Nueve veces Venados de Mazatlán
(Foto vía: PlayBall MX)

Luego de algunos años de altibajos en el tema deportivo, los Venados de Mazatlán volvieron a lo más alto de la Liga Mexicana del Pacífico (LMP) bajo el mandato de Juan José Pacho, un histórico de la institución al derrotar a los Águilas de Mexicali en cinco juegos.

Tras este nuevo galardón, la novena sinaloense suma ya nueve títulos en esta liga invernal, por lo que te presentamos cómo ha sido el trayecto de los del puerto para convertirse en un conjunto histórico dentro de este certamen. 

1973 - 1974

La primer estrella para la novena mazatleca en la nueva etapa de la Liga Mexicana del Pacifico llegaría cuatro años después del nuevo nombramiento de esta competición. Con 44 triunfos y 39 descalabros en 86 partidos, los Venados lograron conseguir de último momento su boleto para los Playoffs. A la siguiente ronda también accedieron los Naranjeros de Hermosillo, los Yaquis de Ciudad Obregón y los Mayos de Navojoa, siendo la Escuadra Naranja su rival en la semifinal. Con un beisbol bastante efectivo, los del puerto vencieron a la organización sonorense en seis juegos, serie que culminó 4-2. 

Para la final, los dirigidos por Ronaldo "Ronnie" Camacho, se midieron ante los Yaquis, duelo en donde los de Mazatlán dejaron a un costado el respeto por el rival y los vencieren en cuatro juegos.  La Liga otorgaría el galardón del Jugador Más Valioso al tercera base de los Venados Aurelio López, mientras que el manager Ronaldo Camacho, se llevaría el premio del Mánager del Año y Mánager Campeón. 

 "Ronnie", en su etapa como jugador.
 

1976 - 1977 

Tuvieron que pasar sólo tres campañas para que los aficionados al Rey de los Deportes en Mazatlán disfrutaran de otro título. La competición daría un gran cambio en esta temporada, los Águilas de Mexicali entraron a la Liga, el sistema de competencia fungió de manera distinta, así como se disminuyó la cantidad de partidos de 86 a 66 partidos. 

Como en su primer campeonato en la LMP, los Venados accedieron a los Playoffs en último lugar, en esta ocasión, los de Mazatlán quienes eran dirigidos por Alfredo Ortíz, sumaron 29 victorias y 36 derrotas en la temporada regular. Ya instalados en la siguiente ronda, los Venados se midieron ante Hermosillo, serie donde salieron triunfantes tras ganar cinco juegos en ocho partidos. En la semifinal, apabullaron los Mayos de Navojoa pues lograron su boleto a la final tras ganar cuatro partidos en cinco oportunidades.

En la lucha por el campeonato, los del puerto tuvieron en frente a los Cañeros de los Mochis, novena que llegaba como favorita pero el buen desempeño en el montículo por parte del roster de lanzadores, le otorgaría la segunda estrella para los rojos del puerto. 

Los dirigentes de la Liga le otorgaron a Aurelio López de nueva cuenta el título del Jugador Más Valioso, por su parte, Alfredo Ortíz fuer conocido como el Mánager del Año y Mánager Campeón. 

Alfredo Ortíz, manager de los Venados.

1986 - 1987

Después de casi una década para el olvido en el tema deportivo, los Venados volvieron a lo más alto de la LMP.  En esta temporada, la competición estaba dividida en Zona Norte y Zona Sur, siendo esta última zona donde estaban situados los de Mazatlán, la cual fueron líderes durante las dos rondas, por lo que eran uno de los equipos favoritos para coronarse en aquella campaña.

En los postemporada, se midieron primero ante los Cañeros de Los Mochis, escuadra que no puso mucha resistencia pues los Venados se llevaron la serie 5-3. Ya en la semifinal, los del puerto arrasaron a los Algodoneros de Guasave, tras derrotarlos de manera consecutiva en cinco ocasiones.

En la lucha por convertirse en el monarca de esa temporada, los jugadores que estaban lidereados por el cubano Carlos Paz, dieron un gran espectáculo junto a los Potros de Tijuana, siendo los mazatlecos quienes se llevarían la final tras una dura serie que conlucuyó 4-3.

El primera base de los Venados,Willie Aikens, fue nombrado como el Jugador Más Valioso, mientras que Carlos Paz, se llevó el nombramiento del Mánager del Año y Mánager Campeón. 

Willie Aikens, siendo homenajeado por los Venados.

1992 - 1993 

Luego de algunos cambios en el equipo tanto de managers como de jugadores, los Venados encontraron la fórmula en esta campaña para volver a levantar el trofeo de la LMP. Bajo la tutela en el dugout por parte de Ramón Montoya, la novena mazatleca ganó 36 encuentros y perdió 29 partidos durante la campaña regular. 

Ya instalados en los Playoffs, se vieron las caras frente a los Yaquis de Ciudad Obregón, equipo que decepcionó a todos los aficionados a la pelota pues los del puerto se llevaron la serie de manera sencilla 5-0. En la lucha por el campeonato, su rival fueron los Águilas de Mexicali, novena que junto a los Venados, dieron cátedra de buen beisbol durante los siete duelos que duró la serie, misma que fue a favor de los sinaloenses 4-3. 

Ramón Montoya, manager campeón.

1997 - 1998  

24 años después de haber conseguido su primer corona, los Venados de Mazatlán obtuvieron su quinto trofeo de la LMP. Con una primera vuelta para el olvido, pero una segunda vuelta que ilusionó a todos sus aficionados, los de Sinaloa accedieron a la siguiente ronda en el tercer puesto con 30 victorias y 32 descalabraos en 62 duelos. 

En la primera etapa de la postemporada, los de Mazatlàn se midieron ante unos poderosos Tomateros de Culiacán, duelos que llenaron de adrenalina a todos los aficionados al Rey de los Deportes. Esta serie fue ganada por los dirigidos por Raúl Cano, por lo que se ganaron su pase a la serie final, misma que ganaron frente a los Mayos de Navojoa tras finalizar la serie 4-3.  

La Liga Mexicana del Pacifico decidió normara a Daniel Fernández como el Jugador Más Valioso, mientras que hizo lo propio con Raúl Cano al catalogarlo como el Mánager del Año y Mánager Campéon. 

Daniel Fernández, dando cátedras. 

2004 - 2005 

Después de haber perdido dos finales de manera consecutiva en los últimos cuatro años, la justicia se inclinó hacia los de los de Juan José Pacho y lograron conquistar su sexto título dentro de la LMP, campeonato difícil de conseguir pues el resto de las novenas mostró al igual que los Venados, un nivel bastante bueno dentro del diamante.

En 65 partidos disputados, los de Sinaloa ganaron 35 encuentros y fueron derrotados en 30 ocasiones, números que les bastaron para conseguir su pase a la postemporada en el tercer sitio.

Ya instalados en esta fase, el conjunto del puerto se midió ante los Tomateros de Culiacán en la semifinal, equipo que despachó en siete juegos tras finalizar la serie 4-3. En la instancia final, la organización mazatleca chocó con los Águilas de Mexicali, conjunto que no mostró gran interés por conquistar el galardón pues los Venados se llevaron la serie 4-1.

Los directivos dela liga decidieron nombrar a Juan José Pacho como el entrenador del año, así como se llevó el título del Mánager Campeón, por su parte, el directivo de los Venados, Alejandro Lizárraga Osuna, fue reconocido como el Gerente del año. 

Juan José Pacho, manager campeón. 

2005 - 2006 

Por primera ocasión en su historia, los Venados de Mazatlán conseguirían de manera consecutiva un campeonato, los del puerto siguieron con el beisbol efectivo de la temporada 2004 – 2005 y se alzaron con el bicampeonato.

Tras una temporada regular donde consiguieron su boleto a la siguiente fase con 35 triunfos y 32 descalabros, la novena sinaloense se midió ante los Mayos de Navojoa en la semifinal, serie que triunfaron en seis partidos al salir victoriosos en cuatro de ellos. Ya situados en la final, el conjunto que seguía dirigido por Juan José Pacho, puso a prueba su nivel ante los Algodoneros de Guasave, rival que no pudo poner ni las manos pues los Venados se alzaron con el título tras una serie bastante dispareja que culminó 4-1 a favor de los mazatlecos.

En aquel año, Juan José Pacho salió triunfante con el nombramiento del Mánager Campeón, al igual que Alejandro Lizárraga Osuna, quien repitió como Gerente del año. 

Celebración del equipo sinaloense

 2008 - 2009 

La época dorada de los Venados seguía en marcha, después del bicampeonato obtenido, los del puerto llegaron a tres finales de manera consecutiva, siendo la última de ellas, la que les regalaría la octava estrella en su escudo.

Esta temporada, fueron los mejores desde el inicio hasta el final, con 41 triunfos y sólo 27 derrotas, los del puerto accedieron en primer lugar a la postemporada, instancia donde se midieron a los Yaquis de Ciudad Obregón y a los Algondoneros de Guasave, de manera consecutiva. En la disputa por el galardón, lucharon contra los Cañeros de los Mochis, novena que pasó desapercibida pues cayeron en la serie 4-0. 

Celebración de su ocatavo campeonato

2015 – 2016

Con un beisbol bastante inteligente, los de Sinaloa consiguieron su novena corona dentro de esta liga invernal, de nueva cuenta la novena fue dirigida por Juan José Pacho, una leyenda viviente del dogout de los Venados.

En 68 encuentros disputados, Mazatlán ganó 38 y perdió 30, lo que le valió pasar en el tercer sitio a la postemporada. Ya situados en esta instancia, los del puerto enfrentaron a los Mayos de Navojoa, serie que perdieron pero al ser considerados como el mejor perdedor, logaron acceder a la semifinal, fase en donde mejoraron su nivel de juego salieron triunfantes en una serie de siete encuentros frente a los Yaquis de Ciudad Obregón.

A pesar de esta victoria, los del puerto no llegaron con la etiqueta de favoritos a la final, pues se verían las caras con la novena de Mexicali, equipo que mostró un nivel bastante regular durante toda la campaña, pero poco le importó esta situación al conjunto mazatleco debido a que en cinco juegos, lograron consagrarse y levantar su noveno título en su historia dentro de la LMP. 

Celebración del noveno campeonato
VAVEL Logo