Porzingis y Beasley lideraron triunfo en el clásico

El letón y el norteamericano fueron muy importantes para que New York Knicks acabe ganando 119 a 104 el juego ante Brooklyn Nets, el otro equipo de la ciudad, este lunes por la tarde.

Porzingis y Beasley lideraron triunfo en el clásico
Carroll fue una verdadera pesadilla para los Knicks. Foto: NBA

Los clásicos siempre tienen un condimento extra. Sea cual sea el deporte. En la NBA, New York Knicks y Brooklyn Nets ya tienen un duelo especial hace algunos años. Ambas franquicias se reencontraron y lucharon en el Barclays Center. Al fin y al cabo, los Knicks culminaron con una victoria 119 a 104.

El juego se mostró muy pobre durante los primeros dos cuartos, donde los visitantes apenas sacaron ocho de ventaja (52-44). Pero ya en el tercer y último período, la intensidad con la que jugaron creció, a tal punto que en el tercer tramo los Nets lograron empatar el juego en 83 con un parcial 39-31. Pero luego de mucho esfuerzo por alcanzarlos, algunos jugadores se notaron fatigados y sin energía para el cuarto que desembocaría en el triunfo. Los Knicks, más descansados para este segmento, se aprovecharon de ese factor y con un parcial 39-23 se llevaron el juego por quince puntos (119-104).

La victoria mantiene a los Knicks de Jeff Hornacek en los  puestos cercanos a Playoffs. Décimos con veinte triunfos y veinticuatro caídas, se encuentran a cuatro juegos de la última plaza. 

Los Nets de Chucky Atkins, en cambio, se mantienen un poco más abajo con una marca 16-28 que los encuentra décimo terceros en la tabla.

Los protagonistas en la escuadra ganadora fueron Kristaps Porzingis con 26 puntos y nueve rebotes, mientras que su ladero fue el ex pick #2 del Draft 2008, Michael Beasley, que parece haber encontrado su lugar y está siendo determinante en muchos de los encuentros de su equipo. Ayer culminó con 23 unidades y 10 recobres, llegando así a registrar un doble-doble. Doug McDermott, ex Bulls, fue otra buena pieza que salió del banco y colaboró con 13 tantos.

En los Nets siguen apostando al desarrollo de su joven equipo. Sin embargo su carta más fuerte fue el experimentado Demarre Carroll con 22 puntos. Atrás de él se posicionaron Caris LeVert, con 20 tantos, y Rollie Hollis-Jefferson con 13 unidades.

El próximo juego de los Knicks será este miércoles ante Memphis Grizzlies de visitante. Los Nets, por otra parte, jugarán nuevamente en su cancha ante San Antonio Spurs.