Problemas para los de Movistar MotoGP Yamaha en los entrenamientos libres
Fotografía: Zimbio

Motegi ya está aquí, el primer día de entrenamientos libres se celebró en condiciones complicadas, una vez más por la presencia de la lluvia. A los pilotos del equipo Movistar MotoGP Yamaha, estas condiciones no les ha ayudado en ningún momento, razón por la cual la primera jornada del Gran Premio de Japón no ha sido muy positiva para ninguno de los dos pilotos del equipo.

En el caso de Maverick Viñales, que ha explicado cómo han sido sus sensaciones y lo que él considera el verdadero problema de lo que les está pasando: “Lo estamos pasando muy mal por falta de agarre detrás. Es lo que nos está faltando toda la temporada. Llevamos todo el año con los mismos problemas, será muy difícil hacerlo bien en una carrera. Encontrar caballos puede lograrse, pero el agarre solo se puede encontrar en la pista”, ha explicado el piloto catalán.

Los problemas que están teniendo en pista cuando hay lluvia empiezan a ser bastante preocupantes para los pilotos de Yamaha: “Es verdad que en agua no hemos mejorado, de hecho hemos empeorado durante el año. En Assen la moto no iba tan mal en agua. Supongo que será difícil para los ingenieros. El problema es detrás, no tenemos tracción cuando abro el gas, los resultados de Valentino y míos son muy similares, así que los problemas son muy parecidos”, añadía Maverick.

Con este mal inicio en el Gran Premio y el pronóstico de lluvia para el domingo, Viñales por el momento no quiere hablar de la batalla por el campeonato: “Si quieres ganar el título tienes que estar delante. No conviene pensar en el campeonato ahora”, zanjaba el de Roses.

Pero las cosas no han ido mucho mejor para Valentino Rossi, el italiano no ha encontrado la velocidad necesaria para estar delante en mojado, es por eso que deberá mejorar en las siguientes tandas o se podría ver a Rossi pasar por la Q1. Valentino ha comparado los problemas que sufre el equipo en mojado con el agarre trasero, y con los momentos donde la pista parecía secarse: “Incluso en seco, cuando vamos rápido destrozamos la goma, y cuando no la destrozamos es que vamos lentos. Es un buen día para aprender esa falta de tracción trasera [en mojado]. Lo hemos probado todo pero no funciona, tenemos muchos problemas y no logramos entender qué pasa”, explicaba Rossi.

A falta todavía de cuatro carreras para terminar esta temporada 2017, parece ser que en Yamaha piensan ya más en la próxima temporada que en esta, pese a que sus dos pilotos matemáticamente aún pueden luchar por el título.

 “El año pasado era una moto en la que nos iba muy bien en agua. Hay veces que una MotoGP no sabes qué es lo que la hace ir tan bien. Yamaha normalmente no hace muchos cambios, así que no me espero grandes novedades. Este momento es muy importante para el año que viene. Cuando el año pasado fuimos a Valencia, los japoneses eran muy optimistas y luego las cosas no terminaron de funcionar. Al inicio de la temporada nos fue bien, pero luego sufrimos”, ha zanjado el italiano. 

VAVEL Logo