La Champions, cada vez más cerca

El Valencia logró ante el Girona una victoria muy importante que lo acerca a lograr el gran objetivo: Ingresar en la Champions League de la temporada que viene.

La Champions, cada vez más cerca
Parejo y Guedes fueron claves para remontar el juego frente al Girona. Fuente: Valencia CF.

El Valencia Club de Fútbol logró este sábado un triunfo que era impostergable. Y la parada no fue para nada sencilla, ya que el Girona ha dado lucha a los grandes de LaLiga en este campeonato y se anima a jugar de igual a igual, algo que es muy meritorio en un equipo recién ascendido.

El conjunto dirigido por Marcelino García Toral venía en un mini pozo futbolístico y anímico. Las derrotas ante Eibar y Villareal, sumado al empate contra Las Palmas por la Copa del Rey, generaron ciertas dudas sobre si el Valencia podía mantener el nivel futbolístico y los buenos resultados que obtuvo en la primera parte de la temporada.

La remontada despejó cualquier vacilación. Luego del gol tempranero de Portu, el Valencia salió a mostrar el equipo que realmente es y se llevó el encuentro, que sin dudas deja consecuencias muy positivas para un conjunto che que además de ganar en lo anímico, se afianzó en la tabla de posiciones.

La victoria por 2-1 frente al Girona dejó al conjunto de Marcelino en una ubicación excelente de cara a Champions, la meta que tiene el club para esta temporada. Y la pérdida de puntos por parte de los grandes competidores acerca todavía más al sueño. Real Madrid empató 2-2 frente al Celta y Sevilla perdió 3-5 el derbi frente al Betis.

Con 18 fechas disputadas, y con un largo camino por recorrer todavía, el Valencia sigue en la tercera colocación de LaLiga por detrás del Barcelona y el Atlético de Madrid, le saca cinco puntos al Real Madrid (que tiene un partido pendiente), y ocho al Sevilla, que en este momento lograría una plaza para la Europa League.

El trayecto es extenso y quedan muchas batallas más. Pero el pasado sábado el Valencia se quitó a un duro rival de encima y sacó más ventaja a sus máximos perseguidores. Un fin de semana que deja consecuencias claramente positivas en lo emocional y que acerca al equipo y a la afición a la ilusión de estar en la Champions League 2018-2019.