Resumen temporada 2021-22 New Jersey Devils
Jack Hughes y Nico Hischier | Foto: NHL.com

Los números

Récord: 27-46-9

Estadísticas (ranking):

Power play %: 15,6 (28)

Penalty killing %: 80,2 (14)

Goles a favor por partido: 2,99 (19)

Goles en contra por partido: 3,68 (29)

Las expectativas

Que New Jersey Devils no quería regodearse en la mediocridad que le envuelve en los últimos tiempos, lo probó el esfuerzo por parte de la gerencia del equipo reforzando la escuadra con la llegada de Dougie Hamilton, Tomas Tatar y Ryan Graves. También llegaba Jonathan Bernier para darle un poco de ese toque de veteranía y respaldo a Mackenzie Blackwood, un portero que corre el riesgo de quedarse solo en potencial élite en lugar de uno real. Con la mejora de los jóvenes que ya estaban en plantilla y una posible vuelta a la excelencia de P.K. Subban, desde el otro lado del Hudson, aspiraban a rascar una plaza de playoff en esa cañada de la muerte que es la Metropolitan Division.

Los hechos

La temporada de los Devils ha representado una extraña mezcla de factores negativos y positivos, pero en la que los primeros al final han acabado sumando más para convertir la temporada de los de Jersey en un año difícil de llevar. Y eso que en el primer mes de competición alcanzaron un esperanzador registro de 7-2-1 que invitaba al optimismo, pero ahí se acabó lo bueno respecto a los resultados, goleadas en contra continuas, rachas de derrotas que parecían no tener fin, hacían que ya en diciembre, el equipo quedara fuera de la lucha por los playoff si se pensaba de una manera realista.

Pero a diferencia de otros equipos analizados anteriormente en esta sección, los Devils si han encontrado partes del plan que si han dado resultado. Si bien la portería y la defensa han sido un agujero negro, los jugadores jóvenes, sobre todo en ataque han dado el callo, siendo sus mejores seis delanteros jugadores por debajo de los 25 años, y es que al menos en la faceta atacante si han estado por encima de los equipos que de su entorno clasificatorio. 

Pero a pesar de esos pequeños rayos de luz, una franquicia con la tradición de New Jersey Devils, ha quedado muy lejos de lo que merece y le corresponde.

VAVEL Logo