Soler guía al Valencia desde los once metros
Fuente: LaLiga

Noche de euforia en Mestalla. Saliendo de las polémicas que envuelven al club fuera de los terrenos de juego, el conjunto valencianista se ha impuesto claramente a un Real Madrid que ha acusado la cantidad de penas máximas que han cometido a lo largo del partido, siendo un peso imposible de levantar para los actuales campeones de liga.

El Valencia comenzó presionando arriba la salida de balón rival, intentando buscar las pérdidas en zonas más adelantadas del campo, sin conseguir grandes ocasiones de peligro salvo algunos envíos cruzados dirigidos a Cherysev a la espalda de la defensa del Madrid, ocupada por Lucas Vázquez como viene acostumbrando en los últimos encuentros. 

Sin embargo, la primera ocasión de gol la tendría el Madrid, con un disparo raso de Marco Asensio desde la frontal que se marchó cerca de la portería defendida por Jaume Domenech, que se mantuvo en la titularidad después de la lesión de Jasper Cilessen, quien apuntaba a la titularidad a lo largo de la semana.

La igualdad fue protagonista durante los primeros 20 minutos del encuentro, hasta que Karim Benzema desequilibró la balanza. Tras recibir un pase atrás de Marcelo en el pico del área, al ariete francés le dio tiempo a colocarse el esférico para mandar a gol su disparo al centro de la portería, donde Jaume tarda mucho en reaccionar tras desviar mínimamente Hugo Guillamón el lanzamiento.

Pero no tardaría mucho en reaccionar el conjunto de Javi Gracia. En el minuto 28, un centro lateral de Gayà rebotaría en la mano de Lucas Vázquez, señalando el colegiado penalti a favor del Valencia. Sin embargo, Courtois detendría una pena máxima de la cual el rebote cayó en los pies de Soler, estrellándolo en el palo y acabando en gol tras otro tiro de Yunus Musah.

Pero cuando parecía que el gol subiría al marcador, Gil Manzano mandó repetirlo ya que Yunus había entrado al área antes de tiempo. En el segundo intento, Carlos Soler no fallaría, enviando un balón a las redes que casi detuvo el guardameta belga en el mismo lugar.

Con el gol de los de Zinedine Zidane parecía que tendrían el partido bajo su control. Pero con el empate, el Valencia siguió yendo arriba a presionar, y antes del descanso volvió a encontrar premio. Tras un robo de Denis Cherysev, que pudo ser falta sobre Marco Asensio, un centro de Maxi Gómez lo desvió Raphael Varane de forma envenenada, acabando dentro de la portería con mucho suspense.

Tratando de sacarla Courtois, tuvo que revisarlo el VAR para ver si había rebasado la línea el esférico, que en efecto sí lo había hecho. Con este gol, el Valencia se marchaba al descanso por delante en el marcador en una primera mitad donde aprovechó sus oportunidades, y salvo en el gol de Karim Benzema, apenas concedió ocasiones claras.

Nada más comenzar la segunda mitad, el Valencia pudo dar un golpe de efecto en el partido con un lanzamiento de Kang-In que se estrelló en el poste tras desviarla Thibaut Courtois. El coreano, que no tuvo una buena primera parte, se zafó de la marca de Ramos con un gran control de balón. Pero a los pocos minutos, otro penalti condenó al conjunto de la capital. 

Tras un jugadón de Gayà en el área, Marcelo llegó tarde al rechace y se llevó por delante a Maxi Gómez, provocando otra pena máxima que subió al marcador por segunda ocasión el centrocampista del Valencia, Carlos Soler. Si el partido ya estaba a favor del Valencia, un tercer penalti terminaría de rematar el encuentro. En una jugada donde Yunus Musah se adentraba en el área, Sergio Ramos despejó la pelota con la mano, señalando el VAR la infracción. Carlos Soler, consumando su primer "hat-trick" con la camiseta blanquinegra, envió la pelota al fondo de las mallas.

Como era de esperar, el Madrid encerró posteriormente al equipo local, pero los pupilos de Javi Gracia supieron sufrir durante los siguientes minutos dentro de su área, imposibilitando a los madridistas adentrarse al área. Para reforzar el costado izquierdo, el técnico navarro sacó a Lato en lugar del extremo ruso, Denis Cherysev, formando ese doble lateral que ya ha aparecido sobre el césped en ocasiones anteriores. Pero el resultado ya no variaría, y el Valencia consigue reencontrarse con la victoria tras cuatro encuentros antes del parón de selecciones.

VAVEL Logo