No hubo 'vendetta'
Fuente: NBA

Cleveland Cavaliers venció a Atlanta Hawks por 109-97 en el Qicken Loans Arena de Cleveland en partido correspondiente a la temporada rgular de la NBA 2015/16. Kevin Love fue el máximo anotador del encuentro con 25 puntos.

Los Cavs, luchando contra las bajas

A pesar de las bajas locales, contando con las de inicio de temporada de Iman Shumpert y Kyrie Irving, a la enfermería local se unían dos compañeros del quinteto titular: Timofey Mozgov y Mo Williams. Aun así los Cavs consiguieron adjudicarse una nueva victoria contra los Atlanta Hawks. Atlanta contaba únicamente con la baja por lesión de Bazemore.

Se daban cita en un abarrotado Quicken Loans Arena dos de los tres mejores equipos del Este. Prometía ser un partido igualado e imprevisible, contando con un ligero favoritismo los locales, pero no fue así. En el primer cuarto, y gracias a unos inspirados Kevin Love y J.R. Smith, que acabaron el cuarto con diez y seis puntos respectivamente, Cleveland se iba ocho arriba en el electrónico al terminar el primer periodo. Ya se intuía lo que iba a ser el partido; Cleveland consiguiendo buenas situaciones de tiro fruto de su movimiento de balón, y Atlanta fallaba tiros fáciles, abiertos, de los que siempre acaban en canasta. Hoy no era el día de los del estado sureño de Georgia, ya que acabaron el partido con un pobre 37’2% en tiros de campo, muy por debajo del porcentaje al que nos tienen habituados.+

Con ajustes en defensa y la aparición de LeBron James, los Cavs dominaron

En el segundo Cleveland mantenía la inercia y gracias a un par de triples espectaculares de Smith y a unas canastas consecutivas de Jefferson, así como el buen hacer de Love, que terminó el partido con un doble-doble de 25 puntos y 11 rebotes,  y a una buena defensa, el séquito del Rey enfilaba los vestuarios con una ventaja de 15 puntos, que no desperdiciarían en el resto del partido. Tristan Thompson, que estrenaba titularidad por la lesión del ruso Mozgov, contaba ya con diez rebotes en su mochila antes del descanso. El bueno de Thompson se aprovechaba de la falta de centímetros en la pintura de los Hawks y de que, al jugar muy abiertos los hombres grandes visitantes, tenía la zona prácticamente para él solo. Un juguete demasiado dulce en sus manos y acabó el enfrentamiento con 16 capturas. También estrenó titularidad Matthew Dellavedova por la baja de Williams y cuajó un gran partido al acabar con 12 puntos y muy buenos porcentajes. El equipo de Atlanta se quedó sin su guía, ya que Budenholzer fue expulsado por una doble técnica hacia la mitad del cuarto.

Con James y con constancia los Cavaliers se lo llevaron

A la vuelta de las duchas, Cleveland continuaba adquiriendo buenos tiros, gracias al drive and kick de LeBron, que atraía a sus defensores para liberar a sus compañeros y que tirasen libres de marca. Al poco de empezar el cuarto, los locales se ponían 22 arriba en el marcador, y para desgracia de los pupilos de Budenholzer, seguían fallando tiros fáciles. Pero a partir de la marca de los seis minutos, Atlanta fue poco a poco remontando y con una gran racha final, conseguían finalizar el cuarto a 13 puntos.

No fue más que un oasis en medio del desierto, ya que en el último periodo los locales volvieron a ajustar su defensa y LeBron James se puso el mono de trabajo y realizó su mejor cuarto hasta el momento, ya que estuvo bastante desaparecido en los tres anteriores. Con eso y manteniendo la ventaja murió el partido y los Cleveland Cavaliers sumaron otra X en su casillero de victorias, que en su feudo se alarga ya hasta estar solo por detrás de los vigentes campeones en esa faceta.

VAVEL Logo