Nueva remontada épica de Valencia Basket
Foto: ACB Photo / M.A. Polo

10 días después del triunfo ante Baskonia, los de Vidorreta regresaban a la Fonteta en la tarde de domingo para recibir al Unicaja de Málaga en plena lucha por escalar posiciones de cara al playoff de Liga Endesa. El técnico vasco no pudo contar para este partido con el lesionado de larga duración Antoine Diot, Guillem Vives por molestias y Tibor Pleiss, que hasta el jueves no pudo entrenar con el equipo. Por otra parte, Joan Plaza solo tuvo la baja de Shermadini por fractura del cuarto metatarsiano en el pie izquierdo. La Fonteta mostró su apoyo al equipo y al técnico vasco con una pancarta colgada en la grada del pabellón de Hermanos Maristas que rezaba "Txunts" (juntos) de la Peña de Basket Granota y "Txus no estás solo" de la Peña El Triple. 

Superioridad malagueña 

El partido arrancó con un triple de Alberto Díaz, que ponía los tres primeros puntos para Unicaja en el electrónico. Acto seguido, Dubljevic anotaba los dos primeros puntos para Valencia. Unicaja no anotó en las siguientes jugadas y Rafa Martínez colocó a Valencia por delante en el marcador con un triple (5-3). Vidorreta tuvo que pedir tiempo muerto después de una canasta de Milosavljevic que ponía el +6 puntos arriba para los malagueños. Unicaja tomó cierta ventaja, pero Valencia supo contrarrestar a los de Joan Plaza a base de triples. Augusto sacó un 2+1 en la última jugada y mantuvo la ventaja de +6 puntos para los visitantes para finalizar el primer periodo (18-23).

Carlos Suárez fue el encargado de abrir el segundo cuarto. Unicaja volvió a salir más enchufado que Valencia y McCallum anotaba cuatro puntos seguidos que obligaban a Vidorreta a parar el encuentro de nuevo (22-30). Valencia Basket no se rendía y ‘Dubi’ anotaba de tres para bajarlo a seis puntos. Unicaja siguió a lo suyo, con un Nedovic que entraba en acción anotando a tablero en varias ocasiones. Rafa Martínez sacó falta de tres tiros, pero solo anotó uno para evidenciar que no estaba siendo una buena tarde para Valencia. Van Rossom anotó sobre la bocina para bajar la ventaja visitante a +5 puntos y cerrar una regular primera parte ‘taronja’, donde Unicaja fue ligeramente superior (31-36).

Van Rossom fue clave en la remontada

La segunda parte inició con Dubljevic anotando dos tiros libres para colocar tres abajo a Valencia. Un Valencia Basket que empezó fuerte, haciendo buenas defensas, y se puso a uno con un gancho de ‘Dubi’ (37-38). Erick Green lo empató a 40 puntos desde la línea de tres puntos. El partido estaba loco, con un Unicaja que no lograba anotar y Plaza lo tuvo que parar tras un nuevo triple de Valencia, esta vez de Van Rossom para colocar a Valencia por delante por primera vez en el partido (43-40). Al Málaga no le salía nada y Valencia conseguía la máxima del partido con una canasta de dos de Will Thomas (49-42). El estadounidense estaba haciendo una exhibición contra su exequipo y fue quien tiró del carro en este tercer cuarto para Valencia Basket. Tras el tiempo muerto, Van Rossom anotó de tres puntos para que el partido se marchara a los últimos diez minutos con ventaja de seis puntos para los de Vidorreta (54-48).

El último cuarto empezó con un tiro libre anotado por Abalde. Brooks anotó los dos primeros puntos de Unicaja en el último periodo. Thomas, que estaba de dulce, seguía acertado de cara al aro ante la defensa de Suárez (57-51). Salin tuvo tres tiros libres para Unicaja, pero solo logró anotar uno. En las siguientes jugadas, el finlandés anotó dos triples seguidos y puso a su equipo a dos puntos. Doornekamp falló varias canastas y Augustine lo empató a 59 puntos. Tuvo que aparecer Erick Green para anotar cinco puntos seguidos y que Valencia pudiera darse un respiro en un partido no apto para cardíacos. Valencia se fue de 10 puntos con un triple de Rafa Martínez, que ponía en pie a toda la afición ‘taronja’. Unicaja no se rendía y Nedovic colocó a uno a los visitantes desde el tiro libre (71-70). Se hizo el silencio en la Fuente de San Luis tras una caída de Brooks, el cual obligó a entrar a las asistencias médica a la pista y tuvo que abandonar el pabellón en camilla. Unicaja se puso por delante con una canasta de dos de Waczynski. Málaga tuvo la penúltima posesión para cerrar el partido, pero erró el tiro y Van Rossom anotó un triple que hizo estallar de júbilo al público de la Fonteta, cuyas gradas parecía que se venían abajo. Suárez tuvo la última de Unicaja y la falló, por lo que la victoria se quedaba en la capital del Turia (74-73). 

VAVEL Logo