Remontadas históricas: Real Madrid - Inter de Milán 1984/85, la segunda remontada seguida
Foto: Centro de patrimonio histórico de la fundación Realmadrid / realmadrid.com

Remontadas históricas: Real Madrid - Inter de Milán 1984/85, la segunda remontada seguida

Una gesta histórica como la que logró un 24 de abril del 1985 ante el Inter de Milán es lo que necesita hoy el Real Madrid. Un club que tiene en la Champions un reflejo de su grandeza y que necesita ganarle al Borussia por 3 a 0 en el estadio del miedo escénico, en el Santiago Bernabéu, para pasar a la final y luchar por la 'Décima'.

Monica
Monica Elena Circiumaru

El Real Madrid y sus aficionados sueñan con al 'Décima'. No dejaron de hacerlo desde el día en que lograron su novena Copa de Europa. Están en semifinales. Delante tienen a un Borussia que en el partido de ida se impuso por 4 a 1, pero en sus botas, los 11 gladiadores blancos que intentarán hacer honor a un escudo y a una historia, tienen las ilusiones de todos los madridistas y la posibilidad de convertirse en eternos.

El escenario es el mejor que se pudiera imaginar, el Santiago Bernabéu que tantas noches de gloria presenció, como la de un 24 de abril de 1985, en la que el equipo 'merengue' remontó ante el Inter de Milán y pasó a la final de la Copa UEFA. Un día histórico para los que llevan el sentimiento madridista dentro de sus corazones.

En octavos el conjunto madridista ya consiguió una gesta histórica al remontarle al Anderlecht. Tras pasar esa ronda, los blancos se verían las caras con el Tottenham a quien eliminaron tras ganar 0-1 en Londres y empatar 0-0 en Madrid en la vuelta. En semifinales, el Inter.

El Real Madrid llegaba tocado anímicamente a esta eliminatoria tras una mediocre temporada liguera en la que el conjunto blanco cabalgaba quinto en el campeonato doméstico y acababa de recibir un serio revés frente al Atlético de Madrid en forma de 0-4.

En la ida de esa semifinal, el Real Madrid saltó al césped del Giusseppe Meazza con Miguel Angel, Chendo, Sanchís, Salguero, Camacho, Isidro, Gallego, Lozano, Martín Vázquez, Butragueño y Valdano, mientras que el Inter lo hizo con Zenga, Baresi, Marini, Bergomi, Mandorlini, Sabato, Brady, Pasinato, Cucchi, Altobelli y Rummenige.

Mal partido de los madridistas, que ni tan siquiera chutaron a puerta en los 90 minutos. Perdieron por 2 a 0: 1-0, Brady (26' de penalti) y 2-0 Altobelli (57', resuelve un mano a mano frente a Miguel Ángel tras una gran asistencia de Rummenigge). Fue en este partido que Juanito revivió aquella fras eque utilizaron los blancos ya en la temporada 55/56: "Noventa minuti en el Bernabéu son molto longo".

Tocaba, a partir de ese momento, conjurarse para repetir la gesta de 4 meses antes frente al Anderlecht. Aunque, a diferencia de aquella eliminatoria, el Real Madrid tendría que hacerlo con las bajas de los lesionados Butragueño y Ángel y la Sanchís, sancionado. Además, el Real Madrid tenía nuevo entrenador, Luis Molowny, en sustitución de Amancio Amaro. La prima para los jugadores estaba fijada en 900.000 pesetas por cabeza en caso de clasificarse para la final. El encuentro no fue televisado en directo en España sino que TVE lo emitió en diferido a las 12 de la noche.

El Real Madrid saltaba al césped del Santiago Bernabéu con  Miguel Ángel, San José, Salguero, Stielike, Camacho, Chendo, Gallego, Míchel, Pineda, Santillana y Valdano. El Inter lo hacía con Zenga, Bergomi, Bini, Collovati, Mandorlini, Baresi, Sabato, Cuchi, Brady, Altobelli y Rummenigge.

La grandeza del fútbol volvió a relucir en el Bernabéu. El equipo de Molowny superó el mal planteamiento del Inter, que sólo pudo levantar alguna vez cabeza gracias a Altobelli. Fueron los primeros minutos de la segunda parte, los únicos buenos del Inter. Pero Molowny supo hacer los cambios adecuados para matar cualquier esperanza de reacción interista.

El Madrid se transformó, marcó los goles en los momentos justos. El equipo madridista, que llevaba 6 partidos sin marcar un gol, metió 3 imparables, como mandan los cánones, rasos y junto a la cepa del poste. Y pudo marcar más. Zenga hizo 3 paradas espléndidas a disparos de Chendo, Juanito y Pineda.

El partido acabó con un 3 a 0 a favor de los blancos: 1-0, Santillana (9', resuelve un barullo en el área tras un centro de Chendo desde la banda izquierda); 2-0: Santillana (41', con un cabezazo espectacular, tras un preciso centro de San José desde el extremo derecho); 3-0 Míchel (59', aprovecha un balón suelto para chutar raso y colocado a la izquierda de Zenga).

Como bien decía el periodista Juan José Fernández: "El Madrid y esta Copa de la UEFA pasarán a la historia". Hoy, martes, 30 de abril de, 28 años después de aquella histórica noche, el Real Madrid se encuentra en la misma situación. Un 3 a 0 en el Santiago Bernabéu le sirve para pasar a la final, esta vez, de la Champions League. Los que vivieron esa noche quieres volver a vivirla y los que no quieren por primera vez, presenciar una remontada histórica.

IDA

VUELTA

VAVEL Logo