménez no se cierran puertas e intentarán dar la sorpresa en un Cerro del Espino prácticamente inexpugnable, lo que conllevaría una doble compensación: los tres puntos y el extra de motivación por haber vencido al líder.

Aunque un dato clave al que se aferran los vigueses es el siguiente: son el tercer equipo del grupo I, tras los filiales de Celta y Deportivo, que mayor media de puntos consigue ante los seis primeros, con un total de 1,57 por encuentro. Ese es un buen bagaje para salir del bache de cuatro partidos seguidos sin ganar.

Esa estadística junto al poderío defensivo de los gallegos, que solo en tres ocasiones han encajado más de un gol, hace prometer que en este partido la intensidad y las defensas serán las protagonistas del encuentro. Se espera que el Rápido de Bouzas salga con su once de gala.

 

 

Posibles onces iniciales

Basilio

Brais Pereiro

Andújar

García

Valentín

Trigueros

García

Gómez

Cruz

Andrade

Romero

Sielva

Abou

Caballero

Coto

Diz

Pichín

Gallar

Jeisson

Alzpuru

Cárcaba

Deivid

 

VAVEL Logo