Un diablo rojo, la manita de Bielsa y hay que aplazar
Marcus Rashford celebra el gol de la victoria en Old Trafford. Vía: Getty Images

Con las Navidades y la nieve cayendo en las islas británicas, la Premier League celebró un inusual ‘Boxing Day’ sin aficionados en las gradas, pero los protagonistas dieron todo de sí mismos sobre el césped de los diferentes estadios.

  • El dulce de Barnes y el partido que no fue

La resaca del festín navideño se pasó de una forma más amena con el duelo entre Crystal Palace y Leicester City en Selhurst Park. El verde londinense fue el escenario para que los de Roy Hodgson pusieran el 1-0 con el gol de Zaha, sin embargo, los zorros nunca se dieron por vencidos, y eso que Vicente Guaita paró un penalti a Iheanacho. Cuando más atacaban los de Rodgers llegó el merecido tanto de Barnes, que está en un estado igual de dulce que los postres de esta época del año. De esta forma se consolidó el empate entre dos equipos con aspiraciones diferentes, pero que desean ser revelaciones.

Sin irnos muy lejos, en el barrio de Fulham, Chelsea y Aston Villa midieron sus fuerzas. Los de Frank Lampard deseaban dejar atrás el mal resultado contra el Arsenal y asentarse en la batalla por el título, mientras que los villanos llegaban con una racha de dos victorias. El desarrollo del juego fue con el balón para los locales, algo que se tradujo en el gol de Olivier Giroud en la primera parte. Los de Birmingham cedieron ese terreno a los ‘blues’, confiando en sus opciones ofensivas, la cual se certificó con el gol de El-Ghazi. Minutos más tarde del primer empate a uno de la jornada llegó otro más, un reparto de puntos que deja a los dos equipos con 26 puntos, aunque el Aston Villa con dos jornadas menos disputadas.

Para la cena tendríamos el Everton contra el Manchester City, un encuentro muy atractivo, pero un brote del dichoso virus en el club ‘cityzen’ provocó el aplazamiento del mismo. Es lo mejor que se podría hacer, puesto que siempre hay que anteponer la salud a un partido de fútbol.

  • Tarde de chimenea, fútbol y portugueses

Dejando atrás esta triste noticia, el balompié siguió su curso natural, esta vez con un carrusel de duelos simultáneos en la tarde del martes. El primero al que prestar atención fue la visita del resucitado Arsenal a Brighton. En la costa sur, los ‘gunners’ pudieron llevarse los tres puntos gracias a un tanto del francés Lacazette, aunque la balanza pudo caer hacia cualquiera de los dos lados, puesto que la posesión y las ocasiones fueron bastante parejas.

Uno de los partidos que se jugaron a la vez fue el Burnley contra el Sheffield United, un épico choque entre dos candidatos a cosas grandes, si se considera grande no bajar a Championship. Uno de los partidos con menor nivel de esta liga acabó decidiéndose con el gol del central Mee en la primera parte, lo que hunde aún más si se puede a los ‘blades’, que solo han sumado 2 puntos en estos 16 partidos de la competición. Los de Turf Moor salen un poco del pozo en el que se estacaron al inicio, y ya tienen un colchón de 3 puntos con la salvación.

Turno ahora de uno de los equipos más atractivos y sorprendentes del año, el Southampton, quienes tenían como rival al correoso West Ham United. Los locales domaron el balón, pero el mayor número de disparos fue para los de la capital. Ninguno pudo sacar ventaja de los tres tiros a puerta que realizaron y se marcharon del verde con unas tablas sin goles que no deja alegrías, pero tampoco enfados.

Si antes hablábamos de un festín, este partido lo fue para el Leeds United. La visita de los ‘whites’ a The Hawtrons, casa del West Bromwich Albion, no tuvo más que un solo protagonista. Los de Marcelo Bielsa dominaron de cabo a rabo a los locales y al descanso ya tenían un marcador de 0-4 a favor, con los goles de Sawyers (en propia meta), Alioski, Harrison y Rodrigo. Ya en la segunda mitad, Rapinha quiso sumarse a esta fiesta de Navidad y anotó otro gol más para cerrar con un 0-5 el año del ascenso a Premier League.

Tras una frenética tarde de partidos a la vez, llegó el que en principio era el plato fuerte del día, el duelo entre Manchester United y Wolves en Old Trafford. Los diablos rojos comenzaron fuertes, con alguna que otra ocasión, no obstante, los lobos de Nuno respondían en cuanto tenían la ocasión. El encuentro era más parecido a la liga portuguesa que a la inglesa, puesto que los protagonistas fueron Bruno Fernandes y los incontables lusos del conjunto naranja. Finalmente, Marcus Rashford, un hombre de la cantera roja dictó sentencia en el descuento, lo que le da alas a su equipo para, quién sabe, poder aspirar al título.

  • El último día del año

La última jornada con partidos del año fue como los 366 días anteriores. Todo tan raro como que el choque entre Tottenham y Fulham se tuvo que aplazar debido a otro brote del virus. Este fue el segundo en la misma semana, aunque la Premier League ya afirmó que no piensa suspender la competición.

Dejando atrás lo malo, Newcastle y Liverpool midieron sus fuerzas en St. James' Park. Las urracas regalaron la posesión a los de Klopp, quienes no acertaron de cara a puerta. Cuando Salah tiene una de sus típicas jugadas driblando y con el disparo con rosca y no va a puerta, algo va mal. La única buena noticia para los 'reds' fue el regreso de Thiago Alcántara, que disputó unos 20 minutos de manera destacada con los que, de momento, están líderes con 33 puntos.

Así se cerró el 2020 en la Premier League, un sinfín de partidos y goles de los que todos los aficionados disfrutan a pesar del catastrófico año que se ha vivido.

 

  • Resultados y goleadores

Crystal Palace 1 – 1 Leicester City:

Zaha 58’; Barnes 85’.

Chelsea 1 – 1 Aston Villa:

Giroud 34‘; El-Ghazi 51‘.

Everton – Manchester City: aplazado.

Brighton & Hove Albion 0 – 1 Arsenal:

Lacazette 66’.

Burnley 1 – 0 Sheffield United:

Mee 32’.

Southampton 0 – 0 West Ham United.

West Bromwich Albion 0 – 5 Leeds United:

Sawyers 9’; Alioski 31’; Harrison 36’; Rodrigo 40’; Rapinha 72’.

Manchester United 1 – 0 Wolves:

Rashford 93’.

Tottenham Hotspur - Fulham: aplazado.

Newcastle 0 - 0 Liverpool.

 

VAVEL Logo