El Extremadura deja muy tocado al Mérida
José María Colomo (Vavel.com)

Está claro que un Mérida – Extremadura nunca es un partido más. Y en esta ocasión no iba a ser menos. Unos se jugaban mucho, los otros más aún. Pero solo uno se fue con el preciado botín de los tres puntos, el Extremadura, que superó al Mérida en un partido que tuvo de todo.

Los más de 7.000 espectadores que poblaban las gradas del estadio Romano de Mérida querían 'sangre', la victoria de su equipo y fastidiar al otro. Como si de un antiguo coliseo romano se tratara, los fieles animaban a los suyos en los instantes previos al partido. El ambiente era de gala, algo tenía que suceder sobre el césped. Y sucedió.

Con mucho respeto, pero mirándose a la cara, comenzaba el encuentro entre los dos colosos extremeños. Lo cierto es que el centro del campo era el protagonista de los primeros minutos del partido. Una medular poblada por muchos jugadores de ambos equipos, que impedía la llegada con claridad al ataque. 

Con el paso de los minutos, el Mérida fue haciéndose con el timón del partido. Sorprendente la buena actuación, por parte del Mérida, de Isaac Nana, por primera vez titular, que asumió galones y estuvo en todas partes en el primera mitad.

Pero pasaban los minutos y las llegadas a las áreas eran escasas. Una de las primeras fue del Mérida, cuando Javi Gómez se internó en el área pero su indecisión de tirar o pasarla atrás hizo que se esfumara el peligro. La más clara del Mérida la tuvo Kiu por la banda derecha que cogió el balón en el pico del área y sacó un tiro fuerte y cruzado pero se marchó fuera por poco. El Extremadura, mientras tanto estaba con la versión mala de las dos caras que había mostrado durante la temporada y llegaba solo con balones parados.

Los dos equipos tenían un estilo de juego parecido, aunque el del Extremadura era mucho más vertical. Pero ambos intentaban sacar el balón desde atrás y cuando no se podía buscaban a la referencia aérea, Javi Gómez en el Mérida y Enric Gallego en el Extremadura, que demostraron ir sobrados en el juego aéreo aunque los centrales de uno y otro equipo no lo pusieron nada fácil.

Cambio radical

Tras el descanso, todo lo que era blanco y negro pasó a ser azulgrana. Kike Márquez ya avisó con un tiro de falta lejano que despejó el meta romano Álex Lázaro. Pero pasado el 50' de partido, el Extremadura hizo lo que mejor sabe, robar en campo del rival y ser vertical, y así fue. Pérdida innecesaria del Mérida en el centro del campo y balón que llega a la banda izquierda donde el canario Jairo agitó el tarrito de las esencias y puso un balón magistral a la espalda de Paco Aguza, poniéndolo en la cabeza de Kike Márquez para que el sanluqueño rematase y pusiese el 0-1 en el marcador.

Pero la peor noticia para el Mérida aún no había llegado. Llegó justo después del gol, en el 55' cuando un descontrolado José Cruz pisó a Jairo, cuando este se encontraba en el suelo, y el colegiado lo vio y le enseñó la cartulina roja directa. Una acción infantil e incomprensible que dejó a su equipo con uno menos y casi sin opciones de hacer algo en el partido.

El Extremadura ya era el dueño del partido y del balón. Enric Gallego avisó a los romanos tras plantarse solo ante Álex Lázaro, pero el meta emeritense adivinó la intención del catalán. Los mismo sucedió en la jugada siguiente cuando Valverde también se plantó solo ante Lázaro y volvió a evitar el gol. El Mérida estaba pasando por muy malos momentos y el Extreamdura quería hacer sangre.

Pero Enric Gallego solo avisa una vez, en la siguiente no perdona. El Mérida tenía el balón y Román Golobart tenía el balón en sus pies, siendo el último futbolista del equipo, y no se le ocurre otra cosa que regatear a dos futbolistas del Extremadura como son Kike Márquez y Enric. El primer recorte le sale bien, y el segundo, pero el más listo de la clase, de nuevo Enric Gallego, aprovechó la sobradez de Golobart y robó el balón para encarar a Álex Lázaro y poner el 0-2 en el marcador.

Ya lo tenían muy complicado los romanos, con uno menos, 0-2 abajo y la afición almendralejense celebrando por todo lo alto. Otra de esas tarde para olvidar en el Romano, y ya van unas cuantas en esta temporada. Aún así el Mérida gozó de un palo y el posterior rechace que le cayó a Javi Gómez para solo empujarla a gol pero el futbolista se resbaló antes de golpear el balón y atrapó Manu García en la línea de gol. Jugada que define al Mérida de esta temporada, un quiero y no puedo.

Por lo tanto, victoria del Extremadura en el que además fue el re-debut de Sabas en el banquillo azulgrana que sirve para recuperar la cuarta plaza tras el pinchazo del Villanovense y mandar al Mérida al descenso directo tras la victoria del Córdoba B y del Jumilla. La última jornada decidirá si el Extremadura se mete en playoff de ascenso a Segunda División A y si el Mérida logra la permanencia.

Puntuaciones VAVEL

Enric Gallego (Extremadura UD) 3 Puntos
Borja García (Extremadura UD) 2 Puntos
Isaac Nana (Mérida AD) 1 Punto
VAVEL Logo