Los primeros minutos del debut de la Selección Argentina, el dominio era para Chile, el equipo de Martín Lasarte presionaba sobre la salida del conjunto de Lionel Scaloni y no dejaba jugar al tridente del medio con Leandro Paredes como manija de salida. A los quince minutos, una sociedad entre Giovani Lo Celso y Nicolás González, el ex extremo de Argentinos definió abajo, se topó con Claudio Bravo, el arquero del Betis se agigantó en la primera llegada del encuentro.

Luego de ese aviso, el elenco Nacional, intentaba con la salida limpia del fondo y quedaba expuesto en el retroceso, donde la “Roja” atacaba a la espalda de Paredes, al momento de la defensa los dirigidos por Scaloni se ubicaban 4-4-2. Una dura falta de Erick Pulgar sobre Gio Lo Celso, Lionel Messi flotó la lámpara y el astro colocó un golazo de tiro libre en el Olímpico Nilton Santos, el capitán “Albiceleste” sentenció el uno a cero parcial, después de la apertura del marcador, los nervios se hicieron presentes en la vereda de enfrente.

Wilmar Roldan, señaló el final del primer tiempo, Argentina fue de menos a más y buscó el juego asociado en todo momento, por medio del dominio de la pelota, Chile sintió el golpe de la obra de arte de la “Pulga” y bajo la intensidad que había arrancado el compromiso. En el segundo tiempo, comenzó trabado por las diferentes faltas en ambos lados, una contra a los siete minutos, Eduardo Vargas aprovechó la floja salida del fondo y Emiliano Martínez, el “uno” del Aston Villa con una sola mano impidió el empate parcial.

Sin embargo, Nicolás Tagliafico barrió en la misma jugada a Arturo Vidal y el árbitro colombiano a instancias del VAR marcó la pena máxima. El volante del Inter se hizo cargo del remate y el ex arquero de inferiores en Independiente, lo impidió, en el rebote Vargas de manera polémica colocó el empate parcial, en una jugada rápida los comandados por Scaloni se quedaron dormidos.

Después del uno a uno, Argentina se despertó y volvió a intentar con remates de media distancia, Chile de a poco se ubicó de mitad de cancha para atrás. Los cambios demoraron el tiempo, Ángel Di María, buscaba explotar con su velocidad por la banda izquierda y la referencia en el aérea era Sergio Agüero, el nuevo atacante del Barcelona, se fajaba con los defensores trasandinos.

Y así, se fue el bautismo de los dos en la Copa América, la “Albiceleste” no pudo romper líneas tras la igualdad y es con sabor agridulce, el rendimiento en general fue preocupante pensando en lo que se viene en el corto plazo. En tanto que la “Roja”, se aferró al punto, demostrando un aceptable complemento. Este viernes desde las 21.00, Argentina en Brasilia se enfrenta al duro Uruguay en el clásico del Río de La Plata; mientras que Chile se mide a las 18.00 ante Bolivia en el Arena Pantanal de Cuiabá.

Síntesis

Argentina: Emiliano Martínez; Gonzalo Montiel, Lucas Martínez Quarta, Nicolás Otamendi, Nicolás Tagliafico; Rodrigo De Paul, Leandro Paredes, Giovani Lo Celso; Lionel Messi©, Lautaro Martínez y Nicolás González. DT: Lionel Scaloni

Chile: Claudio Bravo©; Mauricio Isla, Gary Medel, Guillermo Maripán, Eugenio Mena; Arturo Vidal, Charles Aránguiz, Erick Pulgar; Jean Meneses, Carlos Palacios y Eduardo Vargas. DT: Martín Lasarte

Goles: en el primer tiempo: 33’ Lionel Messi(A), en el segundo tiempo: 13’ Eduardo Vargas(C),

Cambios: en el segundo tiempo: 21’ Ángel Di María y Exequiel Palacios por Giovani Lo Celso y Leandro Paredes(A), 30’ César Pinares y Ben Brereton por Carlos Palacios y Eduardo Vargas(C), 34’ Sergio Agüero y Joaquín Correa por Lautaro Martínez y Nicolás González(A), 39’ Enzo Roco y Tomás Alarcón por Gary Medel y Arturo Vidal(C), 40’ Nahuel Molina Lucero por Gonzalo Montiel(A) y 47’ Pablo Galdames por Jean Meneses(C)

Amonestados: en el primer tiempo: 24’ Mauricio Isla(C), 29’ Lucas Martínez Quarta(A), 31’ Erick Pulgar(C), 35’ Arturo Vidal(A), en el segundo tiempo: 16’ Lautaro Martínez(A)

Expulsados: no hubo

Incidencias: en el segundo tiempo: 11’ Emiliano Martínez, le desvió un penal a Arturo Vidal(C)


Árbitro: Wilmar Roldán, Colombia

Estadio: Olímpico Nilton Santos, Río de Janeiro